El yihadista marroquí de Finlandia es un joven refugiado

Un homenaje en el lugar del suceso./Reuters
Un homenaje en el lugar del suceso. / Reuters

Solo atacó directamente a mujeres y fue detenido tras asesinar a dos personas y herir a otras ocho con un cuchillo

JUANJO GALÁN (EFE)Helsinki

El yihadista marroquí de 18 años detenido tras asesinar este viernes a dos personas y herir a otras ocho con un cuchillo en la ciudad de Turku, en el suroeste de Finlandia, era un solicitante de asilo que llegó al país nórdico a principios de 2016, informó hoy la Policía finesa.

El agresor, que continúa ingresado en cuidados intensivos tras recibir un disparo en la pierna, atacó a los viandantes en pleno centro de la ciudad de forma aleatoria, aunque la Policía sospecha que eligió preferentemente a víctimas femeninas.

"Creemos que las víctimas fueron elegidas al azar, pero su objetivo primordial fueron mujeres. De las diez víctimas, ocho son mujeres y los únicos dos hombres heridos fueron atacados por intentar ayudar a las mujeres o detener al agresor", dijo en rueda de prensa la portavoz policial Krista Granroth.

Las dos víctimas mortales son dos mujeres de 67 y 15 años, explicó la Policía, una de las cuales falleció de inmediato y la otra en el hospital. Dos de los ocho heridos continúan ingresados en cuidados intensivos, aunque no se teme por su vida, mientras que el resto sufre heridas menos graves y algunos han sido ya dados de alta. Entre los heridos hay una persona de nacionalidad sueca, una italiana y una británica que en un primer momento dijo ser sueca.

Las fuerzas de seguridad arrestaron durante la pasada noche en un piso de Turku a otros cuatro marroquíes que estuvieron en contacto con el agresor y actualmente investigan si tuvieron algo que ver con el ataque. Asimismo, la Policía finlandesa investiga, en cooperación con Interpol, si el ataque de Turku guarda algún tipo de relación con los atentados de las ciudades españolas de Barcelona y Cambrils, que también fueron perpetrados por ciudadanos marroquíes.

La Policía explicó que la investigación avanza despacio porque el joven yihadista se ha negado a contestar a sus preguntas en el hospital y está a la espera de poder interrogarle para obtener más información. Tras enterarse de que el ataque tuvo motivos terroristas, el primer ministro finlandés, Juha Sipilä, convocó a su gabinete para conocer de primera mano todos los detalles de la investigación policial y analizar la situación.

Nivel de alerta

"Ahora debemos mantenernos unidos, al odio no se le contesta con odio", escribió Sipilä en su cuenta de Twitter. El suceso ha conmocionado al tranquilo país nórdico y el Gobierno finlandés ha decretado hoy jornada de duelo, por lo que las banderas ondean a media asta en todos los edificios de las principales ciudades.

Finlandia elevó el pasado junio el nivel de alerta desde "bajo" a "elevado", el segundo de un máximo de cuatro, debido al incremento de la amenaza terrorista en Europa.

Los atentados del jueves en Barcelona y Cambrils, en los que murieron 14 personas y un centenar resultaron heridas, hicieron que las autoridades finlandesas se plantearan aumentar de nuevo el nivel de alerta, aunque finalmente decidieron mantenerlo en "elevado".

No obstante, tras el ataque de Turku se ha aumentado temporalmente la presencia policial en las calles y la vigilancia de las principales redes de transporte, incluidos aeropuertos, puertos y estaciones de ferrocarril y autobús. Aun así, las fuerzas de seguridad han decidido hoy que el ataque de Turku no es motivo suficiente para elevar un grado más el nivel de alerta terrorista.

Temas

Turku

Fotos

Vídeos