El Daesh derriba un helicóptero militar iraquí

La aeronave se estrelló en una zona controlada por las fuerzas gubernamentales, con lo que se pudieron recuperar los cadáveres de los dos oficiales fallecidos

EFEEl Cairo

El grupo terrorista Estado Islámico (EI) afirmó que el helicóptero militar iraquí que se estrelló este miércoles en el centro del país en realidad fue "derribado".

El helicóptero, de tipo M35 y de fabricación rusa, se estrelló cerca de la ciudad de Beyi, en el centro del país, debido a un fallo técnico, según la Comandancia de las Operaciones Conjuntas.

En un breve comunicado difundido por la agencia Amaq, vinculada a los yihadistas, el EI contradijo la versión oficial y sostuvo que el helicóptero fue "derribado", sin aportar más detalles.

La aeronave se estrelló en una zona controlada por las fuerzas gubernamentales, a 10 kilómetros de la ciudad de Beyi, con lo que se pudieron recuperar los cadáveres de los dos oficiales fallecidos, según fuentes de seguridad.

La semana pasada, las fuerzas iraquíes retomaron la ofensiva contra el EI para expulsar a esa organización terrorista de la provincia septentrional de Nínive y de su capital, Mosul.

Los distritos en el este de Mosul

13.000 nuevos desplazados en cinco días

Según la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA), 125.568 personas se han visto desplazadas de Mosul, una ciudad de unos 1,5 millones, y más de 13.000 han huido en los cinco días que siguieron al inicio de la segunda fase de la operación el pasado 29 de diciembre.

Esto supone un incremento de casi el 50 por ciento en el número de desplazados al día desde Mosul tras varias semanas de relativa calma en la ofensiva. Desde que comenzó la operación, las fuerzas iraquíes han logrado recuperar alrededor de una cuarta parte de Mosul.

"Por fin fuimos liberados", ha declarado a Reuters otro residente de Mithaq por teléfono. "Temíamos que los combates serían feroces, pero fue fácil en comparación con otras zonas. Los miembros de Daesh huyeron sin ofrecer mucha resistencia", ha precisado.

Las fuerzas iraquíes han continuado este miércoles con su avance en el este de Mosul y han arrebatado otros dos distritos más al grupo terrorista Estado Islámico, según fuentes de seguridad, mientras miles de civiles siguen huyendo de los combates.

Una unidad de elite del Ministerio del Interior ha entrado en el distrito de Mithaq y está procediendo a su limpieza este miércoles, según las fuentes, mientras que las fuerzas antiterroristas recuperaron una zona industrial el martes.

Los milicianos están aprovechando la orografía de la ciudad en su propio beneficio, escondiendo coches bomba en las calles estrechas, apostando francotiradores en edificios altos con civiles en las plantas bajas, y construyendo túneles subterráneos y pasadizos a nivel de superficie entre edificios.

"Teníamos mucho miedo", ha contado un residente de Mithaq. "Una unidad antiaérea de Daesh estaba posicionada cerca de nuestra casa y abría fuego contra los helicópteros. Podíamos ver a un pequeño número de milicianos de Daesh en la calle con armas ligeras y de tamaño medio. Fueron alcanzados por los aviones", ha precisado.

La mayoría de los que huyen proceden de los distritos del este pero los residentes del asediado oeste, todavía bajo el control de los milicianos, están tratando cada vez más de escapar, escalando puentes bombardeados por la coalición internacional y cruzando el Tigris en embarcaciones.

Pese a la falta de agua y alimentos, la mayoría de los residentes de Mosul se han quedado en sus casas en lugar de escapar, como se esperaba antes de que comenzara la ofensiva militar para recuperar la ciudad el pasado 17 de octubre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos