diariovasco.com
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 16 / 25 || Mañana 19 / 25 |
más información sobre el tiempo
Estás en: >
Noticias

INNOVACIÓN

Las ideas de negocio también crecen con la inversión de los ciudadanos

Una empresa española se convierte en abanderada del P2P lending, un sistema que pone en contacto a quien necesita un crédito con los que quieren obtener una rentabilidad elevada por su dinero

29.12.12 - 10:00 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Las ideas de negocio también crecen con la inversión de los ciudadanos
Arturo Cervera, CEO y fundador de Comunitae. Óscar Chamorro
Las entidades bancarias sostienen que no han modificado sus criterios para la concesión de préstamos, según la última encuesta del Banco de España. Sin embargo, los créditos al consumo se han recortado un 4,7%. Ante este panorama y con la estafa de las participaciones preferentes en la memoria, comienzan a despuntar propuestas tan antiguas como innovadoras: que sean los propios ciudadanos los que se presten dinero entre sí. Son conocidos como P2P lending y, en España, la empresa Comunitae.com es pionera en este campo. Lanzada en junio de 2009 con dos millones de euros de financiación, es ahora cuando, tras el visto bueno del Banco de España, ha conseguido la inversión necesaria para crecer. Comunitae concede y gestiona préstamos desde 1.000 hasta 15.000 euros. La originalidad es que no es ella quien presta sino otros usuarios.
Su diferencia principal con el crowdfunding es que en este último la gente financia proyectos con la única recompensa de verlos terminados. En el caso del P2P lending una persona pide un préstamo y otras se lo financian. Quien pide el préstamo obtiene el crédito y quien lo presta puede obtener una rentabilidad muy superior a la que le ofrece un banco. “El tipo de interés que abona quien pide la ayuda es similar al de los bancos, entre un 8 y un 15% en función de su solvencia y según el plazo”, explica Arturo Cervera, CEO y fundador de Comunitae. Cervera ha trabajado en la banca convencional. Hace unos años descubrió Zopa, el sistema de préstamos entre personas que funciona en Reino Unido. “Me pareció que era un modelo muy sensato y decidimos ponerlo en marcha en España”, recuerda.
Comunitae realiza una evaluación del perfil del solicitante (sólo se aprueban el 10% de los préstamos solicitados) y aconseja a los donantes –Cervera prefiere hablar de “donantes” en lugar de prestamistas– que diversifiquen su dinero en varios proyectos. No es una sola persona la que presta todo el dinero a otra sino que son muchas las que aportan entre 50 y 1.000 euros a otras. Sólo la empresa conoce la identidad de inversores y financiados. La empresa presenta a cada inversor una serie de clientes catalogados como A, B y C y, en función del riesgo (asociado a la rentabilidad que va a obtener por su dinero), este decide a quién va a prestar. Por su parte, Comunitae obtiene sus ingresos de dos formas: factura una comisión de apertura a quien pide el préstamo y un 1% anual a quien lo concede en concepto de gastos de administración. Cuando quien recibió el préstamo comienza a pagar sus cuotas, la empresa ingresa cada mes la parte proporcional correspondiente del capital y los intereses en la cuenta de quien prestó el dinero.

Poco dinero en muchos proyectos
La Asociación de Antiguos Alumnos de la Universidad Politécnica de Valencia ha sido la última organización que ha utilizado el sistema de créditos de Comunitae. Su iniciativa consiste en financiar las tasas universitarias de los actuales alumnos, a los que se conceden créditos de hasta 2.000 euros. La idea es que los estudiantes tengan facilidades para afrontar unos costes que han subido este año un 7,5%.
Cervera reconoce que este sistema de préstamos ha existido siempre a nivel local. “Las financiaciones extrabancarias han funcionado mucho en las zonas de China o Latinoamérica donde no había bancos”. Pese a lo interesante de la idea, Comunitae.com no lo tiene fácil para hacerse con un hueco en un sector tan complicado como el del crédito. Su fundador destaca que, en igualdad de condiciones, no existe ningún motivo objetivo para preferir pedir un préstamo a un banco convencional o a Comunitae. “Hay dos tipos de público: el que prefiere ir a una oficina física y el que utiliza Internet, que solicita un préstamo en varios sitios y continúa con la solicitud en todos ellos hasta ver cuál le ofrece las mejores condiciones de devolución. Ese es nuestro cliente”, explica.
La empresa admite que no es ajena a los índices de impago, una cifra que se sitúa en un 1,5%. Por ello, recomiendan comenzar con 50 préstamos de 50 euros (2.500 euros en total), de forma que haya pocas posibilidades de que las ganancias se vean afectadas por un cliente moroso. Reconocen que el volumen de préstamos personales que manejan con respecto a la banca es “minúsculo” pero también catalogan esta alternativa como “irreversible”. “La gente se indigna de que los bancos no cumplan con su función. La maravilla de este sistema es que la decisión se traslada a la gente, democratizando el proceso de recirculación del dinero”, concluye Cervera.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Las ideas de negocio también crecen con la inversión de los ciudadanos
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.