La última agresión sexual denunciada vuelve a tener como víctima a una menor

La corporación municipal guardó un minuto de silencio en repulsa de la presunta agresión.
La corporación municipal guardó un minuto de silencio en repulsa de la presunta agresión. / MICHELENA

El Ayuntamiento de Donostia aprueba una declaración institucional en repulsa de este tipo de agresiones que «no tienen cabida en la ciudad»

ESTRELLA VALLEJOSAN SEBASTIÁN.

La investigación sobre la presunta agresión sexual cometida la madrugada del pasado martes en el monte Urgull continúa abierta. La Ertzaintza analiza las circunstancias en las que se pudieron producir los hechos denunciados por una joven menor de edad y que sucedieron durante la celebración de la víspera de la Virgen de la Semana Grande donostiarra. Se trata de la última denuncia contra la libertad sexual hacia una menor tramitada en una comisaría guipuzcoana de la Ertzaintza, donde ya se han registrado hasta tres demandas por violación a menores en lo que va de año -un caso en febrero en Tolosa y dos en Zarautz, a comienzos del verano-.

La víctima, que no alcanza la mayoría de edad acudió a primera hora de la mañana del martes a las dependencias de la policía autonómica para trasladar la supuesta agresión sufrida horas antes en el entorno del monte Urgull por parte de un varón del que se tienen pocos datos.

Más información

El relato de la joven activó automáticamente el dispositivo previsto para casos de agresión, aunque según fuentes consultadas ningún sospechoso ha sido detenido ni identificado por el momento. No obstante, la Ertzaintza mantiene las labores de investigación para tratar de esclarecer en qué circunstancias se produjeron los hechos que motivaron la denuncia.

Declaración institucional

El alcalde de Donostia, Eneko Goia, por su parte, apeló ayer a la «prudencia», aunque señaló que el hecho de que exista una denuncia lleva al consistorio a insistir en que «las agresiones sexistas sobran» en la sociedad.

La Junta de Portavoces del Ayuntamiento donostiarra aprobó una declaración institucional tras conocer el nuevo caso. El texto muestra «su más rotunda condena hacia este tipo de agresiones» en un nuevo episodio de violencia machista ocurrido en la tercera jornada de la Semana Grande, unas fiestas encabezadas además por el lema 'No es no' que pretende concienciar de que cualquier falta de respeto es una agresión.

Asimismo, la corporación municipal calificó este tipo de hechos como «la expresión más despreciable de la violencia machista y de las actitudes de desigualdad de género que aún imperan en nuestra sociedad y contra la que este Consistorio se opone de manera contundente». Un problema para el que consideran «necesario» insistir en la educación en valores y en la igualdad entre hombres y mujeres, así como hacer hincapié en que «hay que actuar día a día en los factores que inducen este tipo de actitudes».

En la lectura de la declaración institucional, el alcalde, Eneko Goia, mostró su apoyo y solidaridad con la víctima de «esta lamentable agresión, así como a sus familiares y entorno cercano». El Ayuntamiento indicó ayer que ponía a disposición de la menor, los servicios de atención y apoyo jurídico, social y psicológico «así como cuanta ayuda pueda necesitar».

«Reiteramos que las agresiones sexistas están de sobra en nuestra ciudad» Eneko Goia, Alcalde de San Sebastián

«Que la ciudadanía siga disfrutando y participando de la Semana Grande, pero siempre desde el respeto» Eneko Goia

Asimismo, los portavoces de los grupos municipales acordaron guardar un minuto de silencio en contra de este tipo de hechos antes de que diera comienzo el tradicional hamaiketako del ecuador de la Semana Grande que un año más se celebró en el Salón de Plenos del Ayuntamiento.

La «valentía» de denunciar

El Consejo de la Juventud de Euskadi (EGK) también expresó ayer su solidaridad con la joven que denunció haber sufrido una agresión sexual en las inmediaciones del monte Urgull y aplaudió la «valentía» de las víctimas para realizar las denuncias.

En un comunicado, EGK señaló, además, que Donostiako Piratak ha informado de que han recibido varias llamadas en los últimos días en el teléfono que el colectivo que organiza el programa alternativo de la Semana Grande donostiarra ha facilitado para denunciar agresiones sexuales. Más concretamente, los Piratas apuntan haber registrado varias denuncias telefónicas en los cinco días de fiesta por actos perpetrados en la Flamenka -espacio habilitado en el Muelle- y en la calle 31 de Agosto.

En esa línea, EGK reivindicó que «todos los ataques contra el bienestar por el motivo de ser mujeres son violencia de género y deben estar reconocidos como tal». A su juicio, es «inadmisible» la violencia machista que «aún tiene lugar de forma tan grave y dura» en la juventud y recordó que actuar contra ella es «responsabilidad de toda la sociedad». Apuntaron que la violencia machista «es una de las dificultades para construir una sociedad basada en la igualdad. Además, esta violencia la pueden vivir personas de todo tipo de edades y condiciones. Lamentablemente, también las personas jóvenes», remarcaron.

Declaración institucional

1. Condena.
Nuestra más rotunda condena hacia este tipo de agresiones, en un nuevo episodio de violencia machista ocurrido en nuestra ciudad.
2. Apoyo.
Nuestro apoyo y solidaridad con la víctima de esta lamentable agresión, así como a sus familiares y entorno cercano. El Ayuntamiento pone a su disposición los servicios de atención y apoyo jurídico, social y psicológico así como cuanta ayuda pueda necesitar.
3. Educación en valores.
Este tipo de agresiones no son sino la expresión más despreciable de la violencia machista y de las actitudes de desigualdad de género que aún imperan en nuestra sociedad y contra la que este Consistorio se opone de manera contundente. Es necesario seguir trabajando en la educación en valores y en la igualdad entre hombres y mujeres, y es necesario asimismo insistir en que hay que actuar día a día en los factores que inducen este tipo de actitudes.
4. Minuto de silencio.
El Ayuntamiento realiza un minuto de silencio para mostrar su rechazo a este tipo de actitudes.

Fotos

Vídeos