Salud confirma que las fuentes propias de agua de Usurbil causaron la gastroenteritis

Potabilizadora de Petritegi de Aguas de Añarbe./MICHELENA
Potabilizadora de Petritegi de Aguas de Añarbe. / MICHELENA

El Ayuntamiento y Aguas del Añarbe explicarán hoy cuál ha sido el origen de la contaminación que ha motivado un brote de Norovirus en el municipio. Los valores de potabilidad ya han sido restituidos y desde ayer se puede beber del grifo

GAIZKA LASAUSURBIL

. Desde ayer, ya se puede volver a beber agua del grifo o de las fuentes de Usurbil. Los técnicos responden de su potabilidad. ¿Por qué ahora sí y antes no? Porque los resultados de las analíticas efectuadas la semana pasada en el municipio revelaron la «no aptitud» del agua, según confirmó ayer el departamento de Salud del Gobierno Vasco. ¿Por qué? ¿Cuál es la fuente de contaminación? Los vecinos tendrán que seguir preguntándoselo hasta media mañana de hoy. El alcalde, Xabier Arregi, y el director gerente de Aguas del Añarbe, José Ángel Ercilla, darán explicaciones en una rueda de prensa conjunta.

La resolución del brote de gastroenteritis va por fascículos. Tras la constatación de que una gran parte de sus vecinos padecían gastroenteritis durante la semana pasada, el jueves llegó el anuncio, por parte del Ayuntamiento y el departamento de Salud del Gobierno Vasco, de una investigación para conocer las causas. Al día siguiente se desveló la naturaleza de la indisposición que padecían muchos usurbildarras. Osakidetza aclaró que se había detectado un Norovirus en muestras biológicas de varios afectados. Se trataba de un virus que tiene curso benigno, que remite en pocos días y que se propaga muy rápidamente.

No se adelantó entonces cuál había sido el origen o causante del brote y durante el fin de semana las especulaciones y rumores se han disparado en los corrillos de un pueblo ávido de respuestas a un fenómeno más aparatoso que grave, significativo por el número de casos más que por su alcance sanitario. Las respuestas de fondo se esperan conocer hoy.

Las medidas de restricción del consumo de agua en Usurbil ya no son necesarias, dice Osakidetza

Se han detectado «recuentos elevados de gérmenes indicadores de contaminación en el agua»

El departamento de Salud del Gobierno Vasco reveló ayer por qué apuntó directamente al agua como causa de la gastroenteritis durante sus manifestaciones públicas de la semana pasada. Reconoció que para cuando el consejero Jon Darpón habló de que el brote «probablemente tendrá relación con el agua», ya se habían detectado «recuentos elevados de gérmenes indicadores de contaminación en el agua». En un comunicado, recordó que después de esta detección comunicó al Ayuntamiento de Usurbil la necesidad de informar a la población de la situación de no aptitud para el consumo del agua de la red. Y señaló asimismo que durante los últimos días, técnicos del departamento de Salud, junto con técnicos municipales de Usurbil y técnicos de Aguas del Añarbe, «han estado trabajando activamente en la investigación de las causas de la contaminación del agua». Hasta ahí. Los interrogantes que quedan sueltos se despejarán hoy.

Dos «aptos» en 48 horas

La literalidad de la nota emitida ayer por el departamento de Salud vuelve a poner el foco sobre las fuentes propias a las que recurre el Ayuntamiento, competente en materia de abastecimiento de agua. Volvía a poner de relieve que el agua de Añarbe -aproximadamente un 40% de lo que llega a Usurbil, según han asentido sus responsables durante la pasada semana- garantizaba su buen estado.

Su párrafo más significativo decía así. «Si bien los resultados de las analíticas de la red abastecida por Aguas del Añarbe han sido conformes en todo momento, las analíticas efectuadas en el municipio de Usurbil por la Unidad de Control y Vigilancia de Aguas del Añarbe confirmaron los resultados de no aptitud obtenidos en un primer momento por el Departamento de Salud». Fue Osakidetza también quien a primera hora de la tarde difundió el mensaje esperado por buena parte de los vecinos de Usurbil, que por la mañana habían sido «restituidos los valores de potabilidad del agua en el municipio». Por consiguiente, concluía que «las medidas de restricción del consumo de agua adoptadas en Usurbil ya no son necesarias».

Este aviso está contrastado con pruebas técnicas que han tenido que arrojar resultados satisfactorios durante dos días consecutivos. Técnicos de la mancomunidad de Aguas del Añarbe han tomado muestras de puntos diferentes del pueblo -bares, fuentes, polideportivos u otros lugares públicos- para analizar el agua en su laboratorio de la Estación de Tratamiento de Agua Potable de Petritegi. Según fuentes de Añarbe, «hace falta conseguir dos aptos seguidos durante 48 horas para que se levante la restricción».

Restablecida la potabilidad y a falta de conocer las causas de la contaminación, el departamento de Salud quiso subrayar «la gran labor desarrollada y el esfuerzo realizado» por un equipo de trabajo integrado por profesionales de epidemiología de Salud Pública, microbiología del Hospital Universitario Donostia, de Atención Primaria del Centro de salud Usurbil, de Sanidad ambiental y del servicio socio-sanitario del Ayuntamiento de Usurbil. Dirigió su mensaje de gratitud asimismo a «las farmacias de la localidad y al resto de personas y entidades que se han implicado para hacer frente a este brote poblacional».

Por su parte, valoró de manera positiva el trabajo conjunto llevado a cabo por técnicos del Ayuntamiento con técnicos de Aguas del Añarbe, los garantes a la postre de que el abastecimiento a los vecinos de Usurbil se realice con plenas garantías de potabilidad y calidad del agua. A las dos instituciones corresponderá hoy dar explicaciones sobre lo acaecido en el pasado más reciente y avanzar los planes para el futuro próximo de cara a transmitir a la población seguridad en cuanto al consumo de agua.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos