Pronostican un día de Santo Tomás con cielos grises pero sin lluvias en Gipuzkoa

Pronostican un día de Santo Tomás con cielos grises pero sin lluvias en Gipuzkoa

Las temperaturas serán frescas, con máximas que podrían llegar hasta los doce grados

J. PEÑALBASAN SEBASTIÁN.

Gipuzkoa podrá celebrar mañana el día de Santo Tomás sin lluvias. Los pronósticos son este año bastante favorables para una jornada en la que las calles se convierten en el principal escenario de la fiesta. No lloverá pero tampoco hay muchas esperanzas de que luzca el sol.

Según el pronóstico efectuado por Margarita Martín, delegada de la Agencia Estatal de Meteorología- Aemet en el País Vasco, «tendremos un día gris, con nubes bajas pero sin precipitación». La meteoróloga precisa que habrá nieblas nocturnas y brumas matinales. «El ambiente será húmedo, pero reitero que no se espera que llueva en la costa», precisa.

La cifra

5
grados
es la temperatura mínima que se espera en la festividad de Santo Tomás
No será muy baja, y aunque no se espera que llueva, en el ambiente se percibirá cierto grado de humedad. La máxima serán 12 grados, que se alcanzarán en torno al mediodía de mañana.

Las temperaturas, no obstante, serán frescas. La máxima podría llegar hasta los 12 grados y las mínimas tampoco serán muy bajas. Se situarán en torno a 5º. «Será una jornada gris en todos los sentidos, sin lluvia, sin viento, con algo de humedad».

El viernes, los cielos permanecerán todavía más cubiertos, y el riesgo de que llueva aumentará. «Habrá más nubes y a partir del mediodía podrían caer algunas gotas, ya que entra un frente desde Francia. Hará más frío y en lugar de 12 grados de máxima nos quedaremos en 10º», indica la meteoróloga.

Para el sábado, las condiciones empeoran ligeramente. Lloverá en el oeste de Gipuzkoa, también en Bizkaia y en Álava. Las precipitaciones serán de nieve por encima de los 900 metros de altitud.

Y para la jornada de Nochebuena se prevé la irrupción de viento del sur como consecuencia de la llegada de un frente cálido que precede a otro frío. El viento sur se mantendrá durante toda la noche, si bien la mañana del día 25 podría llover, aunque solo dejaría precipitaciones en la costa.

A partir del lunes, los modelos meteorológicos pronostican la llegada de un nuevo temporal que, si los pronósticos se cumplen, dejará abundantes lluvias así como nevadas a cotas bajas. Esa depresión se dejará sentir de manera notable a partir del martes de la semana que viene y se mantendría cuatro días.

La borrasca sería la primera de proporciones considerables del invierno. La nueva estación comenzará mañana, a las 17.28 horas, hora oficial peninsular, y finalizará el 20 de marzo de 2018 con el comienzo de la primavera, por lo que la estación durará 88 días y 23 horas, según cálculos del Observatorio Astronómico Nacional.

En la noche del 31 de enero habrá un eclipse total de luna que será visible en Asia, Australia, el Pacífico y Norteamérica, pero no en España. Tampoco se podrá apreciar el eclipse parcial de sol que tendrá lugar el 15 de febrero, que sí será visible en la Antártida, Argentina y Chile.

El invierno también dejará lluvias de meteoros. La primera de esta estación y, por tanto, del año, será la de las Cuadrántidas, cuyo máximo pico de actividad se dará hacia el 3 de enero, y se podrá ver sin necesidad de telescopios.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos