Las obras de la variante del Topo en Donostia comienzan dentro de un mes

Punto de información en la estación del Topo de Amara. / Fraile

El Gobierno Vasco habilita un punto de información sobre el proyecto, que finalizará en 2022

Amaia Chico
AMAIA CHICO

Un mes. Ese es el tiempo que resta para que a principios de noviembre se inicien las obras de ampliación del Topo por el centro de San Sebastián, y la aún controvertida variante ferroviaria empiece a tomar forma hasta llegar a ser una realidad en 2022. Serán cuatro años de trabajos para horadar los 4,2 kilómetros de túnel que cruzarán bajo tierra, hasta a 80 metros de profundidad, los barrios del Centro y el Antiguo para enlazar mediante una vía continua, sin fondos de saco, las actuales estaciones de Amara y Lugaritz. Cuatro años de trabajos que, pese a ser subterráneos, provocarán afecciones a los vecinos más próximos al trazado y a las nuevas estaciones que contempla. Y, por eso, el Gobierno Vasco ha anunciado este miércoles la apertura de diferentes canales de información, uno físico en la estación de Easo, y la convocatoria de varias reuniones técnicas con los vecinos para aclarar «dudas» y minimizar quejas.

Los primeros interpelados, que recibirán una carta para informarles sobre esos encuentros a partir de la próxima semana, son los habitantes del entorno del instituto Antigua-Luberri, en la calle Zarautz. Allí, concretamente en la intersección con la calle Eugenio Imaz, se abrirá dentro de un mes la primera rampa (o boca) de ataque por la que entrarán las máquinas. Lo primero que apreciarán los vecinos será el vallado que acotará la zona, y a partir de ahí, confió la consejera de Infraestructuras, «intentaremos que la afección sea mínima».

Arantxa Tapia ha asegurado que se han realizado análisis en los edificios de viviendas que quedarán encima del túnel, y aunque no ha descartado que se pueda notar alguna vibración conforme las máquinas vayan abriéndose camino bajo tierra, ha confiado en que no se produzcan incidencias importantes. «Pero si aparecen, se subsanarán», ha garantizado.

Este primer tramo Lugaritz-Miraconcha consta de 2,1 kilómetros, contempla una nueva estación a la altura de Benta Berri, y cuenta con un presupuesto de 38,1 millones de euros. Los trabajos comenzarán desde la mencionada calle Zarautz, pero de «forma progresiva» se irán extendiendo en los próximos meses -con las consiguientes afecciones- a otros puntos de la zona.

Los más visibles serán las dos entradas a la estación. Una, la ubicada más al sur, se situará entre el polideportivo de Benta Berri y la calle Zarautz, donde se habilitará también un ascensor. Y la segunda, desembocará en la plaza Benta Berri, junto a la calle Sansustene. Además, los vecinos de la calle Aizkorri notarán los trabajos para abrir un conducto de ventilación. Y los del paseo Mikeletes percibirán movimiento, debido a que en ese punto se construirá un pozo de bombeo para reconducir las canalizaciones de agua que se vean afectadas al sistema de saneamiento de la ciudad.

En lo alto de Miraconcha, concretamente junto al polideportivo Pío Baroja, se abrirá la segunda rampa de ataque para ejecutar el túnel, tanto hacia el lado de Lugaritz como hacia el Centro y Easo, el segundo tramo que ETS licitó por 71 millones, y que en próximas semanas se adjudicará para que los trabajos puedan comenzar en marzo de 2018, y llegar al objetivo de «puesta en servicio» en 2022.

Puntos de información

Estación de Amara
Oficina de atención abierta de 10 a 13 horas y de 16 a 18 horas de lunes a viernes.
Web
La página topo.eus recogerá avisos y afecciones. Email: topo@ets-rfv.eus. Tfn: 943 504356
Reuniones con vecinos
Desde el día 10, cada martes durante cinco semanas. A las 18.00 horas en la Cámara de Comercio

El plazo comenzará a correr la última semana de este mes, cuando se complete el último trámite administrativo, y se firme el acta de replanteo con la UTE adjudicataria. Es decir, el último visto bueno a un proyecto que, según el diputado general de Gipuzkoa Markel Olano, marcará «un antes y un después» en el transporte público del territorio, una vez concluida la «rotonda de Gipuzkoa». «Es hora del tren», ha asegurado.

El alcalde de la ciudad, Eneko Goia, que también se ha acercado a inaugurar el punto de información en la estación de Amara donde se muestran planos y los datos principales del proyecto, ha ido aún más allá, y ha pronosticado que cuando entre en servicio el nuevo servicio del Topo, con mejores frecuencias y menos tiempos de espera (más similar al Metro), «nos plantearemos cómo pudimos vivir sin esto tanto tiempo». «Será un salto cualitativo», ha aseverado el primer edil, que ahora debe activar la reurbanización de la playa de vías de Easo.

Cronología

Fotos

Vídeos