«Mi madre se cayó y no me avisaron, me enteré al ver los moratones»

Familiares de otros pacientes también han presentado quejas en el Ayuntamiento

A. S. J. SAN SEBASTIÁN.

La alcaldesa en funciones, Lourdes Acebedo, atendió el miércoles a las quejas de varios familiares de usuarios de Atsobakar en una reunión que tuvo lugar en el consistorio lasartearra. «Lo que me preocupa es que muchos de ellos aseguran que tienen miedo de que se puedan tomar represalias contra los pacientes», señala Acebedo. Por ello prefieren que sus testimonios sean anónimos, y aclaran que hay muchos profesionales del centro «que realizan un trabajo maravilloso».

Una de las afectadas denuncia que su madre «se cayó y no me avisaron de nada. Me enteré porque empezó a quejarse de dolor, y descubrí que tenía moratones en un codo y en la espalda. Tuve que ser yo la que pidiera explicaciones a los responsables, y eso no puede ser».

Asimismo, se queja de la falta de higiene que detectaba en su madre, «a la que solo duchaban y cambiaban de ropa dos veces a la semana. Incluso llegaba a estar varios días con la ropa sucia de comida». Esta mujer, que visita a su madre cada día, asegura que desde hace meses es ella la que lava su ropa en casa. «Dejo las prendas sucias en una bolsa, y un día me encontré sus heces dentro de la misma. Le he dicho a la alcaldesa que no estoy tranquila, que quiero que saquen a mi madre de allí ya», reclama.

Otra afectada denuncia que su padre «entró andando hace unos meses y ahora va en silla de ruedas». Según cuenta, el hombre padece una lesión en un pie que le obliga a llevar una férula, «y apareció con la férula en la pierna buena. Tenía heridas en la pierna de las rozaduras, lo que indica que tuvo que llevarla mucho tiempo».

Fotos

Vídeos