Los guipuzcoanos necesitan vitamina D

La ausencia de días soleados provoca que cada vez más personas deban ingerir suplementos vitamínicos para contrarrestar el déficit de vitamina D, una recomedación médica habitual en países nórdicos

Los cielos nublados son la tónica de lo que llevamos de año en Gipuzkoa./
Los cielos nublados son la tónica de lo que llevamos de año en Gipuzkoa.
Ainhoa Múgica
AINHOA MÚGICA

En Gipuzkoa, en lo que va de año, ha llovido 114 días sobre los 161. Un tiempo húmedo que está afectando al estado anímico de los guipuzcoanos y agotando la paciencia de los que intentan tomarse esta situación climática con humor. Mientras las redes sociales y grupos de 'whatsapp' se llenan de 'memes' o bromas sobre la situación climática del territorio, parece que esta circunstancia está mermando la salud de algunos ciudadanos.

En los últimos meses, son muchos los pacientes que se han visto sorprendidos cuando su médico de cabecera les ha recomendado la ingesta de un suplemento vitamínico, para contrarrestar los niveles bajos de vitamina D. Así, Patricia García, de 51 años de edad, acudió al ambulatorio con un cansancio inusual. «Los resultados de la analítica de sangre determinaron que tenía los índices de vitamina D por debajo de los recomendados y el médico me recetó la ingesta una vez al mes de una pastilla de suplemento vitamínico» señala esta paciente donostiarra.

«La ingesta de suplementos como de vitamina D es habitual en países nórdicos» Teresa Serrano, edocrina en Policlínica Gipuzkoa y del Hospital Quirón

«Este tipo de tratamientos es muy habitual prescribirlo en países nórdicos donde las horas de luz en invierno son escasas» apunta Teresa Serrano, endocrina en Policlínica Gipuzkoa y del Hospital Quirón Salud. Los niveles de vitamina D se relacionan directamente con la exposición solar. El 90% de la absorción de vitamina D proviene de la exposición al sol, mientras que solo el 10% se asimila a través de ingesta de alimentos que poseen grasa animal o el aceite de pescado.

«A los pacientes que tienen los niveles de vitamina D por debajo de los 30 nanogramos por decilitro, se les suministra un suplemento vitamínico que normalmente se retira en primavera y verano. Este año, muchas personas continúan en tratamiento porque no han recuperado los niveles óptimos de vitamina D» apunta la doctora Serrano.

«Los pacientes que han padecido cáncer de piel o están en riesgo no pueden jugar a exponerse al sol sin protección» Jorge Soto, dermatólogo de Policlínica Gipuzkoa

Además, en caso de pacientes que padecen un historial de enfermedades relacionadas con la piel o sufren problemas dermatológicos y que utilizan foto protectores de alta intensidad, tienen niveles de vitamina D por debajo de 30 nanogramos por decilitro y deben ingerir un suplemento vitamínico. «Los pacientes que han padecido cáncer de piel o están en riesgo no pueden jugar subir los niveles de vitamina D a expensas de quemarse» señala el dermatólogo Jorge Soto de Policlínica Gipuzkoa. «Lo que no hay que crear a la población es la sensación de contradicción entre protegerse del sol para evitar quemaduras y exponerse en exceso» señala el doctor Soto, que destaca que para absorber niveles óptimos de dicha vitamina hay que exponer el 10% del cuerpo durante 20 minutos al día. «Vaticino un futuro con mucha gente tomando vitamina D» concluye el dermatólogo Jorge Soto.

El 90% de la vitamina D proviene de la exposición solar, mientras que solo el 10% se absorbe a través de la dieta

En los últimos seis meses, las farmacias guipuzcoanas han experimentado un aumento de la demanda de este suplemento, según datos facilitados por el Colegio de Farmacéuticos de Gipuzkoa. «No sabemos exactamente cuál es el motivo exacto de este incremento. Hace un año, salió a la venta este suplemento vitamínico en formato pastillas y facilita su consumo, ya que antes sólo se vendían ampollas bebibles» señala Ángel Garay, presidente del Colegio de Farmacéuticos de Gipuzkoa.

¿Cómo saber si tenemos carencia de vitamina D?

Los síntomas de la carencia de la vitamina D son variados y su ausencia se detecta mediante un sencillo análisis de sangre. Falta de energía, debilidad muscular, dolores óseos y articulares son algunos de los signos de su falta.

No hay síntomas específicos, que pongan en alerta al paciente. Los niveles bajos de vitamina D son un factor de riesgo de sufrir osteoporosis porque el calcio no se fija bien en los huesos y por lo tanto se puede romper con más facilidad.

Los síntomas de la carencia de la vitamina D son variados y su ausencia se detecta mediante un sencillo análisis de sangre

Los médicos consultados aseguran que este desequilibrio vitamínico se compensa con un sencillo tratamiento de ingesta semanal o mensual, dependiendo de los casos, de una cápsula o ampolla bebible de vitamina D. Los ancianos y niños son los sectores de la población que más pueden padecer la falta de vitamina, además de aquellas personas que sufren patologías dermatológicas que impiden exponerse a los rayos ultravioleta sin protección o personas que no se exponen a la luz solar.

La previsión meteorológicas para este verano, según las témporas, no mejora ya que el Pastor del Gorbea señaló hace varios días que no va a haber «ni tres días seguidos de sol» . Por lo tanto, si nada cambia, parece que los niveles de vitamina D de los guipuzcoanos continuarán bajos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos