Gipuzkoa registra un delito contra la libertad sexual cada tres días

Cientos se personas expresaron su indignación por las agresiones sexuales cometidas en Zarautz. / JOSÉ MARI LÓPEZ

De enero a junio, la Ertzaintza ha contabilizado en el territorio 63 casos, de los que 24 han sido agresiones

JAVIER PEÑALBASAN SEBASTIÁN.

Los delitos contra la libertad sexual han experimentado un preocupante aumento en el primer semestre del año en Euskadi. De enero a junio se llevan contabilizados 218 delitos, 48 más que durante el mismo periodo del año anterior, lo que representa un incremento del 28%. Los datos no son positivos. Las reiteradas campañas de concienciación para evitar los ataques sexistas no terminan de dar los frutos que se esperan. El goteo de agresiones es continuo y cada día se produce de media en la comunidad autónoma un delito de carácter sexual. En Gipuzkoa, este tipo de ilícitos ha subido un 26%, al pasar de 50 a 63 casos, uno cada tres días.

Los datos fueron dados a conocer ayer por el Departamento de Seguridad en el balance semestral sobre de la criminalidad. El informe constata en términos generales una evolución favorable en «casi todos» los principales capítulos delictivos, incluidos los considerados estratégicos por la Unión Europea por la alarma social que generan como homicidios, robos en viviendas, robos con violencia, sustracción de vehículos y tráfico de drogas.

Los datos

218
delitos de índole sexual se llevan cometidos en los seis primeros meses de este año en Euskadi. Del total, 71 han sido agresiones.
2
homicidios se han perpetrado este año. Uno de ellos se cometió en enero, en Andoain, donde una persona provocó un incendio.

Casi el doble que en 2016

El gran lunar, sin embargo, se sitúa en las infracciones penales contra la libertad sexual. La sucesión de casos no se detiene. Los delitos se han incrementado un 28,2%, al pasar de los 170 que se registraron en el primer semestre de 2016 a los 218 en el mismo periodo de este año.

Destaca, no obstante, la subida que se ha observado en la modalidad más grave de este ilícito como son las agresiones. En este apartado, el aumento ha sido del 47%, ya que pasan de los 48 delitos del pasado ejercicio a los 71 registrados en los primeros seis meses.

En el capítulo de otros delitos que también se enmarcan en el código dentro del título contra la libertad sexual el incremento ha sido del 20%, de 122 a 147.

Por territorios, Gipuzkoa contabilizó 63 delitos, 13 más que en el primer semestre del pasado año. Las agresiones en el territorio, por su parte, han crecido un 84%, al pasar de 13 a 24. Entre ellas se encuentra una de las dos agresiones que se registraron en Zarautz en el transcurso de una semana.

En Donostia se llevan contabilizados 18 delitos sexuales, diez más que en el primer semestre de 2016. En la capital, las agresiones también han subido, de 3 a 7. En Irun, por el contrario, estos delitos han caído de 9 a 2 y ambos han sido agresiones.

En Bizkaia, la modalidad delictiva ha crecido un 16%, de 99 a 115 casos, de los que 41 son agresiones, en tanto que en Álava el ascenso ha sido del 90%, de 21 a 40, de los que seis han sido agresiones.

Pero no todo han sido delitos. También se han practicado detenciones. En estos seis meses transcurridos, agentes de la Policía vasca han practicado 106 arrestos por esta clase de infracciones penales. De ellos, 104 han sido varones y dos mujeres. Veintidós se han visto incursos en agresiones. En Gipuzkoa, el número de detenciones ha sido de 37, nueve de ellas por delitos de agresiones. En Bizkaia se han practicado 49 arrestos, y 20 en Álava.

El balance ofrecido por el departamento de Seguridad constata, por otro lado, que en el primer semestre se han registrado 39.595 infracciones penales, lo que supone un descenso del 0,87% en relación a la cifra del mismo periodo de 2016 (39.944). Traducidas a tasas, estas cifras suponen una de 18,08 delitos por cada 1.000 habitantes para este primer semestre, frente a 18,24 de 2016, por lo que la de este año es la más baja de los últimos cuatro.

Homicidios esclarecidos

En el lado contrario, el de delitos que descienden, están los más graves, los homicidios consumados, que han bajado de 4 a 2. Ambos casos, además, han sido esclarecidos y sus presuntos autores puestos a disposición judicial por la Ertzaintza. Los dos homicidios tuvieron lugar en enero. El primero, el día 10, en una vivienda de Portugalete donde un varón acuchilló a su madre de 92 años. El segundo se cometió el día 26, en Andoain, cuando un hombre incendió un inmueble con 'okupas' donde dormía otro varón, que resultó muerto.

Las lesiones, por el contrario, han aumentado este semestre y han pasado de 2.565 a 3.048 (+18,83%), incluidas las tipificadas como «malos tratos en el ámbito familiar» que son las que mayor aumento experimentan. Por el contrario, los casos clasificados como «malos tratos habituales en el ámbito familiar», sin resultado de lesiones, han disminuido (-9,55%).

Pese a que la delincuencia en general mantiene en Euskadi una tendencia decreciente en los últimos años, las investigaciones de la Er-tzaintza que culminan con la puesta a disposición judicial de presuntos delincuentes se incrementan en cada ejercicio. Así, durante este primer semestre han sido 13.569 las personas que han tenido que comparecer en el juzgado. Esta cifra supone un incremento del 3,1% con relación al mismo periodo de 2016, que se saldó con 13.154 acusados.

Más

Fotos

Vídeos