Gipuzkoa busca 45 familias para acoger a menores tutelados

La diputada Maite Peña junto con Purificación Urtxegi, madre de acogida / S. Santos

Actualmente 356 menores viven en familias de acogida en Gipuzkoa y otros 316 lo hacen en centros tutelados

AMALIA IBARGUTXI

45 menores tutelados esperan «el calor de un hogar». La Diputación ha hecho un llamamiento a la solidaridad de la ciudadanía guipuzcoana para que abra las puertas de sus casas a estos niños. Tener "voluntad" y asumir "un compromiso firme" son los únicos requisitos de base que la institución foral, que precisa unidades familiares de "todo tipo", incluidas las monoparentales, de distinta orientación sexual, con hijos o sin ellos, y que puedan ofrecer a los pequeños una vida "normal" en un hogar "normalizado".

"Necesitamos familias que quieran acoger a estos 45 menores tutelados porque cuando tienes 3, 8 ó 13 años, el único lugar en el que deberías vivir es en una casa con una familia", ha asegurado Maite Peña, diputada foral de Políticas Sociales en una rueda de prensa celebrada en San Sebastián en la que ha estado acompañada por Purificación Urtxegi, una madre de acogida.

Según datos facilitados por la Diputación, por primera vez, son más los menores que viven en familias de acogida, 356, que los que viven en centros de tutela, 316. Los perfiles de estas menores son "diversos", por ello, se buscan familias que respondan a las necesidades de cada niño. Peña ha interpelado a "cualquiera que tenga el interés y la capacidad. No se busca un perfil específico, sino uno que se adapte a los niños. Padres solteros, madres solteras, parejas de diferentes orientaciones sexuales… Todas son bienvenidas".

Perfiles variados

La diputada foral ha explicado que "hay niños menores de 4 años con necesidades especiales, por lo que necesitamos familias sensibles a estas necesidades físicas y emocionales. También hay bebés de diferentes religiones y culturas, cuyas familias de acogida deben aceptar la doble realidad de esta situación. En tercer lugar, hay hermanos y hermanas que tienen que estar en la misma familia, niños de más de seis años, niños que necesitan familias monoparentales, niños que necesitan acogimiento temporal y adolescentes que no presentan problemas de comportamiento pero con dificultades para relacionarse en contextos de intimidad emocional", ha detallado Peña.

«Acoger es una experiencia maravillosa»

Purificación Urtxegi, una madre de acogida, ha destacado que la acogida de Irune, con siete meses y que ya tiene 11 años, ha sido una experiencia "maravillosa". Además, ha reconocido que, aunque en un primer momento se "agobió" con sus necesidades especiales, le ha aportado "vida y alegría".

En caso de estar interesados en el acogimiento, los solicitantes tienen a su disposición la dirección de correo electrónico familiaharrera@gipuzkoa.eus y el número de teléfono 943 112 522.

Fotos

Vídeos