Gipuzkoa espera repetir un verano de récord protegiendo «el turismo de calidad»

Estos amigos irlandeses han pasado tres semanas en la ciudad./
Estos amigos irlandeses han pasado tres semanas en la ciudad.

El Gobierno Vasco prevé más visitantes que en 2016, pese al descenso de reservas anticipadas Los hoteleros confían en que la ocupación será parecida y afrontan el reto de que el territorio asimile las 2.000 nuevas plazas que se abrirán a partir de otoño

AIENDE S. JIMÉNEZSAN SEBASTIÁN.

Un día llueve y otro hace un sol achicharrante como hoy. Un lunes vamos a la playa y el martes sacamos el paraguas. A la meteorología le ha costado entender que ya estamos en plena temporada de verano, cosa que vienen recordando los turistas que abarrotan las calles desde hace semanas. A pesar de que cada vez son más los que nos visitan en los meses fuera del estío, Gipuzkoa sigue siendo, sin lugar a dudas, un territorio estacional -el mayor del País Vasco y uno de los mayores de todo el Estado- que concentra su mayor afluencia de visitantes durante los meses de julio, agosto y septiembre.

El sector ya ha empezado a palpar en esta primera quincena de julio las buenas expectativas y confían en volver a registrar los buenos datos del año pasado. «La tipología de la ocupación en Gipuzkoa hace que las previsiones siempre sean buenas y que estas se cumplan», señala Paul Liceaga, coordinador de Hoteles de Gipuzkoa. Sin embargo, las reservas anticipadas, que el año pasado aumentaron un 10% para los meses de julio y agosto, no han funcionado a tan buen ritmo este año. «Está siendo algo más lento», reconoce. Así lo constatan los registros de los establecimientos hoteleros. «El cliente este año está reservando con menor antelación», asegura Cuque Illa, del hotel NH Collection de San Sebastián. «A finales de julio hemos estado unos cinco puntos por debajo respecto al mismo periodo del año pasado», concreta. Sin embargo, los alojamientos saben que antes o después el verano es sinónimo de completo. «Desde julio y hasta el Festival de Cine siempre rozamos una ocupación del 85-90%», afirma Illa, que añade que las reservas de última hora «siguen siendo las más frecuentes».

Los que sí reservan con antelación son aún más previsores. «Se ha adelantado un mes la fecha en la que se realizan las reservas», apunta Kino Martínez, gerente de la Asociación de Hosteleros de Gipuzkoa. Un dato que comparten desde la Asociación de Apartamentos Turísticos de Euskadi (Aparture), donde la anticipación ha crecido casi un 5%. «Las reservas se hacen 65 días antes de venir», precisa Asier Pereda, presidente de Aparture.

En algunas webs de reservas, Donostia, Hondarribia o Zarautz están casi al 100%Al sector hotelero le preocupa que el aumento de plazas en Gipuzkoa aleje al turista de calidad

El extranjero, más previsor

El turista extranjero suele ser el más previsor, ya que tiene que organizar unas vacaciones que generalmente incluyen algún traslado en avión y estancias en otros lugares que exigen una planificación previa. El cliente estatal, por el contrario, es el que espera a última hora para reservar sus vacaciones en Gipuzkoa, influidos por la meteorología. En el hotel Costa Vasca ya tienen más de la mitad de las habitaciones reservadas para agosto, una cifra que aumenta día a día. «Tenemos semanas que llenamos al 100%, como la de la Donosti Cup, la del Jazzaldia y la de Semana Grande», afirma Janis Polo, responsable de reservas del establecimiento.

En el hotel Zerupe, de Zarautz, tienen el 70% de sus habitaciones reservadas para el verano. «Hay mucha reserva inmediata, así que esperamos llenar y tener más gente que el año pasado», indican desde el establecimiento, que lleva dos años en funcionamiento.

La costa sigue siendo el principal reclamo para los turistas. Así lo constatan algunas webs de reservas, que indican que en Donostia están ocupadas el 97% de las plazas para julio y el 93% para agosto. Localidades como Hondarribia tienen un 98% de plazas online adjudicadas para ambos meses, y en Zarautz no quedan.

Los agroturismos y casas rurales son una opción cada vez más elegida por los visitantes. Según datos de Nekatur, la asociación que engloba al 70% de la oferta en Euskadi, la ocupación en julio de 2016 en Gipuzkoa creció un 13% respecto a la del año anterior, y casi un 20% respecto al mismo mes en 2014. En agosto del año pasado se registraron un 91% de plazas ocupadas, un 5% más que en 2015. Este verano esperan que las cifras continúen con la línea ascendente, ya que el 70% de las 1.523 plazas de los 133 alojamientos guipuzcoanos que forman parte de Nekatur el 70% están ya reservadas para agosto.

A pesar de las buenas previsiones del sector turístico guipuzcoano, los datos del Eustat constatan que el número de visitantes del territorio ha sufrido un ligero descenso (-0,1%) durante los primeros cinco meses del año, cifras que contrastan con las de los territorios vecinos, donde Bizkaia ha crecido un 11,2% y Álava un 9,3%, siendo la media del crecimiento del turismo en Euskadi de un 5,8%. Es por ello que desde el departamento de Turismo del Gobierno Vasco estiman que este verano se puedan «superar las cifras del anterior».

Reto para Gipuzkoa

Los hoteleros guipuzcoanos siempre insisten en que hay que mirar más allá del verano, que saben que es un éxito asegurado, y empiezan ya a pensar en la nueva realidad a la que se enfrentará el territorio a partir de este otoño. En los próximos dos años Gipuzkoa contará con 22 establecimientos hoteleros nuevos que sumarán 1.500 plazas a las ya existentes.

Para Paul Liceaga, son dos los retos que se plantean; «responder a las expectativas de los clientes que vienen a visitarnos y estudiar cómo vamos a gestionar estas nuevas plazas». Una preocupación que reconocen los gestores como Cuque Illa, quien espera que «el nuevo escenario no afecte a que Donostia y Gipuzkoa se sigan viendo como un destino de calidad, porque ese es el tipo de turista que queremos mantener».

393.191 turistas
han visitado Gipuzkoa entre enero y mayo de este año, un 0,1% menos que en 2016.
100% ocupado.
Las semanas del Jazzaldia, Semana Grande y el Zinemaldia están al completo en Donostia.
65 días.
Los más previsores y que optan por apartamentos turísticos reservan con 65 días de antelación.

Más

Fotos

Vídeos