Euskaltzaindia cambiará algunas definiciones de palabras que afectan al ámbito de las relaciones de familia

Bajo la iniciativa subyace el objetivo de adecuar el diccionario a los nuevos tiempos y a una concepción de la sociedad menos sexista

DV SAN SEBASTIÁN.

Euskaltzaindia pretende modificar algunas definiciones que afectan a las relaciones de familia para adecuarlas a los nuevos tiempos. De este modo, los académicos de número tienen un plazo de un mes para realizar observaciones o sugerencias y si no hay objeciones importantes el Diccionario de Euskaltzaindia recogerá de inmediato los cambios que pretenden actualizar las definiciones al actual contexto social. Bajo la iniciativa subyace la pretensión de amoldar el lenguaje a una concepción de la sociedad menos sexista y androcéntrica.

Según informó la Academia Vasca, en la última sesión plenaria que tuvo lugar el 22 de diciembre se presentaron las nuevas propuestas para modificar el Diccionario de Euskaltzaindia. Se trata de trabajos de corrección o añadidos que han ido surgiendo tras la publicación de la segunda edición del diccionario, que data de octubre de 2016. No ha pasado demasiado tiempo, pero sí el suficiente como para incorporar algunos matices en cuestiones delicadas que han provocado un fuerte debate social.

De este modo, algunas definiciones se han adecuado a la realidad actual que presentan las relaciones de familia. Por ejemplo, si antes aitaginarreba (suegro) se definía como «el padre del marido, para la esposa o de la esposa, para el marido», en la nueva propuesta pasa a definirse como «padre de uno de los cónyuges para el otro cónyuge». Por otro lado, errain (nuera), que antes se definía como «semearen emaztea» (la mujer del hijo), podría definirse en breve como «semearen edo alabaren emaztea» (la mujer del hijo o de la hija).

Además de las que afectan a las relaciones de familia, se han incluido proposiciones relacionadas con las dinastías. Si infanta se define en el diccionario actual como «erregearen alaba, erreginagaia ez dena» (la hija del rey, que no es heredera del trono), dentro de poco podría pasar a definirse como «monarka baten alaba, erreginagaia ez dena» (hija de un o una monarca, rey o reina, que no es heredera del trono).

Según Euskaltzaindia, las Academias siempre van detrás de la sociedad por lo que es lógico que los cambios que se producen en ella tienen que trasladarlos al diccionario.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos