Euskadi pondrá en marcha una estrategia de enfermedades neurodegenerativas

Gobierno Vasco, Fundación Luzón y la asociación Adela Euskal Herria impulsarán la investigación sobre la ELA, que sufren 150 personas en Euskadi

DV SAN SEBASTIÁN.

El Gobierno Vasco anunció ayer que pondrá en marcha durante la presente legislatura una Estrategia Vasca de Enfermedades Neurodegenerativas. Según recordó el consejero de Salud, Jon Darpón, Euskadi ya forma parte del equipo de expertos que ha elaborado la vigente Estrategia Nacional de Enfermedades Neurodegenerativas, y la Comunidad Autónoma cuenta con una estrategia de atención a las enfermedades raras.

Los departamentos de Salud y de Empleo y Políticas Sociales del Gobierno Vasco, la Fundación Francisco Luzón y la Federación de Asociaciones de Esclerosis Lateral Amiotrófica de Euskal Herria (UELA) suscribieron ayer en Bilbao un convenio para mejorar en Euskadi la calidad de vida de los pacientes con esta enfermedad, la de sus familias y cuidadores, además de impulsar la investigación sobre la misma. Todas las medidas previstas en el acuerdo estarán incluidas en el Plan de Salud 2013-2020 y en el Plan Estratégico de los Servicios Sociales 2016-2019.

Darpón aprovechó para señalar durante el acto que la incidencia de esta enfermedad en Euskadi, incluida entre las patologías raras, es de 2,2 casos por cada 100.000 habitantes, lo que supone que hay alrededor de 150 personas afectadas.

Asimismo, señaló que Osakide-tza dispone de una unidad multiasistencial de ELA en el Hospital Universitario Basurto, conformada por profesionales de neurología, neumología, rehabilitación, endocrinología y enfermería, y que ofrece una amplia cobertura de servicios y profesionales para el diagnóstico, tratamiento, seguimiento y cuidados de las enfermedades neurodegenerativas.

En el ámbito de la investigación, que se lleva a cabo en los institutos de investigación sanitaria Biodonostia, Biocruces y Bioaraba, Osakide-tza mantiene activos en este momento un total de 128 proyectos, con una financiación anual de cerca de 2 millones de euros, de los cuales casi 650.000 sostienen estudios específicos de ELA. El Biobanco Vasco es también una «pieza fundamental» en este terreno, ya que actualmente almacena 320 muestras de pacientes con ELA.

La consejera de Empleo y Políticas Sociales, Beatriz Artolazabal, por su parte, destacó que en los últimos años las áreas de salud y políticas sociales del conjunto de las instituciones vascas «han trabajado muy estrechamente», ya que el ámbito sociosanitario «va ganando espacio». Así, añadió que las personas que padecen ELA y sus familias y cuidadores son colectivos «de especial seguimiento».

Artolazabal hizo referencia al Sistema Vasco de Servicios Sociales y al Plan Estratégico de los Servicios Sociales 2016-2019, en el que se apuesta por «el enfoque comunitario, en cuanto a otorgar prioridad al mantenimiento de las personas en su entorno de vida habitual, y el cuidado informal».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos