Hallan en el Anboto el cadáver del montañero de Arrasate desaparecido el jueves

Los servicios de rescate informan con una bengala de su ubicación tras hallar el cuerpo de Juan Álvarez./
Los servicios de rescate informan con una bengala de su ubicación tras hallar el cuerpo de Juan Álvarez.

El cuerpo de Juan Álvarez ha sido localizado a las cinco de la tarde tras una búsqueda de cuatro días en la que han participado en total más de 250 personas

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO

El cadáver de Juan Álvarez Hidalgo, el montañero de Arrasate de 56 años que estaba desaparecido desde el jueves, ha sido localizado hacia las cinco de la tarde de este lunes en una ladera del monte Anboto, en su vertiente nordeste, según ha informado el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco. En las labores de búsqueda iniciadas el viernes tras la denuncia por desaparición de la familia han participado en estos cuatro días más de 250 personas. Este lunes han sido unas 60.

La Ertzaintza había centrado este lunes la búsqueda en una zona de simas del citado monte, para lo que ha contado con especialistas del grupo de espeleología de Euskadi.

La búsqueda de Juan Álvarez Hidalgo se ha centrado este lunes desde la mañana en una zona del monte Anboto en la que hay numerosas simas. Los responsable de Seguridad se habían reunido con dirigentes municipales esta mañana en el Ayuntamiento de Arrasate, donde se decidió que en el rastreo solo tomaran hoy parte profesionales de la Ertzaintza y distintos servicios de rescate, pero no voluntarios, debido a la previsión de fuertes rachas de viento que podían significar un riesgo para los participantes. Este lunes se han sumado también la Unidad Canina de la Ertzaintza y Perros de la Unidad de Salvamento de Elorrio.

Ha sido el Helicóptero de la Unidad de Vigilancia y Rescate de la Ertzaintza el que ha avistado el cadáver alrededor de las cinco de la tarde en la ladera nordeste del Anboto.

Debido a lo inaccesible del lugar donde se encontraba el montañero, éste ha sido rescatado por el Helicóptero y evacuado hasta una explanada de Atxondo donde la funeraria lo ha recogido y lo ha trasladado al Servicio de Patología forense.

Amplio despliegue

Desde que se denunció su desaparición, la búsqueda, en la que han participado miembros de la Cruz Roja, la DYA, bomberos y guardas de las diputaciones de Gipuzkoa y Bizkaia, se ha extendido por las zonas de Besaide, Udalaitz y Anboto. Tras peinar el viernes Udalaitz y Besaide sin éxito, varias llamadas recibidas en el 112 habían aportado el sábado indicios para pensar que Juan Álvarez podría haberse dirigido al Anboto. A este ápice de esperanza se unió el domingo por la mañana el hecho de encontrar la bicicleta del desaparecido en las cercanias del caserío Parraia, entre Arrasate y Aramaio.

Al parecer, Juan Álvarez Hidalgo había salido de casa llevando consigo el teléfono móvil, aunque en este tiempo no ha sido posible localizar ninguna señal del aparato. El hombre tenía una empresa de limpieza de escaparates, ‘Limpiezas JAH’.

Fotos

Vídeos