Una colaboración con Seguridad que se ha intensificado

A. A. SAN SEBASTIÁN.

El programa piloto impulsado por la Diputación de Gipuzkoa se suma a las labores de prevención del yihadismo desarrolladas por la Er-tzaintza, que incluyen desde este año la presencia de agentes en las mezquitas de Euskadi en colaboración con la asociación Euskal Bilgune Islamiarra (EBI). El organismo surgido de la propia comunidad islámica para favorecer su inclusión en la sociedad vasca mantiene una estrecha colaboración con el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco, desde que en 2015 iniciaran los contactos. La consejera Estefanía Beltrán de Heredia recordó en aquella reunión que dentro del plan estratégico vasco contra el islamismo radical (la instrucción 79: un catálogo de protocolos preventivos y operativos) se recogen también medidas para evitar generalizaciones y que se criminalice al conjunto de la comunidad musulmana, por lo que planteó que la Policía autonómica contribuyera también a luchar contra la islamofobia.

Desde este año, la colaboración de la Ertzaintza con el EBI se ha trasladado a las mezquitas. Los viernes, principal día de oración, agentes y miembros de la asociación acuden «para explicar -especialmente a la juventud- el programa de trabajo en favor de la integración y de los derechos de la comunidad musulmana y en contra de la islamofobia y, sobre todo, para prevenir contra las políticas de captación para la lucha violenta que promueven determinadas organizaciones extremistas islámicas». El trabajo se acompaña de folletos informativos bajo el título 'No permitas que te manipulen', escrito en euskera, castellano y árabe, con consejos prácticos para detectar y prevenir posibles casos de radicalización. «El plan de trabajo pone el énfasis en la detección precoz de estas conductas, con el fin de poder actuar antes de que se cometan delitos asociados al islamismo radical».

Fotos

Vídeos