Bellas criaturas de la noche

No ven pero vuelan, cazan, se comunican, se aparean, se reproducen y alimentan en la noche cerrada.
No ven pero vuelan, cazan, se comunican, se aparean, se reproducen y alimentan en la noche cerrada.

Se está celebrando en Donostia el decimocuarto Simposio Europeo de Investigadores de Murciélagos

BEGOÑA DEL TESOSAN SEBASTIÁN.

Durante los cinco primeros días de agosto investigadores, científicos, biólogos, programadores, técnicos en avances audiovisuales, exploradores, paleontólogos, etólogos, nutricionistas participan en San Sebastián, en el marco del Centro Barriola de la UPV/EHU en el 14th European Bat Research Symposium, cónclave sobre los murciélagos que se convocó por primera vez en Bonn en 1981 y cuya edición decimoquinta tendrá lugar en 2020 en Turku, Finlandia.

En estos cinco días de jornadas maratonianas, intensas y bien aprovechadas se han presentando, se están presentando y se presentarán hasta mañana más de 170 comunicaciones. Algunas de ellas están colgadas en grandes paneles en los pasillos superiores del edificio Barriola. Por ejemplo un estudio realizado en Karrantza sobre la alimentación compartida por tres especies distintas. Investigación llevada a cabo a través del análisis 'metabarcoding' (código de barras) de los excrementos.

Otros asuntos como el que cuestiona si dan buen resultado los espacios protegidos o 'hibernáculos' para la conservación de muchos de estos mamíferos voladores aparecen en el libro oficial editado para esta EBRS 2017. Apoyado por la UPV/EHU, los Cursos de Verano, la Universidad Pública de Navarra, la de Copenhage y el Museo de Ciencia Natural danés. Eusko Jaurlaritza ofrece sostén financiero. En el comité local, nombres señeros de la investigación sobre el murciélago de los Alpes o el 'Myotis myotis' de Aitzbitarte, Getaria u Orozko: Aihartza, Garín, Alberdi, Baroja, Caro, Esnaola...

250 investigadores. Llegados de China, Polonia, Latinoamérica, Rusia o Rumania. Muchos dedicaron el jueves a visitar un lugar rodeado de riscos y simas: Arantzazu. Cerca, en las cuevas oñatiarras de Aitzabalko, Aitzbelzko, Billotzako o Gesaltza habita el 'Rhinolophus hipposideros', el murciélago pequeño de herradura. Es cavernícola al máximo y se siente cómodo en oquedades cubiertas por arbustos y vegetación.

250 científicos unidos por una pasión: los quirópteros, los únicos mamíferos con alas. Los únicos vertebrados, junto con los pájaros y algunos dinosaurios, capaces de volar. Criaturas no solo extrañas y fascinantes sino tan difíciles de estudiar que el análisis de sus sorprendentes características únicamente ha sido posible a partir del momento en que la tecnología de las cámaras, los receptores de sonido y grabación o los detectores de movimiento empezó a perfeccionarse. Sin olvidar lo que representa en esta historia la consecución de los mapas genéticos.

250 especialistas comparten hallazgos e interrogantes sobre las 1.300 especies existentes

Los primeros estudios se remontan, más o menos, a la década de los 70 del siglo pasado. Antes el murciélago era ese 'ratón viejo que decimos en euskera (saguzarra) o el ratón calvo del francés 'chauve souris'. Sin embargo, la cultura popular no los conocía tan mal. Su guano, por ejemplo, ahora fuente de una cantidad inmensa de pistas para los investigadores, era utilizado como feroz fertilizante de los campos. En China simbolizaban longevidad, salud y dinero. En 1842 Collin de Plency recordaba en su 'Diccionario Infernal' que los indios caribes los consideraban criaturas benefactoras que protegían sus casas por la noche y matarlos era sacrilegio. En 1879 Antón Luzuriaga encarga su mausoleo en el cementerio donostiarra de Polloe al arquitecto Antonio Cortázar Gorría. Éste, responsable del San Sebastián romántico, situó en los lados del frontón y bajo el rosetón dos murciélagos sobre antorchas: guardianes de la oscuridad. Luego aparecería Drácula. Y más tarde... Batman. Pero ¿por qué esa fascinación que hace que más de la mitad de todos los trabajos científicos publicados se dediquen al murciélago?

Sin ver, oír. En una larga vida

La conferencia inaugural corrió a cargo de Enma Teeling, profesora de la Universidad de Dublín y creadora en 2005 del Laboratorio de Evolución Molecular y Filogenética Mamífera. Soberbia divulgadora, en la red se encuentra una disertación suya en el espacio científico cultural 'TED'. Esos 16 minutos contienen muchas de las ideas que compartió con sus compañeros en el campus de Donostia. Enma explicó que el genoma del murciélago esconde la respuestas a muchas de las preguntas, los miedos y deseos del ser humano. Su capacidad de orientarse en la más absoluta de las oscuridades. Su poder para localizar a sus presas emitiendo sobre ellas sonidos que luego rebotan en sus orejas. Su todavía no descodificado metabolismo. Se creía que siendo la mayoría de ellos pequeños y gastando la gran cantidad de energía necesaria para volar deberían vivir poco. Y sin embargo son realmente longevos. Algunos viven más de 40 años.

¿Estará en su genoma no el secreto de la inmortalidad pero sí el de la eterna juventud o al menos el de una vejez activa y saludable?

Ejércitos y ecologistas

Los científicos militares los investigan para aplicar sus ultrasonidos a los radares. La agricultura sostenible sabe que son depredadores de plagas. G. McCracken, especialista en Biología Evolutiva recordó en su ponencia 'Murciélagos en Altitud' que por encima de nuestras cabezas, allá donde ni los Boeings ascienden vuelan trillones de insectos solo detectables por los murciélagos...

Cierto, algunos transmiten enfermedades. Cierto, unos cuantos pueden ser rervorios de diversos virus pero ¿por qué se muestran inmunes al ébola, el Hendra, el Nipah y nosotros no? ¿Qué se puede aprender de su sistema inmunológico?

Acaso haya respuestas en el Simposium XV. O replanteamientos. O hallazgos. Será en Turku. Ya en 2020.

214

Referencias del catálogo 'Fauna de Quirópteros del País Vasco' aparecido en 1997 en la revista Munibe, presentado por Carlos Galán de la Sociedad Aranzadi y basado en los trabajos de Joxerra Aihartza y otros. Incluye 22 especies de 10 géneros de 3 familias distintas.

Más

Fotos

Vídeos