Diario Vasco

El aviso amarillo por fuerte viento releva a la alerta por las olas

fotogalería

Una ola rompe ayer en el Paseo Nuevo de Donostia. / USOZ

  • Euskalmet prevé para este fin de semana ráfagas que pueden superar los 120 kilómetros en zonas expuestas de Euskadi

Tras la amenaza de las olas, que habían llevado a Aemet a activar la alerta naranja por impacto costero, llegará este fin de semana la fuerza del viento sur, que arreciará a lo largo del día y dejará rachas muy fuertes por la noche. Según las previsiones de Euskalmet, el mismo viento volverá a protagonizar las horas de mañana y a derribar las últimas hojas que aún se resisten a aceptar su otoño. El aire soplará con mucha fuerza durante toda la jornada, aunque será especialmente intenso durante la madrugada y a primeras horas y en puntos del oeste.

Finalmente lo del mar no ha sido para tanto y Euskalmet dio ayer por finalizado el aviso amarillo que había activado por impacto en la costa desde las 6.00 horas del viernes hasta las 13.00 horas de hoy, por olas de más de cuatro metros. La alerta ha quedado rebajada a la navegación para las dos primeras millas. En la boya de la agencia vasca en Pasaia se registró una ola máxima de seis metros.

Ahora es el turno del viento. Euskalmet ha activado para hoy el aviso amarillo en zonas expuestas desde las 18.00 hasta las 24.00 horas. La Agencia Vasca de Meteorología pronostica rachas de viento del suroeste que superarán los cien kilómetros por hora en zonas expuestas, especialmente en áreas de montaña del oeste.

Para mañana el aviso amarillo estará en vigor durante todo el día. Se prevén rachas de viento de componente sur que superarán los cien kilómetros por hora en zonas expuestas y, como el día anterior, se harán sentir en áreas de montaña del oeste. De madrugada y a primeras horas de la jornada, en puntos del oeste del País Vasco las rachas de viento podrían superar los 120 kilómetros por hora.

Algo de lluvia

Para hoy también Aemet, la Agencia Estatal de Meteorología, pronostica «viento flojo del oeste, más intenso en el litoral de madrugada, girando a sur y suroeste y aumentando de intensidad al final del día con intervalos fuertes y rachas fuertes o muy fuertes»

En cuanto a si va a llover o no, esta tarde el cielo se irá cubriendo, aunque será después del anochecer cuando comiencen a caer las primeras gotas. Las temperaturas máximas serán de unos 15 grados, según Euskalmet.

El panorama para mañana que nos espera es bastante similar. El cielo estará muy nuboso y lloverá por la tarde, sobre todo en el interior. Las temperaturas mínimas se suavizarán mientras que las máximas no variarán.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate