Diario Vasco

Gipuzkoa aumentará en un 66% el presupuesto para la investigación arqueológica

gráfico

Mapa de las excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en Gipuzkoa en 2016.

  • La Diputación destaca el impacto social y el interés científico de los «importantes» hallazgos proporcionados por las excavaciones de 2016

El Diputado de Cultura Denis Itxaso ha hecho balance de las excavaciones y hallazgos arqueológicos que han tenido lugar este año en Gipuzkoa. Itxaso ha comparecido junto con los arqueólogos, Alvaro Arrizabalaga, Josu Etxezarraga, Xabier Peñalver y el alcalde de Amezketa, Iñaki Amundarain.

Itxaso ha explicado que la Diputación ha mantenido las excavaciones arqueológicas incluso en los peores años de la crisis. Son muchos los proyectos que repartidos por todo el territorio y procedentes de diversas y numerosas instituciones solicitan ayudas para este fin. Instituciones y Asociaciones como la UPV, el Centro internacional para el Estudio de la Evolución humana de Burgos, Aranzadi, Arkeolan, Burdina Taldea, Antxieta Taldea, Munibe Taldea o Burdiñola Elkartea.

A la convocatoria de ayudas de este año se han presentado 42 proyectos. Y entre estos, 13 son excavaciones arqueológicas cuya duración se extiende a varios años. Las más grandes son: Lezetxiki, Munoaundi, Basagain y Atxorrotx. Otros 18 proyectos consisten en exploraciones, sondeos, investigaciones artísticas, etc. Y el resto, son para investigación de materiales. En total, se han distribuido 101.500 mil euros, 131.500 si se suma la excavación de Praileaitz. Algunos de esos proyectos tienen también ayudas municipales, como en el caso de Azpeitia, Azkoitia, Arrasate, Amezketa, Errenteria y Eskoriatza.

En 2016 año ha habido proyectos nuevos como la excavación a la iglesia de San Juan de Artia (Oñati);  investigaciones acerca de los escoriales de Arrasate y Legazpia, relacionados directamente con la metalurgia altomedieval; la excavación del túmulo de Gizaburua; el proyecto unido a la geoarqueología; y la investigación acerca del yacimiento de Amalda que va a desarrollar el CENIEH de Burgos.

Las excavaciones arqueológicas de 2016 han proporcionado importantes hallazgos acerca de la presencia más antigua del hombre en cueva de Gipuzkoa, de la minería de la Edad del Bronce, de la época del cambio de era y de la época altomedieval.

De cara al próximo año, en los presupuestos se va a producir un incremento importante en esta área. Está previsto que la dotación presupuestaria sea de 198.000 euros lo que supone un incremento del %66 respecto a 2016. “Con los años el número de proyectos presentados ha ido aumentando. Muchos de estos proyectos tienen un interés científico relevante ya que consiguen dar respuesta a los vacíos de la investigación arqueológica. Además tienen un impacto social considerable, ya que implican a una gran masa de voluntariado, muchos de ellos alumnos universitarios que consiguen así realizar sus prácticas”, ha explicado Itxaso.

De las excavaciones realizadas hasta la fecha se destacan los hallazgos habidos en el poblado Basagain de Anoeta, en Sanpedroburu en Bidania-Goiatz, en la metalúrgia de la Edad del Bronce de Arritzaga en Amezketa y en la cueva Lezetxiki de Arrasate.

200.000 años atrás

El doctor de la UPV-EHU, Alvaro Arrizabalaga ha afirmado que las excavaciones realizadas en Lezetxiki han dado muy buenos resultados. Han dado testimonio de la presencia humana desde hace unos 200.000 años. Este año se ha encontrado una nueva entrada de la cueva.

El arqueólogo Iosu Etxezarraga, especialista en la Alta Edad Media, ha explicado la importancia del yacimiento de Sanpedroburu de Bidania-Goiatz para conocer los aspectos aún oscuros de la historia de Gipuzkoa. Antes de que existieran las villas existían aldeas desperdigadas alrededor de pequeñas iglesias. Gracias a este yacimiento se puede conocer uno de los primeros vestigios de la cristiandad en Gipuzkoa. Etxezarraga ha mostrado un pequeño collar encontrado en la tumba de un niño.

El doctor Xabier Peñalver, experto en la Edad del Hierro y miembro de Aranzadi, ha informado de los numerosos hallazgos encontrados en el yacimiento de Beasain, entre los que destacan una hermosa fíbula de gran relevancia cronológica que ha mostrado. Este yacimiento da pistas sobre el sistema de defensa de la Edad del Hierro y las piezas encontradas este año sugieren el cambio de algunas cronologías.

Por último, el alcalde de Amezketa y la arqueóloga Mertxe Urteaga han dado cuenta de los hallazgos encontrados en las minas de la Edad de Bronce de Arritzaga, No es un usual que haya muestras de actividad minera tan antigua tal y como las que existen en este yacimiento. Se ha encontrado un pequeño lingote de cobre que atestigua que hace 3500 años allí se fundía este mineral.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate