Diario Vasco

La Fiscalía pide siete años para un hombre acusado intentar matar a su compañero de piso en Gipuzkoa

  • Los hechos, ocurridos el 11 de octubre de 2015, serán juzgados próximamente en la Sección Primera de la Audiencia Provincial

La Fiscalía de Gipuzkoa pide siete años de cárcel para un hombre al que acusa de intentar matar con un cuchillo a su compañero de piso, para el que el Ministerio Público demanda asimismo tres años de reclusión por un delito de lesiones con instrumento peligroso durante la pelea que ambos mantuvieron.

Los hechos, ocurridos el 11 de octubre de 2015 en una vivienda de una localidad guipuzcoana, serán juzgados próximamente en la Sección Primera de la Audiencia Provincial.

Según recoge el escrito de acusación provisional de la Fiscalía, el suceso se produjo sobre las 13.15 horas, cuando el principal acusado llegó a la vivienda en la que convivía con el otro procesado desde hacía seis años y, al pasar por la habitación del segundo inculpado, éste le dijo: "aquí no comemos nadie".

Posteriormente, los dos hombres fueron a la cocina donde iniciaron una discusión y uno de ellos sacó una navaja del bolsillo de su pantalón y presuntamente "lanzó varias cuchilladas a la altura del cuello" de su oponente, "con la intención de acabar con su vida o asumiendo que con sus actos podía acabar con ella".

El escrito aclara que uno de los navajazos alcanzó al perjudicado "en el lado izquierdo del cuello, bajo el mentón", donde sufrió una "herida incisa" de diez centímetros de longitud y dos de profundidad, de la que tardó catorce días en recuperarse, siete de ellos impeditivos para sus labores habituales.

"Por su parte -añade el documento-, el otro acusado, con la intención de causar daño físico -a su compañero de piso-, tomó una silla de madera que había en la cocina y le golpeó con ella en el brazo izquierdo".

A raíz de este golpe, el primer hombre sufrió una contusión y una excoriación en el antebrazo izquierdo que tardaron siete días en curarse, ninguno de los cuales fue impeditivo para su ocupaciones cotidianas.

La Fiscalía considera que los hechos cometidos por el principal acusado son constitutivos de un delito de homicidio en grado de tentativa, por el que reclama siete años y cinco meses de cárcel para este hombre y que no pueda comunicarse con su víctima ni aproximarse a ella durante quince años. Reclama asimismo que indemnice al perjudicado con 3.653 euros por las lesiones y secuelas sufridas.

Paralelamente, el Ministerio Público califica la agresión perpetrada por el segundo inculpado como un delito de lesiones con instrumento peligroso por el que solicita tres años de prisión y que compense a su compañero de piso con 250 euros.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate