Diario Vasco

Al mal tiempo, buen pintxo de 'buzkantza'

Hubo puesto de venta de 'buzkantza', morcilla y otros productos chacineros.
Hubo puesto de venta de 'buzkantza', morcilla y otros productos chacineros.
  • Cinco productores participaron en el XXXI Memorial Jose Maria Busca Isusi de Zumarraga

  • Se consumieron alrededor de setecientos pintxos de esta morcilla de oveja

Al mal tiempo, buen pintxo de 'buzkantza'. Algo así debió pensar el numeroso público que ayer por la mañana se acercó a la zumarragarra plaza de Euskadi para disfrutar del XXXIV Buzkantza Eguna XXXI Memorial Jose Maria Busca Isusi. Lloviendo y con una temperatura que no superó los ocho grados, un pintxo de 'buzkantza' entraba de maravilla y más si se vendía al precio de un euro, bebida incluida. De hecho, se consumieron alrededor de setecientos, elaborados con producto de Fernando Salegi (Zumarraga) y Jesus Mari Deba (Ezkio-Itsaso).

Además de la degustación, hubo puestos de venta de 'buzkantza', morcilla y otros productos chacineros. La jornada se completó con una exhibición de aizkolaris, puestos de artesanía y talleres infantiles.

Cinco fueron los productores que instalaron sus puestos en la plaza de Zumarraga: Mujika odolkiak (Ordizia-Beasain), Alfredo Alonso (Lerma), Jesus Mari Deba (Ezkio-Itsaso), Iñaki Ormazabal (Beasain) y Cárnicas Merino (Reinosa).

Jesus Mari Deba, habitual en el Buzkantza Eguna, explicó las características de este producto. «La 'buzkantza' lleva sebo de oveja en lugar de manteca de cerdo, que es lo que lleva la morcilla. Antes también se elaboraba con sangre de oveja, pero ahora nos lo han prohibido y se utiliza la de cerdo». Deba sabe de lo que habla. No en vano ganó el concurso de 'buzkantzas' de Zumarraga en nueve ocasiones. La escasez de profesionales chacineros que se dedican a la producción de este tipo de morcilla obligó hace cuatro años al Ayuntamiento a sustituir ese certamen por una degustación.

Alfredo Alonso, de Lerma, repitió en Zumarraga tras la «buena acogida» que sus productos tuvieron el año pasado. Además de la típica morcilla de Burgos puso a la venta «unos 40 kilos de 'buzkantza' en versión burgalesa» que elaboró para la ocasión. «Se está vendiendo muy bien», afirmó Alonso. La novedad de este año estuvo en Cárnicas Merino, de Reinosa. «Nos han invitado y hemos venido a darnos a conocer. El País Vasco es buena plaza para estas cosas», afirmó Javier Merino.

Ayer también se entregaron los premios de XIII Concurso de pintxos celebrado el viernes y el sábado en catorce bares. El mejor pintxo fue el 'Risotto de morcilla', del Berri y el más original, el 'Risotto con bolas de morcilla', del Bidezar.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate