Diario Vasco

Verino y sofisticación desfilan juntos

vídeo

El diseñador gallego junto a parte de los modelos que presentaron su colección / OIER ASO

  • Alrededor de trescientas personas se quedaron boquiabiertas ante la nueva obra de Verino, con una fuerte inspiración inglesa

Conocido por la sofisticación, discreción y comodidad de sus prendas, Roberto Verino hipnotizó anoche a los trescientos invitados que disfrutaron de sus únicos diseños en el desfile que llevó a cabo en el Museo Balenciaga de Getaria. Entre tanta expectación y alabanzas, el diseñador gallego presentó su colección otoño-invierno 2016-2017 en el templo de uno de los grandes referentes del artista, como es el modisto getariarra.

Más
  • Verino conquista con su inspiración inglesa

  • Gipuzkoa se viste de moda con Verino

  • Verino en el Museo Balenciaga

  • Cocktail posterior al desfile

  • Backstage del desfile de Roberto Verino

  • ENTREVISTARoberto Verino: «Es un lujo presentar mi colección en Balenciaga»

  • 'Market showroom' y 'pop up' al estilo Hollywood

  • ¡See now, buy now', la tendencia de moda

  • EspecialGipuzkoa de Moda

Estas prendas solo habían salido a la luz una vez antes, concretamente en la Madrid Fashion Show. Hasta entonces Verino había presentado sus diseños en la Mercedes Benz Fashion Week Madrid, pero este año ha dado un giro a su forma de dar a conocer sus colecciones porque «quería presentar al tiempo de uso de la propuesta de moda, en lugar de trabajar para presentar seis meses antes la propuesta que oferto. He sido pionero en España en utilizar este concepto y afortunadamente me están dando la razón muchos colegas de Estados Unidos, Inglaterra, Francia e Italia», explicaba el propio diseñador hace unos días.

Su elección parece haber tenido éxito, al menos en Gipuzkoa, y entre los asistentes al desfile más de uno tomó nota de las tendencias para estos próximos meses, sobre todo de los tejidos como los crepes, con una fuerte inspiración inglesa, que es lo que más abundó en la pasarela de Verino, así como los grandes cuellos y las grandes aportaciones de piel de zorro.

Verino sabe muy bien lo que quiere con sus diseños, ya que asegura que él viste a «personas inteligentes, que sean capaces de entender que lo que más importa es que ellos sean de verdad ellos mismos. Lo importante es utilizar la moda para tu conveniencia, no que la moda te utilice a ti». Por eso hace referencia a «personas inteligentes, en el sentido de que no se dejen llevar por la publicidad, a veces engañosa, ni por el discurso de los diseñadores». Eso, entre otras cosas, es lo que crea esa especial conexión entre él y sus seguidores, que cada vez son más fieles al modista gallego.

Inmortalizar el momento

Se escuchaba entre el público el bien hacer del diseñador, pero no solo eso. Fueron muchos quienes quisieron inmortalizar un momento como ese con los móviles, bien grabando vídeos o sacando fotos a los modelos que lucieron impecables durante toda la ceremonia. Hubo incluso quien se sacó una selfie con la pasarela de fondo.

Y como para no. El Museo Balenciaga desprendía glamour por todos sus rincones. Las obras de arte de Verino fueron completadas con peinados y maquillaje inigualables. Marta G, que tiene una gran relación con el mundo de la moda, fue la artífice de los tocados de los modelos, que hicieron soñar a todos los amantes de la moda que presenciaron el espectáculo más estiloso de esta edición de Gipuzkoa de Moda.

Antes del desfile, Verino se mostraba «muy emocionado» por tener una oportunidad como esta, la de presentar su colección en un escenario como el Museo Balenciaga. El diseñador aseguró que «estar donde al maestro se le rinde el mayor de los homenajes no puede ser más motivador».

Donostia, icono de la moda

Pero no solo eso. Su deseo de que San Sebastián vuelva a ser un icono de la moda hizo que el desfile fuera un acto muy especial, ya que para lograr este objetivo resulta importante que profesionales de este nivel apoyen al comercio local, que poco a poco despega con fuerza.

Así, la elección que hizo Verino de traer sus diseños hasta Gipuzkoa no defraudó a nadie. A él le resultó imposible borrar la sonrisa de su cara tras el desfile y los invitados tampoco se vieron capaces de ocultar su alegría tras la gala. El ambiente que se creó fue de lo más festivo. Entre risas e instantáneas, todos recibieron gustosos la cena que prosiguió el certamen.

Para que la jornada fuera perfecta en el museo y ninguno de los sentidos se quedara sin deleitar, Divinus Catering se encargó del cóctel posterior del desfile. Hasta allí desplazaron sus cocinas para preparar en el momento cada plato, además de un personal altamente cualificado que hizo las delicias de los comensales, tanto con los aromas como con los creativos sabores.

Como los espectadores, las sillas y mesas también vistieron sus mejores galas para estar a la altura de tan importante cita. Y lo lograron. El decorado lucía impecable tras todo un día preparando el desfile, que, como ya avisaron desde la organización de GDM, fue el plato fuerte de esta semana de la moda guipuzcoana.

Quienes no tuvieron la oportunidad de asistir a esta fiesta tienen una nueva opción de ver los diseños de Verino mañana por la tarde en el patio de Tabakalera. Será entonces cuando el diseñador gallego reciba un homenaje por su completa trayectoria, ya que el próximo año cumple nada más y nada menos que 35 años en el mundo de la moda. Desde entonces ha llovido mucho, pero el modista rememora su historia y subraya que a pesar de que la moda haya «cambiado bastante, yo me he mantenido firme a mis principios». Y ha acertado.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate