Diario Vasco

Elecciones vascas: El Gobierno Vasco dice que la victoria del PNV es un «aval» a su gestión

  • Erkoreka asegura que ahora el protagonismo corresponde a los partidos y declina hablar de pactos

El Gobierno Vasco en funciones ha considerado este martes que los resultados de las pasadas elecciones autonómicas, en las que el PNV ha reforzado su liderazgo en Euskadi, son un "aval" de lo hecho y un "respaldo para avanzar por el mismo camino".

Ejecutivo de Iñigo Urkullu ha analizado en la primera reunión del Consejo de Gobierno tras los comicios los resultados de las elecciones celebradas el domingo y ha compartido la "satisfacción" por el triunfo obtenido por el PNV, que ha conseguido 2 parlamentarios más de los 27 que tenía hasta ahora.

En rueda de prensa posterior a esa reunión semanal, Erkoreka ha asegurado que el resultado supone un "aval" de la sociedad vasca a la labor del Ejecutivo vasco y a su "agenda": apuesta por la reactivación económica y el empleo, mantenimiento de los servicios esenciales y la consolidación de la convivencia, así como un "respaldo" para seguir por ese camino, porque todavía "hay mucho que hacer".

Preguntado por los posibles pactos para la configuración de un nuevo gobierno, Erkoreka ha asegurado que ahora el protagonismo corresponde a los partidos, no se ha querido pronunciar sobre preferencias al ser preguntado por la reedición de un acuerdo con el PSE, aunque ha confiado en que todas las formaciones den prioridad a las necesidades de la ciudadanía al margen de otras cuestiones internas.

Presupuestos

Por otra parte, el portavoz del Gobierno Vasco en funciones ha confirmado que Euskadi comenzará 2017 con prórroga presupuestaria y ha calculado que las nuevas cuentas podrían estar aprobadas para el primer cuatrimestre del año próximo.

El portavoz en funciones ha recalcado que la elaboración de los presupuestos compete al nuevo Gobierno, aunque ha precisado que el equipo económico del actual Ejecutivo está llevando a cabo el "trabajo previo de carácter técnico" para "facilitar el trabajo" al gabinete entrante.

Además, ha recordado, antes de comenzar a elaborar las cuentas es necesario que el Consejo Vasco de Finanzas haga una previsión de los ingresos de los que se dispondrá el año que viene. Esta estimación no se conocerá hasta la próxima reunión de este órgano, que tendrá lugar en octubre.

En todo caso ha tomado como referencia los plazos con los que el Gobierno de Iñigo Urkullu elaboró sus primeros presupuestos, una tarea en la que invirtió tres meses, aunque posteriormente las cuentas fueron rechazadas por la oposición.

De esta manera, si el nuevo Gobierno Vasco se constituye en la segunda quincena de noviembre, según sus propias estimaciones, el proyecto presupuestario podría estar listo en febrero y aprobarse por el Parlamento "si hay acuerdos" para ello en el primer cuatrimestre de 2017.