Diario Vasco

«Todo le preocupa, y de todo se ocupa»

«Iñigo te desarma con su sentido del respeto y generosidad. Desde que lo conozco es plena dedicación, detalle y entrega. Vive para los demás, comenzando por la familia. Vive para nuestros tres hijos. Se desvive por ellos, por inculcar valores que compartimos. A su familia le dedica todo el tiempo y la atención, con todo el interés, le gusta escuchar y comprender. En casa también tiene su punto de humor, desconocido públicamente, y cuando estamos más que los de casa, prefiere escuchar. ¿Es un defecto? No sé, en conversaciones coloquiales prefiere 'empaparse' de detalles que él no ha conocido o vivido. Todo le preocupa, de todo se ocupa, no hay nada que no le interese. Esa generosidad que tiene con su familia, la siente también por la sociedad vasca, con cada persona, con todas y cada una. Le he conocido siempre escuchando a quien se le ha acercado. Le gustaría resolver cada problema, ofrecer una solución a cada demanda. Creo que por eso es lehendakari, porque su pasión es la persona».