Más de la mitad de las empresas de Gipuzkoa reconoce ser víctima de ciberataques

El auditorio de las instalaciones de Orona Ideo, en Galarreta, acogió la jornada sobre ciberseguridad./JOSE USOZ
El auditorio de las instalaciones de Orona Ideo, en Galarreta, acogió la jornada sobre ciberseguridad. / JOSE USOZ

Una encuesta foral entre cien compañías del territorio detecta graves carencias en este área. La Diputación, que ultima su centro para proteger a las firmas guipuzcoanas, activa distintas políticas públicas para fortalecer la formación en este ámbito

JULIO DÍAZ DE ALDASAN SEBASTIÁN.

Gipuzkoa es tierra de empresas y de industria, de las más avanzadas empresas y de las industrias más modernas, por eso la Diputación Foral ha puesto el foco en uno de los ámbitos que más interés y oportunidades de negocio puede generar en el futuro para el territorio: la ciberseguridad. Un concepto apenas manejado hace muy poco tiempo pero que la realidad se ha encargado de traer al día a día de las firmas grandes y pequeñas. El riesgo está ahí, ya nadie lo discute.

Un tejido productivo moderno, instalado ya en el 4.0 y global como el guipuzcoano no está, ni mucho menos, exento del peligro de los ataques a través de la red, como lo demuestran los datos de una reciente encuesta realizada por el Gobierno Foral que revela que más la mitad de las empresas han sufrido en carne propia el golpe de los ciberdelincuentes.

Un trabajo cuyas grandes líneas fueron dadas a conocer ayer por el director general de Innovación, Garokoitz Agote, en el marco de una jornada sobre ciberseguridad organizada por la alianza IK-4 en Orona Ideo, en Hernani. En la jornada también intervino la viceconsejera de Tecnología, Innovación y Competitividad del Gobierno Vasco, Estíbaliz Hernáez, quien estuvo acompañada por el director del Centro Vasco de Ciberseguridad que promueve Lakua en el parque de Miñano (Álava), Javier Diéguez.

Agote, que antes de nada recordó que la industria «supone el 24% de nuestro PIB y es el principal motor de la generación de riqueza y empleo de calidad», explicó que el tejido productivo guipuzcoano ha sabido adaptarse y superar una terrible crisis económica, que se ha llevado por delante 2.000 empresas. ¿Cómo se ha resistido? Según relató, en buena parte por la capacidad de adaptación a las nuevas tecnologías y los nuevos requerimientos tecnológicos de las empresas.

Ha sido, precisamente, en ese contexto de «transformación acelerada», apuntó Agote, en el que la Diputación ha situado su Centro de Ciberseguridad como una prioridad estratégica, englobado en el denominado Plan de Reactivación Económica. El responsable de Innovación del Gobierno foral reveló que «una de las inquietudes manifestadas por nuestras empresas desde el inicio de la legislatura fue la de la necesidad de ofrecer una respuesta eficiente a la situación de riesgo y ataques cibernéticos que están sufriendo nuestras empresas».

La realidad de los números

Para centrar el tiro, y dentro de las actuaciones que está llevando a cabo en la construcción de la arquitectura de políticas públicas que rodea ese nuevo centro de ciberseguridad, la Diputación realizó una encuesta entre cien empresas del territorio. El objetivo no era otro que conocer el estado de la cuestión y, con esa información en la mano, abordar las pertinentes iniciativas.

Mas de 7 de cada 10 de estas compañías dice no disponer en su plantilla de una persona especializada CARENCIAS

10 empresas integran y dan servicios de seguridad, 5 fabrican soluciones y 6 son proveedoras de servicios FORTALEZAS DE TERRITORIO

Pues bien, los datos son más que reveladores. Según las propias compañías, dijo Agote, «más del 53% de las firmas industriales declara haber recibido un ataque cibernético», y «más del 70% de estas compañías dice no disponer en su plantilla de una persona especializada» a este asunto. Hacen falta, entonces, prevención, reacción y también formación.

En este sentido, la encuesta destapa otro carencia importante; y es que, añadió el director de Innovación, «el 60% de las empresas industriales no ha realizado ninguna formación específica en materia de ciberserguridad que permita formar y concienciar a la plantilla sobre los riesgos existentes en esta materia». Solo una de cada cuatro compañías sigue algún tipo de práctica o normativa para evitar incidentes cibernéticos mientras que tres de cada cuatro, cifró Agote, no disponen de ningún plan director de seguridad que recoja las necesidades a corto y medio plazo.

Todos los mimbres

En esta tesitura, recordó el responsable Foral, Gipuzkoa tiene todos los mimbres para convertirse en un nodo importante en el ámbito de la ciberseguridad. ¿Por qué? Pues porque, como recordó Agote, «nuestro territorio tiene al menos diez empresas que integran y ofrecen servicios de seguridad, cinco fabricantes de soluciones de ciber seguridad y seis empresas proveedoras de servicios gestionados».

«Además, Gipuzkoa tiene dos universidades y tres centros tecnológicos -dos de ellos pertenecientes a la corporación tecnológica IK4- trabajando en la generación de conocimiento y desarrollo tecnológico en ciberseguridad», añadió.

«Todo esto es Gipuzkoa en materia de ciberseguridad, lo que no tiene nadie», sentenció en declaraciones a , para resaltar a continuación que «contar con una industria capaz de generar productos y servicios tecnológicamente seguros es un elemento de competitividad básico en el desarrollo de su actividad».

A la hora de repasar las políticas públicas puesta ya en marcha por el organismo foral en este ámbito y junto al propio centro, que verá la luz pronto con un presupuesto de 1,5 millones anuales, Agote hizo hincapié en el aspecto de la formación. Y resaltó que «esta misma semana comienzan el Máster en Ciberseguridad impartido por Mondragón Unibertsitatea, financiado por la Diputación, y también el grado de formación dual en la misma materia en el Instituto Zubiri Manteo».

Colaboración

Al referirse al propio centro de ciberseguridad de Gipuzkoa, que estará volcado en dar soporte a las empresas, Garikoitz Agote dejó claro que la Diputación está abierta a la colaboración con otros centros, incluido, como no podía ser de otro modo, el de Miñano.

«El Centro apoyará a nuestro sector industrial, difundiendo y desarrollando capacidades y conocimiento especializados, contribuirá en dotar al territorio de recursos tecnológicos y humanos de primer nivel en el campo de la ciberseguridad y trabajará en colaboración con nuestras empresas especializadas de ciberseguridad y nuestra red tecnológica y de conocimiento», señaló. «Y lo hará impulsando la colaboración activa con otros organismos de referencia de nuestro entorno y del ámbito internacional», incidió.

Durante su intervención, Estíbaliz Hernáez -que no hizo referencia al centro guipuzcoano- explicó que el organismo promovido por el Gobierno Vasco asumirá dos cometidos principales. El primero, el de «convertir a Euskadi en un referente europeo en la aplicación de las nuevas tecnologías de la información y comunicación y afrontar los nuevos desafíos que supone la nueva revolución digital que están acometiendo las empresas vascas en particular». En segundo lugar, dijo, «dotar a las infraestructuras críticas y a las empresas vascas de una cobertura efectiva y fiable de prevención y reacción ante posibles amenazas o ataques».

La viceconsejera aseguró que el centro no interferirá en la labor de las empresas del sector y que, más bien, será un «catalizador» de su actividad. Al tiempo, aseguró que la instalación pilotada por Diéguez «agrupará todas las líneas de actuación que se encuentran operativas actualmente, que directa o indirectamente, puedan incluir contenidos en materia de ciberseguridad, como la formación, el emprendimiento, la I+D, las homologaciones o las subvenciones a pymes».

Hernáez desveló los últimos avances de la instalación gubernamental, y explicó que «hemos cumplido los requisitos de funcionamiento interno y externo para poder ofrecer una cuenta de correo donde los usuarios pueden preguntar por escrito para recibir asesoramiento y consejos de actuación ante ciberataques». «En breve ampliaremos la oferta con un teléfono», concluyó.

Más

Fotos

Vídeos