El Ibex-35, el único de Europa que cierra en rojo, pierde los 10.000 puntos

Bolsa de Madrid./J.J. Guillén (Efe)
Bolsa de Madrid. / J.J. Guillén (Efe)

El selectivo cedió un 0,32%, para cerrar en los 9.993,40 puntos. Con ello, fue el peor del día en Europa y el único que terminó con pérdidas

CRISTINA VALLEJOMadrid

El Ibex-35, como el pasado viernes y el lunes, continuó peleando por no perder la cota de los 10.000 puntos. En la sesión de ayer no consiguió salvar ese nivel, al sufrir un descenso del 0,32%. Dio un último cambio en los 9.993,4 puntos. Ello, después de marcar máximos del día en el entorno de los 10.070 puntos.

El selectivo ha perdido los 10.000 puntos que recuperó el pasado miércoles después de diez sesiones consecutivas de descensos que le llevaron desde niveles por encima de los 10.500 a los 9.990 puntos, por lo que ha cerrado levemente por encima de los mínimos más recientes.

El selectivo español volvió a quedarse atrás respecto al resto de indicadores europeos. De hecho, fue el único índice del Viejo Continente que cerró con pérdidas. El que más ganó fue el Dax alemán, con una subida del 0,83%. Y ello pese a la incertidumbre política alemana. De acuerdo con una encuesta, un tercio de los alemanes echa la culpa a los liberales de la finalización y el fracaso de las negociaciones para la formación de Gobierno y, además, la intención de voto a este partido también ha caído. Ello implica, quizás, que de celebrarse nuevas elecciones, podría ganar Merkel con una mayoría más reforzada.

En el mercado de divisas, las dudas políticas en la primera economía europea no están haciendo mucho más daño al euro: al cierre de la sesión el tipo de cambio se mantenía en el entorno de 1,173 unidades, niveles parecidos a los del cierre de ayer.

El Ftse Mib de Milán terminó el día con un avance del 0,62%, mientras que el Cac 40 francés se anotó cerca de medio punto porcentual y el Ftse 100 británico, un 0,30%.

El Ibex-35 gana un 7% en el año, mientras que el Dax alemán se anota casi un 15% y el Cac 40 francés, un 10%. Las diferencias parecen irse ampliando.

Como en la jornada de ayer, al selectivo español le penalizó que el conjunto de la banca cerrara con pérdidas. La peor de las entidades fue Bankia, que retrocedió un 1,74%, mientras que Sabadell y BBVA cedieron un 1,46% y un 1,36%, respectivamente. Bankinter también cayó más de un punto porcentual. Santander bajó un 0,56%. Además, entre los peores se colaron otros 'blue chips', como Telefónica, que bajó un 0,71%, así como Inditex, que se dejó casi medio punto porcentual, o Iberdrola, que bajó un 0,19%.

Aunque los peores del día fueron Siemens Gamesa y Dia, con descensos de un 3,36% y un 2,67%, respectivamente, con Técnicas Reunidas (-1,49%) muy cerca.

En verde, Mediaset encabezó las ganancias, con una revalorización del 2,67%, seguido de ArcelorMittal y de Meliá, ambos con ganancias de más de dos puntos porcentuales.

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Lingotes Especiales fue el valor más rentable, con una subida del 6,21%, seguido de NH Hoteles, que se anotó otro 4,47%. eDreams también subió cerca de un 4,5%.

En rojo, el peor fue Dogi, con un descenso del 3,74%. Fue el único que bajó más que Siemens Gamesa.

Nuevos máximos en Wall Street

En Estados Unidos, el S&P 500 rebasaba los 2.600 puntos por primera vez en la historia, con una revalorización de alrededor de un 0,7%, mientras el Dow Jones se anotaba un 0,75% y el Nasdaq, cerca de un punto porcentual. Quizás le apoyara a Wall Street, al igual que al dólar de Canadá y al peso mexicano, los avances en la negociación sobre el Tratado de Libre Comercio del Atlántico Norte (NAFTA) por sus siglas en inglés. Pese a que las fiestas de los próximos días en la Bolsa de Nueva York (el jueves cerrará por la festividad de Acción de Gracias y el viernes sólo habrá media sesión coincidiendo con el Black Friday) podrían dar la excusa a los inversores de tomarse un respiro, los índices americanos muestran un gran optimismo. Quizás a ese buen tono ha contribuido que Goldman Sachs haya elevado su objetivo para 2018 desde los 2.500 hasta los 2.850 puntos para el S&P 500. Peter Oppenheimer, estratega jefe global de acciones en la entidad estadounidense, transmitió confianza con el mercado americano, pese a la larga duración del ciclo alcista en Wall Street.

También optimismo en los mercados emergentes: las acciones de esa región marcaban su nivel más alto desde julio de 2011, al tiempo que sus divisas también ganaban posiciones.

En el mercado de deuda, bajadas en las rentabilidades de los principales bonos. El interés de los títulos españoles a diez años retrocedía desde niveles cercanos al 1,50% hasta el 1,47%. El rendimiento de los bonos italianos al mismo plazo bajaba desde el 1,79% hasta el 1,77%. El de sus comparables alemanes retrocedía hasta el 0,34%. Con ello, la prima de riesgo de España retrocedía hasta los 112 puntos básicos.

En el mercado de materias primas, el barril de Brent, de referencia en Europa, recuperó algo de lo perdido en la sesión anterior: al cierre, avanzaba un 0,14%, hasta los 62,31 dólares. El de West Texas, de referencia en Estados Unidos, se apuntaba un 0,6%, hasta los 56,42 dólares. Ello, ante la previsión de un estrechamiento de los inventarios de crudo en Estados Unidos, de acuerdo con un sondeo.

El precio del oro también rebotaba: al cierre de la sesión avanzaba medio punto porcentual, hasta los 1.283 dólares la onza.

Temas

Ibex 35

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos