Los líderes 4.0 guipuzcoanos comparten su experiencia con las pymes del territorio

Los líderes 4.0 guipuzcoanos comparten su experiencia con las pymes del territorio

Este programa colaborativo, pionero en Euskadi, busca poner facilidades para que las pymes den el salto tecnológico a la cuarta revolución industrial

Julio Díaz de Alda
JULIO DÍAZ DE ALDASan Sebastián

Con el objetivo de fomentar la colaboración entre las empresas de referencia en digitalización y las pymes guipuzcoanas, la firma especializada en mecanizado de alta precisión Goimek (del Grupo Danobat) ha presentado este jueves a un grupo de pymes del territorio sus capacidades en Industria 4.0 en un acto que ha contado con la presencia de la diputada de Promoción Económica del Gobierno Foral, Ainhoa Aizpuru.

El acto, que se enmarca en la iniciativa Red Gipuzkoa 4.0 de Fabricación Avanzada promovido por el Gobierno Foral, ha servido para hacer balance del primer año de actividad de este programa colaborativo, pionero en Euskadi, que busca poner facilidades para que las pymes den el salto tecnológico a la cuarta revolución industrial. La idea ha permitido que diversas empresas y centros tecnológicos líderes en este campo muestren al resto del tejido el potencial y las aplicaciones de la industria digital.

“El sector productivo está inmerso en lo que algunos expertos ya califican como la cuarta revolución industrial, que está llegando de la mano de la Industria 4.0. Nuestro tejido empresarial, compuesto sobre todo por pymes, presenta fortalezas y debilidades, entre las que se encuentra la dificultad para subirse a esta ola. Por ello es importante que proyectos de excelencia como el de Goimek 4.0 abran sus puertas a otras pymes, para que puedan observar y aprender “, destacó Aizpuru.

Goimek 4.0 es un proyecto demostrador en condiciones reales de trabajo, que permite monitorizar las máquinas instaladas en su planta productiva, hace posible la visualización remota del estado de los equipos y logra analizar la información capturada con el objetivo de diagnosticar posibles fallos, realizar un mantenimiento predictivo y optimizar la eficiencia de los procesos de mecanizado.

Los sensores instalados en las máquinas captan información que se almacena en la nube para que pueda ser visualizada de manera que sea posible realizar diagnósticos, comprobar la existencia de patrones de funcionamiento repetidos, anticipar incidencias y fallos, corregir disfunciones y evitar paradas. “Conseguimos optimizar la eficiencia en la gestión productiva y en los procesos de mecanizado, incrementamos la disponibilidad de los equipos y reducimos el consumo energético”, precisó el director general de Goimek, Aitor Alkorta.

Fotos

Vídeos