Gipuzkoa apunta a un nuevo récord exportador tras crecer el 4% sus ventas hasta octubre

El puerto de Pasajes con productos para exportar./Gráfico
El puerto de Pasajes con productos para exportar.

El aumento de las importaciones en un 12,2% confirma el dinamismo del territorio y garantiza la mejora de la actividad industrial

Alexis Algaba
ALEXIS ALGABA

La exportación dejó de ser hace tiempo un mero recurso para las compañías. Forma parte ya de sus genes, de su sello y hasta del nombre del cargo de sus empleados, que han dejado de ser directores ejecutivos para convertirse en CEOs (chief executive officer), que suena más bonito en inglés y es apreciable a primera vista por los clientes de todo el mundo. Eso precisamente, el mundo, es lo que las empresas de Gipuzkoa han decidido ir a conquistar con sus productos y servicios que, si han sido competitivos en España, cómo no van a poder serlo a lo largo y ancho del planeta. Así, poco a poco, las compañías, sobre todo las industriales, van incrementando décima a décima el peso exportador de su facturación anual, batiendo marcas curso tras curso y haciendo un ejercicio sencillo -aunque complejo en su ejecución- que garantiza su supervivencia, como es el de poner los huevos en distintas cestas, de forma que la crisis en una de ellas, no se lleve todo el negocio por delante.

Y la prueba de que las empresas guipuzcoanas están haciendo bien los deberes de internacionalización es que 2017 tiene todos los visos de acabar en un nuevo récord exportador. De momento, las sensaciones son inmejorables con tres ultimos meses -los que van de agosto a octubre- magníficos y que dejan, a cierre del décimo mes del año, un crecimiento del 4% en comparación con el mismo periodo de 2016 -en Euskadi el incremento se sitúa en el 10,9%-. En total, según el informe del ICEX, las ventas exteriores se elevan hasta los 5.952,1 millones de euros, la cifra más alta de la serie histórica a estas alturas, por encima incluso de 2015 (anterior máximo) cuando hasta octubre la facturación fuera de España alcanzaba los 5.812 millones.

Los últimos tres meses registrados han alimentado de forma solvente esta posibilidad de que se produzca un nuevo récord exportador de las empresas del territorio. Así, agosto concluyó con un incremento del 8,8%; septiembre, con un 14,9%; y octubre, con un 11%. Significativos incrementos, todos ellos al nivel o por encima de la media española y posibilitados por los sectores que abanderan la industria guipuzcoana: los bienes de equipo, las semimanufacturas y la automoción.

En el mes de octubre, las exportaciones de material de transporte -sobre todo por CAF e Irizar- repuntaron un 91,9%, mientras que los componentes del automóvil crecieron un 24,2%. Las semimanufacturas (productos no terminados, de la materia prima parcialmente transformada) aumentaron también sus ventas exteriores un 11,4%. Las exportaciones alcazaron los 694 millones de euros en total.

La energía más cara eleva un 40% la brecha comercial

El déficit comercial superó los 21.073 millones de euros de enero a octubre en España, al dispararse un 39,9% respecto a 2016. No obstante, aún así es el tercer mejor registro en este periodo desde 1998. De hecho, en los diez primeros meses del año las exportaciones repuntaron un 9,3%, hasta los 229.801 millones, nuevo máximo histórico de la serie para el acumulado en este periodo, según informó ayer el Ministerio de Economía. Tuvieron en este sentido mejor evolución que las operaciones comerciales de la Eurozona (un 7,6% más) y del conjunto de la UE (8%).

Sin embargo, este incremento en las ventas a otros países no permitió compensar el importante avance de las compras externas, que repuntaron un 11,3% hasta alcanzar los 250.873 millones de euros. La tasa de cobertura -el saldo de exportaciones sobre importaciones- se situó así en el 91,6% hasta octubre, el tercer mejor registro de toda la serie histórica tras los de 2013 y 2016.

Aunque la energía supone la mayor parte de ese desequilibrio -17.290 millones sobre el total de 21.073, un 30,4% más que hace un año-, sin ella el déficit comercial prácticamente se duplicó, al pasar de 1.798 millones al cierre de octubre de 2016 a los 3.783 millones de este año.

Entre los sectores con mayores aumentos de exportaciones destacaron los bienes de equipo, con un alza del 10,3%. Les siguieron los productos químicos (8,1%) y las semimanufacturas no químicas (9,7%).

En el acumulado, los bienes de equipo representan ya el 55,4% del total exportado, esto es, 3.295,6 millones de euros, una cifra que superaría el total de ventas exteriores de comunidades autónomas como Cantabria (1.952,9 millones), Canarias (2.077,1), Extremadura (1.598,4), La Rioja (1.566,2) o Baleares (1.526,1). Dicho sector, en el que se enmarca la máquina-herramienta y el material de transporte, ha repuntado un 1,2% hasta octubre.

Otros sectores, avanzan más. Tal es el caso del sector de automóvil -tanto vehículos como componentes- que crece un 7,5% en su facturación fuera de nuestras fronteras. También las semimanufacturas, una vez superada la crisis del acero y la mejora de otros componentes, se apuntan un crecimiento del 8,2%.

Destino e importaciones

Por destinos, la evolución hasta octubre nos deja una excelente noticia, y es que Francia, principal cliente foráneo para las compañías guipuzcoanas vuelve a la senda positiva después de encadenar tres trimestres por debajo de las cifras del pasado ejercicio. El país galo, que acapara el 16,4% de la exportaciones de Gipuzkoa, ha encadenado tres meses de crecimientos extraordinarios como destino de mercancías de nuestro territorio. En octubre, concretamente, el aumento fue del 19,8%.

Así, en el acumulado de los diez primeros meses, el crecimiento se sitúa en el 1,3%. Una excelente señal que se añade al crecimiento de la propia economía francesa en el tercer trimestre del año, que se elevó hasta el 0,6% intertrimestral, una décima más de lo esperado, con un incremento de las importaciones del 2,6%.

Francia (1,3%), Alemania (5,7%) y Reino Unido (2,4%), un podio de clientes en crecimiento

El podio de principales destinos para las mercancías guipuzcoanas lo completan Alemania (+5,7%) y Reino Unido (+2,4%), ambos con repuntes relevantes en lo que llevamos de ejercicio.

Pero en lo que registra un ligero retroceso Gipuzkoa es en la balanza económica, que disminuye un 3,6%. Gipuzkoa sigue presentando un saldo positivo envidiable, ya que exporta 2.850 millones de euros más de los que importa. Aun así, este ligero retroceso del saldo se explica con un destacado incremento de las importaciones, que hasta octubre aumentaron un 12,2%. La noticia no es mala, ya que confirma el dinamismo del territorio. Y es que el incremento importador también responde a los sectores que más aumentan su exportación (material de transporte o automoción), con lo que se advierte que la actividad que prevén estas industrias sigue al alza y apunta cierta estabilidad productiva a corto plazo.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos