Las exportaciones vascas se encaminan hacia el récord con un avance del 9,1%

Proceso de fabricación de una máquina-herramienta. Los bienes de equipo suponen el grueso de las exportaciones vascas./JUANTXO LUSAGráfico
Proceso de fabricación de una máquina-herramienta. Los bienes de equipo suponen el grueso de las exportaciones vascas. / JUANTXO LUSA

Bienes de equipo, semimanufacturas y automoción impulsan las ventas exteriores hasta junio. Bizkaia encabeza el repunte (16,4%) gracias en parte a la recuperación de la producción de la ACB y el encarecimiento del precio del petróleo

ALEXIS ALGABASAN SEBASTIÁN.

La puerta al mundo sigue más abierta que nunca para las empresas vascas, y lo que es más importante, cada vez son más las que la atraviesan y comienzan a comercializar sus productos y servicios fuera de nuestras fronteras. Hace tiempo que la exportación pasó de ser una oportunidad para convertirse en una necesidad, sobre todo para la industria, y el trabajo realizado durante años en innovar, ganar mercado y posicionarse sigue dando sus réditos en forma de facturación a lo largo y ancho del planeta. Buena cuenta de ello dan las magnitudes sobre exportaciones en el primer trimestre del año publicadas ayer por la Secretaría de Comercio, dependiente del Ministerio de Economía, Industia y Competitividad, que recoge un crecimiento del 9,1% en las exportaciones totales de Euskadi en la primera mitad de año -un punto por detrás de la media estatal que se situó en el 10%-.

Las compañías del País Vasco han cerrado ventas exteriores por valor de 11.946,5 millones de euros hasta el 30 de junio, lo que convierte a Euskadi en la quinta comunidad del Estado en importancia en cuanto a facturación fuera de nuestras fronteras, solo por detrás de CC AA que, como mínimo, duplican la población vasca. Hablamos de Cataluña (35.638,7 millones), Andalucía (16.004,4 millones), Comunitat Valenciana (15.473,6) y Madrid (15.260,2). De hecho, por población, a Euskadi le corresponde el séptimo lugar del escalafón, pero si hablamos de exportaciones supera a las más pobladas Galicia (10.882,8 millones) y Castilla y León (8.083,6).

Dejemos las meras clasificaciones para centrarnos en el detalle de la evolución vasca, que si repite un segundo semestre al mismo nivel que el primero acabará por cerrar un ejercicio récord en facturación exterior. Hasta el momento, el curso que marca el techo exportador para Euskadi es el de 2014, que se cerró con unas ventas exteriores por valor de 22.240,5 millones de euros. El reducido incremento exportador de junio (3,3%) hace complicado que el ritmo observado en el primer semestre se mantenga en la segunda mitad del año, pero si así lo hiciera, la facturación fuera del Estado superaría los 23.500 millones de euros.

El incremento no resultó tan elevado como en meses anteriores y se quedó en un 3,3% VASCAS EN JUNIO

El encarecimiento del crudo y el incremento importador reduce un 23% el superávit comercial PEOR BALANZA

Pero más importante que acabar en récord será el volver a la senda alcista tras dos años consecutivos en los que las exportaciones vascas cerraron en momios inferiores al curso precedente. Datos condicionados, claro está, por la notable mejora del comportamiento del mercado interior y también por la bajada progresiva del precio del petróleo y los carburantes. Pero en un escenario en el que las exportaciones avanzan a un ritmo solido y las ventas al Estado también progresan adecuadamente -solo en Gipuzkoa el avance se eleva hasta el 8,4%- el cierre de 2017 puede deparar un resultado global histórico de facturación para las compañías vascas.

Los ingredientes

Centrémonos en los componentes que han propiciado el impulso en el primer semestre. Por sectores, y arrancando con una visión global de la comunidad, el crecimiento se sustenta, según las tablas del ICEX, en el incremento exportador de bienes de equipo, semimanufacturas no químicas y el sector del automóvil. El primer componente representa el 36,1% de todo lo que exporta Euskadi y en el mismo se vuelca buena parte de la I+D+i que se desarrolla en la comunidad. Dentro de los bienes de equipo figuran sectores como la máquina-herramienta o el material de transporte. Hasta el 30 de junio, sus exportaciones han aumentado un 8,1%.

En lo que respecta a las semimanufacturas no químicas, su crecimiento se eleva hasta el 7,5%. Éstas suponen el 21,7% de las exportaciones totales vascas y entre ellas se en cuentran las ventas al exterior de productos de hierro y acero. En este sentido, la recuperación productiva de la ACB de Sestao en comparación con el parón del primer semestre de 2016 otorga un plus a la estadística. Este ingrediente también es uno de los que ayuda a Bizkaia a registrar un incremento del 16,4% en sus exportaciones, muy por encima de Álava (8,4%) y Gipuzkoa (1,8%). Nuestros vecinos se alimentan, además, del encarecimiento de los precios del crudo, lo que eleva también el precio al que la refinería vizcaína Petronor vende sus productos. La subida del precio del petróleo se observa también en el despegue de las importaciones, que aumentan un 23,1%.

Y la tercera pata principal de las exportaciones vascas la pone el sector del automóvil, tanto vehículos como componentes -esencial en Álava con el empuje de Mercedes-, que en el primer semestre ha incrementado un 8,2% sus ventas exteriores.

Más

Fotos

Vídeos