Satisfacción en la flota vasca por el aumento del permiso de pesca de bonito y atún

Cuatro arrantzales descargan bonito del Norte en el puerto de Getaria este mismo verano/Michelena
Cuatro arrantzales descargan bonito del Norte en el puerto de Getaria este mismo verano / Michelena

Los arrantzales podrán pescar el próximo año 16.000 toneladas de bonito, un 7% más

ALBERTO ECHALUCEOndarroa

Satisfacción entre los arrantzales vascos por un incremento de las cuotas de atún rojo y bonito para los próximos ejercicios. Tras la reunión de la Comisión para la Conservación del Atún Atlántico (ICCAT), la flota vasca ha comprobado con satisfacción cómo para la próxima campaña dispondrán de un límite de 16.034 toneladas de bonito del Norte -un 7% más que este ejercicio- y 905 de atún rojo, un 18% más que este año.

Desde el ejecutivo autonómico y también desde la Federación de Cofradías de Gipuzkoa se ha valorado muy positivamente el incremento de la cuota de bonito del Norte, en el que por primera vez se adoptan Reglas de Control de Capturas como mecanismo de gestión de la pesquería, «decisión en la que ha tenido un peso considerable la comunidad científica liderada por el centro de investigación vasco AZTI», apuntan desde el departamento de Pesca del Gobierno Vasco. La aplicación de dichas medidas de ordenación de la pesquería sobre un recurso como el bonito del Norte, «que se halla en buen estado biológico», da como resultado una cuota ICCAT para los próximos 3 años (2018, 2019 y 2020) de 33.600 toneladas anuales, lo que supone un incremento del 20%. Esto se traduce en que la UE tendrá una cuota de 25.861 toneladas, -este año disponía de 21.551-, y en consecuencia España dispondrá inicialmente de una cuota de 16.034 toneladas para cada uno de los tres ejercicios (este año fue de 14.980 toneladas).

Durante este verano, los puertos vascos han recibido alrededor de 6.760 toneladas de bonito del norte, cantidad que ha alcanzado en primera venta un valor de 26,3 millones.

Balance

Bonito del Nort
Para los próximos tres años (2018, 2019 y 2020) el tope de capturas de esta especie será de 33.600 toneladas, una subida del 20% con respecto a este ejercicio
Atún rojo
Las flota vasca podrá pescar 905,2 toneladas.
Otras especies.
En relación al patudo, rabil y listado se adoptará una decisión sobre los topes de captura en la reunión de Croacia del próximo año.

El Gobierno Vasco, junto con el sector, considera «positivo» este incremento, ya que entra en los límites de conservación de la especie a la vez que evitará los agotamientos de cuota que obligaron a suspender la pesquería las dos campañas anteriores. Miren Garmendia, secretaria de la Federación de Cofradías de Gipuzkoa, explica que «estamos contentos porque se mantenga la cuota a un nivel superior que en otros años. Esto demuestra el buen estado de la especie».

Con todo, en el Ejecutivo se lamentan de que esta cuota tenga que verse «sensiblemente reducida», ya que el Estado español deberá hacer frente en 2018 y 2019 al pago de 756 toneladas por el sobrepasamiento producido en 2016, al ceder de manera incomprensible cuota de bonito del Norte a Francia.

«No» a los repartos de cuotas

«Por lo que respecta al atún rojo, la cuota también se ha incrementado tras la reunión celebrada por el comité científico de ICCAT, un 18% para 2018, un 10,4% para 2019 y un 10,6% para 2020. Aun y cuando el Gobierno Vasco considera positivos estos aumentos, el Ejecutivo señala que «en el caso del atún rojo hay que ser cautelosos ya que el aumento previsto no se puede dar por hecho para los años 2019 y 2020, dado que será revisable y puede variar en función de las nuevas claves de reparto que se decidan en la reunión del año que viene».

Así, la cuota de atún rojo aprobada por ICCAT para el año 2018 queda fijada en 28.200 toneladas. De ellas, España dispondrá de 5.000, de los que la flota vasca pasará a poder pescar 905,2 toneladas, lo que supone una subida cercana al 18% respecto a los 768,2 kilos pescados en 2017.

En cuanto a la cuota para 2019 se ha establecido en 32.240 toneladas y la de 2020, en 36.000. El Gobierno Vasco considera «positivo el aumento para el próximo año», pero muestra cautela en las previsiones realizadas para los dos siguientes.

Asimismo, desde Vitoria se considera que con el nivel de cuota para 2018 y 2019 no se dan las condiciones necesarias para una variación de las claves de reparto internas a nivel estatal, para la introducción de nuevas flotas en la pesquería o el aumento de cuotas para flotas de otras comunidades, ya que no se llega al mínimo de 6.000-6.500 toneladas que desde el propio Ministerio se había puesto como objetivo para poder acometer a nivel estatal una redistribución de la cuota española.

En relación a los túnidos tropicales (patudo, rabil y listado), que captura la flota atunero-congeladora de Bermeo, no se han adoptado nuevas recomendaciones, de forma que será en la reunión del año que viene en Croacia, cuando en función del estado del ‘stock’ de patudo se tomarán decisiones que pudieran afectar a la flota vasca de atuneros congeladores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos