«Los aerosoles no afectan a la capa de ozono»

«El sector hace tiempo que superó el problema de la contaminación de la capa de ozono, pero seguimos teniendo mala imagen y no sabemos qué hacer para evitar esta falsa creencia». Tenés muestra con estas palabras su hastío hacia una cuestión que resurge cada vez que sale a colación el tema de los spray. «En los años ochenta se prohibieron los gases contaminantes. Se cambió toda la formulación de los aerosoles y el sector comenzó a utilizar otros gases». Tenés hace referencia al Protocolo de Montreal (1989), cuando comenzaron a eliminarse los clorofluorocarbonos (CFCs) como propelentes en los aerosoles.

Los CFC se han ido sustituyendo por productos licuados del petróleo, «absolutamente respetuosos con el medio ambiente», según el responsable de Igepak. Ahora bien, presentan la desventaja de que son inflamables, de manera que este tipo de empresas deben cumplir un estricto protocolo de seguridad que se examina varias veces al año.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos