Diario Vasco

El 3% de las pensionistas vascas recibe ya el complemento de maternidad

gráfico

La maternidad afecta desde enero de 2016 a la pensión. / FOTOLIA

  • La Seguridad Social destina casi 700.000 euros mensuales a sufragar esta prestación

  • Son más de 10.000 las mujeres que perciben en Euskadi este plus por haber tenido dos o más hijos y les supone 66,80 euros de media al mes

Completa tus looks con complementos urbanos a precios increíbles

Hasta 90%

Homewear para hombre y mujer

Hasta 70%

Marca española en moda pre-mamá

Las mejores marcas a los mejores precios

¡Diversión para todas las edades!

Las mejores marcas a los mejores precios

Colección moda técnica para hombre y mujer

Hasta 80%

¡Semillas, macetas, herramientas y mucho más!

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda casual para hombre y mujer

Hasta 70%

Deportivas para toda la familia al mejor precio

Las mejores marcas a los mejores precios

Colección en piel de bolsos y zapatos de diseño

Hasta 70%

Selección de botas, botines y zapatos para mujer

Hasta 70%

Calzado de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Hasta 70%

Diseños exclusivos en bolsos de piel

Las mejores marcas a los mejores precios

Joyas y relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

¡Encuentra la cazadora que se adapta a tu estilo!

Hasta 90%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

Deportivas, botas y zapatos para hombre

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera al mejor precio

Hasta 80%

Relojes y brazaletes inteligentes

Hasta 80%

Complementos y juguetes eróticos.¡Mantén viva la pasión!

Hasta 80%

Relojes de pulsera de tus marcas favoritas

Las mejores marcas a los mejores precios

Las carreras laborales de las mujeres son habitualmente más cortas que las de los hombres y las pensiones son bastante más reducidas. En concreto el periodo medio de cotización es de 31,3 años frente a los 40,6 de media registrada por los hombres, y la prestación media de las mujeres en Euskadi es de 880 euros frente a los 1.551 de los hombres. Una diferencia que se explica en gran medida porque las féminas tienen con más frecuencia contratos a tiempo parcial, solicitan excedencias por cuidado de hijos y dedican una gran parte de su tiempo al cuidado del hogar familiar.

Para paliar esta situación y reducir su impacto en las pensiones de las mujeres, el Gobierno central aprobó en 2015 el denominado complemento de maternidad en su pensión, que se empezó a aplicar a partir del 1 de enero de 2016. En estos momentos en el País Vasco la están percibiendo 10.256 mujeres, que suponen el 3% de todas las pensionistas.

Una cifra en cualquier caso que se irá incrementando de forma paulatina, ya que se irán añadiendo todas aquellas mujeres a las que se les reconozca una pensión contributiva de jubilación, viudedad o incapacidad permanente y que tengan dos o más hijos biológicos o adoptados. En el conjunto del Estado son 182.368 las que lo perciben y las estimaciones apuntan a que en 2019 superarán el medio millón.

El complemento se calcula en función de diferentes porcentajes según el número de hijos. Las que tienen solo un descendiente no tienen ningún derecho. En el caso de dos vástagos corresponde el 5% de la pensión; si son tres, el 10%, y a partir de cuatro, el 15%. La cifra resultante se añade a la prestación base.

De las 10.256 mujeres vascas que cobran en estos momentos dicho complemento, algo más de 2.000 lo están haciendo desde enero de este año y de ellas 664 son guipuzcoanas. Del total que han generado este derecho desde que se empezó a aplicar, algo más de la mitad son vizcaínas, un tercio guipuzcoanas y el resto alavesas (ver el gráfico adjunto).

La Seguridad Social destina 685.203 euros mensuales para sufragar dicho complemento en Euskadi. Una cifra que supone un 6,39% de la cantidad abonada por la totalidad de las pensiones en vigor que cuentan con complemento de maternidad en el País Vasco y que asciende a 10,71 millones.

Pero si calculamos lo que perciben de media por dicho complemento la cifra es de 66,81 euros mensuales en la CAV, una cantidad algo superior a la del conjunto del Estado (56,62 euros) debido a que la pensión media es más elevada. Por territorios, en Gipuzkoa perciben de media 67,52 euros, una cifra similar a la de Bizkaia (67,23) y ligeramente superior a la de Álava (63,56).

Si nos fijamos en las altas de las pensiones que se han producido este años en Euskadi con derecho a dicho complemento, la cantidad media percibida es de 1.023,30 euros. En las de jubilación, que suelen ser más elevadas, la cifra asciende a 1.234 euros. Las de incapacidad permanente se sitúan en 926 y las de viudeda en 919, cifras que superan ampliamenta a las del conjunto del Estado.

Aportación demográfica

La iniciativa del Gobierno central fue la respuesta a una campaña que se puso en marcha bajo el lema 'Más hijos, más pensión' que buscaba compensar la incidencia que tienen en las mujeres unas carreras profesionales marcadas en muchos casos por el hecho de haber sido madres. Con la medida se quería reconocer la aportación demográfica de las familias al sistema público de pensiones como elemento clave para su sostenibilidad futura, según recuerda la Delegación del Gobierno en la CAV. «No solo reduce la brecha entre hombres y mujeres, sino que además reconoce la importante labor de aquellas mujeres que han tenido una cotización menor por su dedicación al cuidado de la familia», subraya.

El modelo de complemento no es habitual en la UE. Tan solo Francia tiene un sistema similar. En otros países existen otro tipo de medidas alternativas que buscan fomentar la natalidad y el crecimiento demográfico, como el caso de Alemania, que reconoce a las madres entre dos y tres años de cotización por hijo.

La iniciativa ha suscitado algunas críticas en la medida en que se deja fuera del complemento a una gran cantidad de mujeres: las que tienen solo un hijo y a las que se reconoció su pensión antes del 1 de enero de 2016, por lo que no tienen derecho a solicitarlo.

Hay voces, incluso, que consideran que se trata de una discriminación de género incompatible con el Derecho Comunitario, pues únicamente se reconoce a las madres y no a los padres una teórica compensación por el tiempo dedicado a la educación y cuidado de los hijos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate