Diario Vasco

«La gente busca en la formación no reglada encontrar un empleo»

El grupo Sie, dirigido por Borja López, ofrece cursos de todo tipo en sus instalaciones de Errenteria.
El grupo Sie, dirigido por Borja López, ofrece cursos de todo tipo en sus instalaciones de Errenteria. / MIKEL FRAILE
  • El director del Grupo Sie asegura que el «objetivo de esta empresa es ofrecer un servicio de calidad a empresas y alumnos»

El Grupo Sie ofrece una oferta amplia de formación. Su director, Borja López, conoce de primera mano todo lo relativo a un sector en el que reconoce que «no es que esté muy bien visto».

- ¿Hay buena valoración de la formación no reglada?

- Si uno busca en Google noticias sobre 'formación' en ninguna de las primeras páginas vas a encontrar información en la que se indique que los centros de formación insertan en el mundo laboral a más de la mitad de sus alumnos. La mayoría de estas noticias van relacionadas con fraude, fondos públicos mal justificados, reclamaciones, etcétera. Nosotros, a mi modo de ver, somos ese parapeto de la Administración sobre el desencanto del parado, que muchas veces trasmite su frustración en los centros de formación. Y nosotros no tenemos capacidad para articular lo que es la formación.

- ¿Pueden los centros de formación no reglada diseñar los cursos que van a impartir?

- Nosotros accedemos a concursos de la Administración en los que los pliegos de condiciones están cerrados. No podemos programar en nuestros cursos lo que estimemos oportuno. Siempre tenemos que adaptarnos a lo que nos marcan. Nos tenemos que adaptar a las convocatorias para poder seguir viviendo. En el caso de Lanbide es cierto que sí consulta más a los centros y se ajusta más a la realidad.

- ¿Cómo están jurídicamente?

- Abandonados. Tenemos una gran inseguridad jurídica. Desde 2002, cuando se creó grupo Sie, han pasado 15 años y hemos pasado cuatro modelos diferentes de formación que nada tienen que ver el uno con el anterior. Además, cada funcionario o técnico lo interpreta como quiere. Tenemos un decreto que se aprobó en 2015 que está sin desarrollar. La percepción en la sociedad es que los centros de formación están muy bien pagados y permiten obtener un gran beneficio a los empresarios. Esto no es cierto, ya que la formación debe tener beneficio cero.

- ¿Cuál es la realidad?

- En las últimas convocatorias del Servicio de Empleo Estatal (SEPE) una vez que nos conceden el curso nos deberían abonar el 25% del dinero del curso, pero la realidad es que nos lo dan a los cuatro o cinco meses; el 35% nos lo tienen que dar al inicio del curso, siendo generoso se da a los tres meses del inicio; y el 40% restante a la finalización, y esto tampoco lo hemos vivido. La realidad es que todavía nos deben el 50% de la formación pública de 2014, pero yo tengo que justificar el 100% del gasto, por lo que estoy corriendo con fondos propios. Hay que reconocer, que Lanbide funciona bastante mejor y los plazos se acortan. Es de los mejores del Estado, ya que los pagos y las liquidaciones se reducen a plazos razonables.

- ¿Cómo está organizada la formación?

- En estos momentos es anual. Cada año se sacan las convocatorias para los cursos, y de un año a otro difiere la formación. Esto hace que nosotros no podamos realizar una planificación o inversiones, porque no tenemos la certeza de que al año siguiente la formación va a ir por ese mismo lado. Ahora, Lanbide está buscando que tengamos una formación plurianual. Esto sería una gran ventaja, ya que permitiría a los centros organizarse, mejor a la competitividad y estabilizar plantillas de trabajadores. Todo ello se trasladaría a la calidad de los cursos que impartimos. Nos daría más seguridad y tener una relación mayor con las empresas.

- ¿Cuáles son los cursos más demandados?

- No hay un curso estrella que se llene seguro. La gente busca una formación que le asegure encontrar empleo. Las personas no vienen buscando formación, sino trabajo. Esperan conseguir que a través de nosotros puedan introducirse en el mundo laboral. Nosotros buscamos que todos los cursos estén orientados a ello. Ahora mismo, los cursos relacionados con la tecnología tienen una salida relativamente buena; y también los cursos de certificados de profesionalidad de nivel 2 en algunas ramas, como pueden ser de servicio socio-sanitario, agrícola o forestal. En estos hay una demanda de personal importante. Por su parte, las empresas buscan para sus empleados cursos de idiomas y de información para el reciclado interno.

- ¿Cuesta conseguir gente para estos cursos de formación no reglada?

- Sí. Todos los centros sacamos los cursos a la vez, con las mismas fechas de inicio y de fin. Así, todos andamos a la caza del alumno.

- ¿Cómo lo hacen en el grupo Sie?

- Nosotros buscamos traer personas cualificadas de fuera de Gipuzkoa para que hagan el curso aquí y luego cubrir las plazas que las empresas no son capaces de cubrir. El problema con el que se encuentran es el euskera, pero en el resto de competencias se adapta.

- ¿Qué labor de consultoría realizan en grupo Sie?

- Históricamente, hemos estado orientados a sistema de gestión, mejoras de productividad y apoyo a gerencia sobre todo orientado a pymes. Ahora, estamos tendiendo a especializarnos en la consultoría de recursos humanos, en planificación de reposición de puestos de trabajo, nuevas inserciones... El gran área de desarrollo son los recursos humanos, ya que vemos que cada vez hay mayor escasez, se requiere mayor especialización y creemos que podemos ser el nexo de unión entre las necesidades de la empresa y las del demandante de empleo.

- ¿Qué le llevó a esta empresa?

- Una vez licenciado me apunté a una oferta de empleo de Autoescuela Lagunak en el que buscaban un técnico de Marketing y Comunicación para desarrollar todo el área de formación profesional en el transporte. Este apartado comenzó a adquirir un gran volumen y decidimos constituir la empresa Capa Formación destinada solo a esta área. A medida que va creciendo esta compañía, voy adquiriendo más protagonismo. Al final, Lagunak acabó centrándose en su modelo de negocio, continúan con la idea de autoescuela y formación en el transporte; mientras que nosotros seguimos apostando por la formación ocupacional y continua.

- ¿Cuáles son los compromisos de la empresa?

- Dar un servicio de calidad a empresas y alumnos. Ofrecer un trato personalizado, independientemente de que los cursos sean genéricos. Buscamos hacer una orientación laboral, a través de saber hacia dónde quieren dirigir su futuro laboral. Y como empresa que somos, tenemos un compromiso con nuestros trabajadores para que estén contentos, puedan desarrollarse y tengan una seguridad.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate