Diario Vasco

La inspección fiscal detecta «ventas en negro» en las lonjas de Ondarroa y Bermeo

  • La Hacienda guipuzcoana ha registrado las de Pasaia, Hondarribia y Getaria, calificando la actuación como una práctica habitual en la lucha contra el fraude

Inspectores de la Hacienda foral vizcaína registraron el jueves las lonjas de Ondarroa y Bermeo ante la posibilidad de que se haya producido fraude fiscal en la compraventa de pescado fresco al por mayor. Sus homólogos guipuzcoanos registraron las de Pasaia, Hondarribia y Getaria, una actuación que la Hacienda de Gipuzkoa enmarca como una práctica habitual.

La Diputación del territorio vecino explicó ayer que el registro está motivado por los «indicios de la existencia de ventas en negro descubiertas por los funcionarios de la Hacienda foral en actuaciones de información realizadas en el último año». A estos indicios se unen las «conclusiones» de inspecciones previas en las que se «comprobó la existencia de un circuito de compraventa de pescado que se oculta a la Hacienda foral».

Ese circuito se iniciaría con la primera venta del armador al mayorista, con la intermediación de la lonja de pescado. Continuaría -según la Diputación- hasta el consumidor final, entre los cuales se encuentran establecimientos de hostelería, tal y como ha quedado acreditado en diversas inspecciones realizadas en este tipo de negocios, donde se realizaban compras de pescado en 'B'.

Tras la información recabada el jueves acerca de especies capturadas, pesajes y precios de venta en lonja se realizarán inspecciones a armadores, mayoristas de pescado y a las propias lonjas para determinar si ocultan parte de sus beneficios a la Hacienda foral. Con el acceso a estos documentos podrán detectarse las diferencias con las facturas emitidas por las ventas realizadas.

Las inspecciones también se llevaron a cabo el jueves en las lonjas de Getaria y Hondarribia, a las que ayer se unió Pasaia. La Hacienda guipuzcoana, preguntada por este periódico sobre si esta actuación se debía, como en Bizkaia, a la existencia de indicios previos de fraude, negó que esta fuera la motivación.

El departamento foral respondió que el registro «se sitúa en el marco de acciones comunes de lucha contra el fraude». Añadió que los funcionarios que accedieron a las lonjas copiaron la documentación pertinente en soportes informáticos. «Visitamos habitualmente empresas, establecimientos y, en este caso, las lonjas. A partir de ahora -señala la Hacienda guipuzcoana- se procederá a analizar y contrastar la información obtenida para investigar si existen indicios de fraude».

Operación 'Piélago'

Las inspecciones realizadas en Gipuzkoa y Bizkaia se incluyen en la operación «Piélago» que inició el jueves la Agencia Tributaria. Se han registrado 21 lonjas de Canarias, Cataluña, Galicia, Murcia y Comunidad Valenciana, además de las cinco de Euskadi.

Las investigaciones tienen su origen en los controles fiscales que viene efectuando la Agencia Tributaria en relación con lonjas de diversos puntos del territorio y muy especialmente en el norte y noreste de España. Fruto de estas actuaciones, entre las que destacan las efectuadas el pasado año en Cataluña (por la que se inspeccionaron veinte sociedades dedicadas al comercio al por mayor de pescado que operaban en Mercabarna), la Agencia detectó «irregularidades que redundaban en una disminución de las bases imponibles y los ingresos tributarios». También la existencia de un canal paralelo de actividad económica en 'b', desde el armador hasta el minorista «ocasionando un importante perjuicio para la Hacienda pública».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate