Copa Davis

Sergi Bruguera «A todo el mundo le gustaría ganar otra Copa Davis antes de retirarse»

Sergi Bruguera, durante la presentación de su capianía. /Efe
Sergi Bruguera, durante la presentación de su capianía. / Efe

El barcelonés, nuevo capitán de Copa Davis, afirma que todos los jugadores tienen el «máximo compromiso e ilusión»

MANUEL SÁNCHEZMadrid

Sergi Bruguera acude a su presentación hoy en Madrid con el objetivo de hablar de tenis. El barcelonés elude pronunciarse sobre una posible independencia de Cataluña, aunque ante los medios sopesa que es algo "terrible, de las perores cosas que ha vivido". Se muestra de manera tajante: "espero y rezo para que esto se solucione".

Ya como capitán de Copa Davis, cargo en el que sucede a Conchita Martínez, explica que este nombramiento es un "orgullo". Y es que para Bruguera la Copa Davis es uno de esos lunares en su historial. Nunca la pudo ganar y los cuartos de final fueron su tope. Pese a haber triunfado en Roland Garros en dos ocasiones (1993 y 1994), esta competición y el Conde de Godó son los recuerdos amargos de un tenista que no pudo sumar dichos títulos a su palmarés. "Ahora me encantaría poder ganarla como capitán. Siempre me ha quedado ahí en el corazón", manifiesta.

Más información

Acabada la rueda de prensa, Bruguera atiende a Colpisa y medita que la capitanía no da vértigo, y menos en un momento en el que jugadores como Rafa Nadal está al nivel que está. "Cuanto mejor estén los jugadores mejor, más tranquilidad". La primera eliminatoria que afrontará Bruguera será a principios de febrero, escasos días después del Abierto de Australia, que se disputa sobre cemento. El cruce ante Gran Bretaña será en España, por lo que la lógica dicta que se juegue sobre tierra. Un vaivén de superficies que no siempre ayuda a las rodillas de Nadal. "Estas cosas aún no me las planteo", esquiva Bruguera, pero asegura que "todo el mundo tiene máximo compromiso e ilusión. Es lo único que cuenta".

"A nivel profesional hay mucha ilusión de competir, de poder ganar una sexta ensaladera. A nivel personal me ha hecho mucha ilusión ver cómo me han recibido", dice.

Además, Bruguera manifiesta que pidió el apoyo de los jugadores para asumir el cargo, ya que cuando se le ofreció, era lo único que le importaba.

El barcelonés, que ha firmado por dos años, tendrá el reto de afrontar la última etapa dorada de una generación que ya sabe lo que es ganar la Copa Davis en varias ocasiones. Los que pueden ser los últimos coletazos de los Nadal, Feliciano, Ferrer o Verdasco. "Es de las cosas máximas que puedes ganar, a todo el mundo le encantaría ganarla antes de retirarse", sentencia.

Respecto a los más jóvenes, el nuevo capitán ha incidido en que ahora que tiene otro trabajo, que no es entrenar a Richard Gasquet (con el que seguirá vinculado hasta París), se "pondrá al día" con los nuevos chicos, ya que es importante "traerse de vez en cuando" a algún jugador joven de sparring para "que tenga experiencia, que lo viva. Para que en el futuro no le pille de nuevo".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos