Diario Vasco
Lara Arruabarrena celebra su victoria el domingo en Seúl.
Lara Arruabarrena celebra su victoria el domingo en Seúl. / AFP

tenis

«Es el título más importante de mi carrera»

  • Lara Arruabarrena ya está en China, horas después de conquistar el triunfo en Seúl, para jugar un torneo de dobles

Lara Arruabarrena ya está en China para jugar el torneo de Wuhan, solo unas horas después de ganar el Torneo de Seúl, el segundo WTA de su carrera. La tolosarra apunta que «es el título más importante de mi carrera. El primero que gané fue importante porque era el primero que ganaba en mi vida y me hacía mucha ilusión, pero este torneo era más duro que el de Bogotá. Aquí he derrotado a grandes jugadoras. Es verdad que no estaba jugando muy bien a principios de semana, aunque luego he tenido partidos de gran nivel contra rivales muy buenas. El título de Bogotá me llegó a los 19 años y no lo valoré tanto. Ahora, cuatro años más tarde, me doy cuenta de que ganar un título es muy complicado y lo valoro mucho más».

La tenista tolosarra, en declaraciones a 'Tennistopic', explica que «en Seúl me he sentido con confianza y he logrado mantener el nivel. Creo que me va a dar un impulso. Me quedan tres torneos para acabar el año y siento que puedo hacer algo importante. Y de cara al año que viene también».

Arruabarrena reconoce que «ha sido un año irregular. A mitad de temporada sentí que necesitaba un cambio. Las cosas que me decía Albert Torras no me llegaban de la misma manera y yo tampoco me estaba encontrando en un momento de forma bueno dentro de la pista, tenía muchas dudas. Necesitaba un cambio, algo nuevo, una persona que me dijese las cosas de forma distinta. Estaba un poco desmotivada. Pensé en Andoni Vivanco y él me está ayudando. Es una cara nueva y un chico con muchas ganas, y a mí me las transmite. Estaba muy acomodada, me faltaba motivación. Necesitaba un cambio y por eso lo hice. Al ver algo nuevo es como si me hubiese venido la motivación otra vez. La respuesta clara es que me había acomodado mucho».

«Me gustaría el Top 30»

La tenista guipuzcoana reconoce que le gustaría «acabar entre las 30 primeras el año que viene. Mi mejor ránking lo tengo ahora después del título en Seúl, pero creo que tengo tenis para estar entre las 30 primeras. En 2017 me voy a centrar en mejorar el campo mental, es donde tengo más margen de mejora».

Sin tiempo para disfrutar del triunfo, Arruabarrena viajó ayer mismo desde Seúl a Wuhan, en China: «Cuando ganas un torneo y no eres una jugadora que gana cada semana, gusta tener un poco de tiempo para disfrutarlo un poco más. Al perder quieres que empiece la siguiente semana para olvidarte de la anterior. Lo malo de ganar es eso. En Wuhan solo voy a jugar el dobles, porque tenía que estar en la fase previa y no llegaba a tiempo. Me habría gustado tener un poco más de tiempo para disfrutar en Seúl».

Halagos de Iñigo Cervantes

Alguien que conoce bien a Lara Arruabarrena es Iñigo Cervantes. El hondarribiarra es la referencia del tenis guipuzcoano y vasco. Actualmente ocupa el puesto 77 del ranking de la ATP, pero en marzo llegó al 56.

Cervantes, que sigue de cerca la carrera de Arruabarrena desde que coincidían entrenando en Donostia, cuenta que «solo se puede hablar bien de ella. Es una jugadora muy profesional, muy constante y con una gran fortaleza mental. Destacaba mucho desde pequeña, cuando se marchó al CAR empezó a crecer y, ni mucho menos, ha llegado a su límite».

El tenista de Hondarribia añade que «en estos niveles la exigencia es máxima, pero las temporadas son largas y hay que aprovechar los buenos momentos. Haber ganado en Corea seguro que le ayuda a estar bien de moral y le motivará para ir a por el Top-50».

Iñigo Cervantes también se encuentra en Asia, donde hoy comenzará a disputar el ATP 250 Shenzhen. Afronta su primer año dentro del Top-100 y cuenta que «está siendo una temporada dura por unos problemas que he tenido en la espalda, pero quiero acabar bien el año para mantenerme entre los cien primeros, algo que sería muy importante para mi».