Pelota

«El trabajo tiene su premio»

Andoni Aretxabaleta golpea de derecha. / MORQUECHO
Andoni Aretxabaleta golpea de derecha. / MORQUECHO

Aretxabaleta se estrena hoy en el Parejas con Urrutikoetxea ante Elezkano II y Rezusta en Arrigorriaga. El zaguero de Markina, subcampeón en 2014, sustituye en esta jornada a Ladis Galarza, lesionado en el pie izquierdo el domingo en Zierbena

ENRIQUE ECHAVARREN SAN SEBASTIÁN.

Andoni Aretxabaleta se enteró el lunes de que hoy sustituía a Ladis Galarza en Arrigorriaga mientras estaba en el gimnasio. «Había jugado la víspera en Zierbena y me pasé un rato por el gimnasio. Me llamaron de la empresa por teléfono y me llevé una sorpresa muy agradable», reconoce. El zaguero de Markina, subcampeón en 2014 con Aimar Olaizola, regresa al Campeonato de Parejas después de dos años de ausencia. Lo hace por la vía de la sustitución, pero es algo a lo que no le da importancia. «Para mí, volver al Parejas es algo muy bonito después de haber estado tanto tiempo parado. Me considero afortunado por tener la opción de demostrar que estoy recuperado y le estoy agradecido a la empresa por la oportunidad que me ha brindado. Espero aprovecharla», dice.

La primera prueba de fuego la tiene esta tarde en Arrigorriaga, en el inicio de la tercera jornada del Campeonato de Parejas. Se alía con Urrutikoetxea para hacer frente a Elezkano II y Rezusta. ETB transmite el festival en directo a partir de las 17.00 horas por su primer canal. Un frontón que acaba de ser remodelado -se ha pintado de azul- y en el que el markinarra recuerda «haber jugado bastantes partidos de chaval». Y también «hace dos veranos».

Aretxabaleta tenía claro que no iba a ser titular en esta edición del Parejas, aunque figuraba en algunas quinielas. «Era lógico, estaba claro. Me he entrenado con Ladis bastantes veces y estaba muy fuerte, tanto físicamente como de golpe. Estaba al día para disputar el campeonato y creo que se lo merecía. Ha mejorado muchísimo en los últimos años. Fui el primero en felicitarle cuando le confirmaron que era titular y el lunes también le llamé por teléfono para preocuparme por su lesión. No tengo rencor a la empresa por haberme dejado fuera, ni envidia a Ladis. Al contrario, me alegré mucho por él».

El manista vizcaíno admite estar «con confianza» antes de su estreno. «Voy a jugar con Urrutikoetxea, con el que me llevo muy bien tanto dentro como fuera de la cancha. Somos grandes amigos, incluso hemos ido de vacaciones juntos. Es un lujo jugar con él».

Su rol dentro de la pareja

Conoce muy bien el papel a desempeñar. «Disputar el campeonato supone un escaparate para mí, aunque nunca gusta entrar por la lesión de un compañero. Sé perfectamente cuál es mi rol dentro de la pareja. El objetivo es que Urrutikoetxea y Ladis sumen el primer punto. También sé que si no hago un buen papel, la empresa puede barajar la opción de que entre Untoria en mi lugar. Ambos éramos los candidatos a sustituir a Ladis cuando se lesionó en Zierbena. En el vestuario tenía mucho dolor en el pie izquierdo».

Y es consciente de lo que le espera esta tarde en la cancha. «Va a ser un partido muy duro, tengo claro que ellos irán siempre a por mí. Rezusta atrasa mucho la pelota, pero como ya dije en otra ocasión allí estaré con la tienda de campaña montada. Mi objetivo será tratar de aguantarle y ayudarle a Urrutikoetxea a que termine. Rezusta es el actual campeón de Parejas y medirse a él en estos momentos es un aliciente para cualquier zaguero».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos