Pelota

Un suculento pellizco para los bolsillos de los pelotaris

Irribarria, Altuna III, Bengoetxea VI, Larunbe, Albisu y Rezusta, en la presentación del Master Codere en Pamplona./DIARIO DE NAVARRA
Irribarria, Altuna III, Bengoetxea VI, Larunbe, Albisu y Rezusta, en la presentación del Master Codere en Pamplona. / DIARIO DE NAVARRA

El Master Codere, que reparte 30.000 euros en premios, reúne desde hoy en el Labrit a los ocho mejores manistas del ránking

ENRIQUE ECHAVARRENSAN SEBASTIÁN.

El Master Codere, la nueva competición ideada por las empresas con el objetivo de premiar los méritos de los pelotaris en los tres campeonatos oficiales -Parejas, Manomanista y Cuatro y medio-, además de los principales torneos de verano, ya está aquí con una atractiva propuesta económica para los bolsillos de sus ocho protagonistas. El ránking establecido para designarlos -similar al de la ATP de tenis- incluye a los cuatro mejores delanteros -Bengoetxea VI, Irribarria, Altuna III y Urrutikoetxea- y a los cuatro zagueros más destacados -Rezusta, Larunbe, Albisu y Untoria-. Se han quedado fuera ilustres manistas como Olaizola II, Zabaleta o Ezkurdia. Los emparejamientos son los siguientes: Bengoetxea VI-Rezusta, primeros en su demarcación, Irribarria-Larunbe, segundos, Altuna III-Albisu, terceros, y Urrutikoetxea-Untoria, cuartos.

El torneo, que se desarrolla íntegramente en el Labrit de Pamplona como premio a los pelotazales navarros por su fidelidad durante toda la temporada, repartirá 30.000 euros entre todos los participantes. Pero alguno como Oinatz Bengoetxea ya se ha llevado un buen pellizco por adelantado. El leitzarra se ha embolsado 6.500 euros como ganador del ránking -son premiados los diez primeros pelotaris clasificados- y podría aumentar esa cifra a 9.500 si vuelve a obtener la victoria ya que la pareja que se lleve el título percibirá 6.000 euros, por 4.000 los subcampeones.

Las empresas desean que el Master Codere se convierta en el torneo de referencia para la mano. Y para ello han dispuesto precios populares en el Labrit. Las canchas oscilan entre 25 y 35 euros, pero también existe la posibilidad de sacarse un abono para las tres jornadas por 60 euros.

La competición arranca esta misma tarde (19.45 horas, sin televisión) con la primera semifinal que enfrenta a Urrutikoetxea y Untoria frente a Irribarria y Larunbe. El delantero de Zaratamo ha sido duda hasta última hora por unas molestias en el dedo corazón de su mano derecha. Arrastraba una fisura antes del inicio de la feria de San Mateo, donde tuvo que suspender un partido del torneo de parejas por dicho motivo.

Ni siquiera se puso los tacos en la elección de material del martes -Untoria, su zaguero, tampoco lo hizo- y demoró su decisión de jugar o no hasta realizar una prueba que tuvo lugar por la tarde en el Bizkaia de Bilbao junto a Pablo Berasaluze. No quedó muy satisfecho, las sensaciones no fueron positivas, por lo que se desplazó a Gasteiz donde le hicieron una radiografía. Los resultados de la misma determinaron que no había ninguna fractura y que, por lo tanto, podía jugar. Urrutikoetxea dio el visto bueno y hoy saltará a la cancha del Labrit.

La otra semifinal enfrenta mañana (19.45 horas-ETB1, 22.00 dif.) a Bengoetxea VI y Rezusta contra Altuna III y Albisu. Duelo entre los dos mejores zagueros del verano y también del año. Los vencedores se verán las caras el sábado en la final.

Reaparece Axier Arteaga

El festival arranca con la previa del Cuatro y medio en la rama de Asegarce entre Axier Arteaga y Unai Laso. El delantero de Lasarte-Oria vuelve a vestirse de blanco 130 días después de jugar su último partido -la final del Manomanista Promoción ante Bakaikoa el pasado 20 de mayo en el mismo escenario- por culpa de una tendinitis rotuliana en ambas rodillas que le ha tenido más de cuatro meses en el dique seco. Arteaga espera no acusar la inactividad y salir airoso. El premio para el vencedor es jugar en Primera.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos