PELOTA

Ni punto de comparación

Altuna III golpea de derecha anoche en el Labrit de Pamplona. Al fondo, Albisu y Rezusta. / JAVIER SESMA

La pareja guipuzcoana disputa hoy la final del Master Codere ante Urrutikoetxea y Untoria, verdugos el jueves de Irribarria y Larunbe Altuna III y Albisu ganan a Bengoetxea VI y Rezusta, que fallaron demasiado

ENRIQUE ECHAVARREN SAN SEBASTIÁN.

Altuna III y Albisu disputarán hoy en el Labrit de Pamplona la final del Master Codere ante Urrutikoetxea y Untoria tras derrotar anoche a Bengoetxea VI y Rezusta, que partían como favoritos, por un claro 12-22. El partido no tuvo ni comparación con el de la víspera. Fue mucho más intenso y peloteado. Hubo ritmo al menos. Aunque el marcador pueda parecer abultado, se debió a los errores cometidos por Oinatz y Rezusta. Diez entre ambos. Hacía tiempo que el zaguero bergararra no perdía tantas pelotas. Mucho tiempo. Puede que sea el peso del verano.

12 BENGOETXEA VI REZUSTA

0 ALTUNA III ALBISU

Tiempo de juego:
50 minutos y 45 segundos.
Pelotazos a buena:
448.
Tantos de saque:
Bengoetxea, 1. Altuna, 1.
Faltas de saque:
Bengoetxea, 0. Altuna, 0.
Tantos en juego:
Bengoetxea VI, 6. Rezusta, 1. Altuna III, 10. Albisu, 1.
Tantos perdidos:
Bengoetxea VI, 3. Rezusta, 7. Altuna III, 2. Albisu, 2.
Marcador:
1-0, 1-3, 2-3, 2-6, 5-6, 5-10, 6-10, 6-12, 9-12, 9-14, 10-14, 10-16, 11-16, 11-20, 12-20 y 12-22.
Momios de salida:
100 a 80 a favor de Bengoetxea VI y Rezusta. 60 a 100 por abajo.
Incidencias:
menos de media entrada en el Labrit de Pamplona en la segunda jornada del Master Codere. 400 personas.

Eso a algunos. A otros como Albisu parece que se le ha hecho corto. Otro gran partido del ataundarra, bien, muy bien, sin fisuras. Y a Altuna III también. El amezketarra se presentó en el Labrit fresco, con hambre de pelota tras haber disfrutado de unos días de vacaciones. Y vaya si se notó. Supo aguantar un comienzo de partido durísimo, con largos y exigentes peloteos. Para el 2-6 los cuatro protagonistas ya habían cruzado 206 pelotazos a buena. Nada que ver con el de la víspera, que acabó con 302.

Altuna III y Albisu comenzaron a marcar diferencias coincidiendo con un rato malo de Rezusta -concretamente del 5-8 al 5-10-. Se le cayeron varias pelotas y la pareja guipuzcoana lo aprovechó. Es más, amplió su diferencia (6-12, 9-14 y 10-16). Bengoetxea VI y Rezusta, los primeros en cada demarcación en el ránking del patrocinador del torneo, siguieron trabajando, pero la diferencia cada vez era mayor. En la cancha y en el luminoso.

Altuna III le buscó las cosquillas a Oinatz y se las encontró. En esta ocasión, la batalla de trincheras, la guerra de guerrillas en la que tan cómodo se desenvuelve el delantero leitzarra no fue suficiente para acabar con la determinación de un Altuna que ya vela armas para el Campeonato del Cuatro y medio. Antes deberá cumplir el lunes el compromiso de la final del torneo San Saturio de Soria como campeón junto a Untoria.

Ni Bengoetxea VI ni Rezusta jugaron a su nivel habitual. El leitzarra cometió errores que no suelen ser habituales. Y el bergararra, a pesar de que soltó grandes pelotazos, tuvo el punto de mira desviado. Eso sí, dejó su tarjeta de visita con un espectacular rebote en el 8-12. Más de uno se quedó boquiabierto.

El Master Codere, la competición que reúne a los ocho mejores pelotaris del año, no acaba de enganchar al público. El jueves no era una buena fecha, pero ayer la cosa cambiaba y solo hubo un centenar de espectadores más en las gradas. Ojalá que la tendencia cambie para bien en la final de hoy.

Más

Fotos

Vídeos