Pelota

«Los de arriba dan el callo cuando más falta hace»

Jokin Altuna, en el Beotibar de Tolosa./ÍÑIGO ROYO
Jokin Altuna, en el Beotibar de Tolosa. / ÍÑIGO ROYO
Jokin Altuna, manista de Aspe

Su semifinal contra Olaizola II del sábado en el Labrit ha creado tal expectación que solo quedan canchas a la venta

JOSEBA LEZETASAN SEBASTIÁN.

El Campeonato del Cuatro y Medio apenas deja tiempo para saborear los triunfos. Ni siquiera la clasificación para semifinales tras la victoria contra Ezkurdia en el Beotibar. Jokin Altuna prepara ya la semifinal que le enfrentará el sábado a Aimar Olaizola en el Labrit de Pamplona, donde el lleno está asegurado. Solo quedan canchas a la venta.

- ¿Terminó fatigado el domingo?

- No especialmente, aunque jugamos a un ritmo alto. Estamos habituados a recuperarnos de este tipo de esfuerzos. Como siempre, dormí mal tras el partido. Me desvelo. Ayer por la mañana completé una sesión física con Jaka y a continuación fuimos a las termas del polideportivo de Usabal en Tolosa a tomar un baño de agua fría.

«Calenté bien, pero estas pelotas tienen brillo y cuesta aguantar el inicio de pelotaris tan explosivos»

- Los resultados muestran que juega mejor bajo presión.

- Ha tocado así. En mi primera participación en el Campeonato del Cuatro y Medio gané los dos primeros partidos de la liguilla, había presión en el tercero y no rendí. Desde entonces he jugado muchos partidos de alto nivel y vas acostumbrándote a ese punto de presión. Eso también se aprende. Es muy importante. Los pelotaris que están arriba dan el callo cuando más falta hace. También se distinguen por eso.

- Tanto en la pasada edición como en esta le cuesta arrancar en los partidos.

- El domingo calenté a tope y estaba sudando para el primer tanto. Estas pelotas tienen mucho brillo y al principio conservan aún el sebo. No es fácil frenar de salida a pelotaris tan explosivos como Ezkurdia. Además, sacó mucho. Pero no me salí del partido. De todas maneras, empezar bien ayuda. Ir a remolque no es plato de buen gusto.

- Jugó varios tantos con una pelota de Ezkurdia.

- Creo que fue tras el 9-14. Me gustaba una de las dos pelotas que eligió mi rival y Saralegi me dijo que adelante. Después, Joseba siguió con esa pelota y en cuanto tuve oportunidad recuperé la mía del principio, la de la tacada del 6-1 al 6-13.

- ¿En qué le insistió Saralegi?

- Ekaitz me tranquiliza. En cuanto me ve acelerado, me ofrece un trago de agua. Al inicio del partido intenté dar velocidad a la pelota con la zurda. Saralegi me insistió en que era mejor buscar la raya del ancho. En cuanto empecé a hacer eso, acerté más.

- Agotaron los tres descansos reglamentarios.

- Todos fueron tácticos. El primero fue en el 5-1 y los siguientes en el 9-13 y el 13-16. Más que por cansancio, recurrimos a ellos para cortar las rachas de Ezkurdia. Saralegi sabe cuándo toca parar el partido.

«Aimar es un killer con el gancho, pero me quedo con que no hace regalos; se agarra a los partidos»

- Tuvo un par de piques con Ezkurdia a cuenta de las estorbadas.

- Hay mucha tensión en estos partidos. Me llevo bien con Joseba fuera de la cancha. Me hizo una estorbada clara en uno de los primeros tantos. En otro momento, fui yo quien le toqué. Se me quejó y le recordé la jugada anterior. Cuando jugamos a un ritmo tan alto, es normal que se produzcan estas situaciones.

- ¿Ha preparado este Cuatro y Medio mejor que el anterior?

- El año pasado disputé cuatro partidos la semana previa a mi debut. Esta vez venía de intervenir en el Masters y no es fácil meterte de lleno en la siguiente competición, en la dinámica de entrenar, descansar y centrarte por completo en el siguiente compromiso. Algunos han dispuesto de más tiempo para hacerlo y quizá llegan mejor al inicio. Bengoetxea VI, por ejemplo, empezó con dificultades y va a más.

- Se juega el pase a la final contra Olaizola II. Elija una cualidad de su contrincante.

- Es un killer con el gancho. Sin embargo, me quedo con que no hace regalos. Por eso gana muchos partidos. Siempre está agarrado a ellos.

- ¿El Labrit?

- Me gusta. Buen frontón para todos.

- Irujo fue el botillero de Ezkurdia. ¿Le dijo algo tras el triunfo?

- Me felicitó. Pasó más tiempo con Joseba, su pelotari.

- ¿Cuál es su plan para la semana?

- Ayer hice un poco de físico, hoy toca elección de material y mañana regresaré al Labrit con Jokin Etxaniz y Erik Jaka para completar una sesión más técnica. Al contrario de la semana pasada, no voy a hacer ningún entrenamiento fuerte de frontón. Sería perjudicial. No es como cuando hay dos semanas entre la liguilla y la semifinal. Esta vez son seis días.

Fotos

Vídeos