Pelota

Aimar Olaizola: «También hoy en día haces daño al rival si pegas atrás y trabajas»

Aimar Olaizola se quita los esparadrapos de sus manos en el vestuario./LOBO ALTUNA
Aimar Olaizola se quita los esparadrapos de sus manos en el vestuario. / LOBO ALTUNA

Prepararse todo el año, tener suerte con las lesiones, cuidar la comida y ser metódico con los horarios le ayudan a seguir arriba a sus 38 años

JOSEBA LEZETAPAMPLONA.

Aimar Olaizola vuelve a figurar entre los cuatro mejores de la competición reina tras un paréntesis de dos ediciones en las que cayó en cuartos de final frente a quienes semanas después se proclamaron campeones, Irribarria en 2016 y Bengoetxea VI en 2017. Pero no se conforma. Quiere ganar a Elezkano II el sábado en el Labrit para colarse en la final y seguir en la carrera por la txapela.

- ¿Qué es la presión?

- Algo propio de la alta competición y que el pelotari debe saber controlar. Si quieres estar arriba, debes hacer frente a la presión.

- ¿Cuándo sintió por última vez la presión?

- Noto tensión en todos mis partidos. Sin presión no hay tensión. Si la siento, señal de que existe.

- Hay distintas teorías sobre la presión de los deportistas veteranos. Unos dicen que aumenta con la edad porque cada vez disponen de menos oportunidades. Otros creen que tener una carrera hecha tranquiliza al protagonista.

- Ni lo uno, ni lo otro. Yo diría que la acuso menos desde que soy padre. Los niños me han ayudado a darme cuenta de que existen más cosas que la pelota y los partidos. Me lo tomo de otra manera.

- ¿Ser el único semifinalista de Asegarce añade presión?

- No. Ya ha sucedido otras veces. A fin de cuentas, la pelota es un deporte individual. Eres tú quien pierdes o ganas. Lo importante es que estoy dentro de las semifinales y la empresa demuestra confianza en mí. Seguro que en próximos años nos clasificaremos más representantes de Asegarce.

- Tras caer eliminado en cuartos de final en 2016 y 2017, ¿pasó por su cabeza no presentarse al Manomanista?

- Antes de empezar el campeonato hice dos o tres entrenamientos con Urrutikoetxea y compañía. Me vi bien y tiré hacia delante. El día que no me sienta en condiciones, seré el primero en renunciar al Manomanista. No hará falta que me lo diga nadie. Hablaré con la empresa y seguro que lo entenderán. Pese a caer eliminado el año pasado, también me sentí en condiciones durante la preparación. Me quedó clavada la espina de que no di mi nivel en la eliminatoria contra Oinatz Bengoetxea.

- El Aimar de 2018 recuerda al de sus inicios en el Manomanista.

- Sí, es verdad que he jugado como entonces. Me he puesto más a bote que en años anteriores. Pero no porque me lo haya planteado así, sino porque ya dentro de la cancha era lo que más me convenía para sacar adelante esos partidos. En la actualidad se juega tan rápido que muchos quieren acabar el tanto en el segundo pelotazo. Y no tiene por qué ser así siempre. Hoy en día también haces daño si pegas atrás y trabajas. Los pelotaris con golpe pueden aprovecharlo. Con eso no digo que yo sea pegador. El año pasado, por ejemplo, jugué con demasiada prisa contra Oinatz. Si estás bien de golpe, no está de sobra castigar atrás.

«Altuna tiene más golpe del que parece; ganará más de una txapela del Manomanista»

«Elezkano II domina la zurda de aire, la volea de derecha y ese saque largo y bombeado»

- ¿Jugar contra dos zagueros como Albisu y Rezusta ha condicionado su juego?

- No. Ellos restan los saques de aire, como yo. Contra Danel Elezkano cambian las cosas porque hará un juego rápido. El propio partido me enseñará cómo debo actuar.

- ¿Qué hay que hacer para estar tan bien físicamente con 38 años?

- Cuatro cosas. La primera, prepararse durante todo el año, no solo un campeonato. La segunda, tener suerte con las lesiones. La tercera, cuidar la comida. Y la cuarta, ser metódico con los horarios.

- ¿Se cuida mucho?

- Lo normal.

- ¿Cuándo bebió vino por última vez?

- Hace un par de meses en una comida con mi mujer. Tengo la suerte de que no me gusta el alcohol.

- ¿Le ha sorprendido el juego de Elezkano II, su rival en la semifinal del sábado en el Labrit?

- Ya demostró estar con mucho juego en el Campeonato de Parejas. Completar una buena preparación es importante, pero se ha comprobado que resulta fundamental el momento de juego. Danel posee muy buenas posturas para el estilo de juego que se ha impuesto en el mano a mano: aire de zurda, volea de derecha, ese saque largo y bombeado...

- Bengoetxea VI califica el saque de Elezkano II como «perfecto» para el mano a mano.

- Si lo metes bien en la pared izquierda, sí. En cambio, si va al centro y el contrario puede entrar bien de sotamano o de volea, puede hacerte daño con el resto. Lo complicado de ese saque es poner la pelota en el punto exacto.

- Es el saque de Olaizola II.

- Desde hace tiempo. Se trata de ponerlo lo más lejos posible y en la pared. Lo elegí porque siempre me ha costado imprimir velocidad al saque. Titín hacía lo mismo. El saque de Irujo y el mío han sido completamente distintos.

- Ya ganó a Elezkano II en el último Campeonato del Cuatro y Medio. ¿Sirve de referencia?

- No tiene nada que ver. No coinciden ni la distancia ni el momento. Veo con mucha confianza a Danel. La cabeza influye. Jugó la final del Campeonato de Parejas, viene de cuajar buenos partidos, acaba de eliminar al campeón...

- ¿Cómo está su fascitis plantar?

- Mucho mejor. La diferencia respecto al Cuatro y Medio es enorme. Ya lo noté para bien en el Parejas, sobre todo en mi defensa. Durante cuatro o cinco meses cojeaba los dos días posteriores al partido. Ahora, en cambio, hago físico al día siguiente de jugar. He seguido yendo al fisioterapeuta a Gasteiz, Bixente Artola me da uno o dos masajes a la semana, he tomado bastantes antiinflamatorios...

- ¿Sigue con las mismas plantillas?

- Sí, pero con una diferencia. Solo me las pongo para hacer deporte. Ya no las llevo cuando ando por la calle. No sé si por eso o por qué, pero he notado mucha diferencia.

- Han caído los cuatro cabezas de serie del Manomanista. ¿Qué lectura hace?

- Hay mucha igualdad y el primer partido es muy peligroso. El rival llega rodado, con una victoria, más confiado... Los cuatro, además, han rendido por debajo de su nivel.

- ¿Cómo ve la semifinal entre Ezkurdia y Altuna III?

- Abierta. Mucha gente da como favorito a Ezkurdia, pero yo vi bien a Altuna en su victoria frente a Urrutikoetxea. Es muy completo y listo. Me gustaron su volea y la zurda de aire.

- Usted ha defendido a Jokin Altuna como manomanista.

- Siempre he dicho que iba a jugar en esta modalidad y me sorprendía que mucha gente no lo entendiera así. ¿A cuántos pelotaris de 20 o 21 años hemos visto jugar como Irribarria y Altuna? A muy pocos. Jokin engaña. Tiene más golpe del que parece. Ganará más de una txapela en el Manomanista.

- ¿Qué opina de la decisión de Asegarce de poner como botilleros a técnicos de la empresa?

- Ningún problema por mi parte. Mantengo una buena relación con los tres. De todas maneras, yo quitaría a los botilleros. Sobre todo en el Campeonato de Parejas. Tengo alguna duda respecto al Manomanista y el Cuatro y Medio. El botillero ha sido una costumbre. Lo más fácil sería suprimirlos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos