Diario Vasco

PELOTA

Cuatro parejas mixtas en San Mateo

Autoridades, patrocinadores y pelotaris, ayer en la presentación de la feria de San Mateo.
Autoridades, patrocinadores y pelotaris, ayer en la presentación de la feria de San Mateo. / DIAZ URIEL
  • La feria riojana, que incluye ocho festivales, arranca el día 18 y acaba el 25

  • Berasaluze II será el padrino de Salaverri el miércoles 21 en el debut como profesional del zaguero de Fuenmayor

Cuatro parejas mixtas. Esa es la gran novedad de la feria de San Mateo de Logroño, la que pone el cierre al ciclo de torneos veraniegos antes del inicio de las competiciones oficiales. Una apuesta que llega tarde -podía haberse aplicado en citas anteriores- tras un estío en el que se han repetido las combinaciones hasta la saciedad. «Se trata de una feria novedosa, se ha apostado por algo diferente», defendieron en la presentación los portavoces de las empresas, que confían en la respuesta del público riojano. Pero ojo, ya no está Titín. Ni este año Martínez de Irujo, convaleciente aún de sus problemas cardiacos. Será de nuevo Olaizola II quien tenga que tirar del carro, arropado por un buen grupo de jóvenes que se han ganado el lugar que ocupan en la élite por méritos propios. Los veteranos están ya en segundo plano.

La feria matea consta de ocho festivales, los mismos que en 2015. Arranca el domingo 18 y concluye el 25 con la disputa de la final del torneo de parejas. Ha habido un ligero repunte en los precios con respecto a la última edición. Las butacas de cancha y las localidades de rebote cuestan 35 y 20 euros -cinco más que el año pasado- durante la feria, mientras que en la final las canchas valdrán 40 euros. El abono más caro se cotiza a 285 euros y el más barato, a 160. Hay cuatro ausencias destacadas en relación a 2015. A la ya conocida de Irujo se unen las de Bengoetxea, Barriola y Zubieta, aún lesionado. Pero también caras nuevas, encabezadas por el campeón, Irribarria, al que se han unido tres zagueros, Rezusta, Zabaleta y Larunbe.

El diseño apenas sufre variaciones de un año a otro. Cada empresa aporta tres parejas, divididas en dos grupos, y las dos mejores de cada uno disputarán la final. El A lo integran Irribarria-Untoria, Altuna III-Albisu y Urrutikoetxea-Larunbe. Y en el B figuran Olaizola II-Merino II, Ezkurdia-Rezusta y Víctor-Zabaleta. Cuatro dúos mixtos, dos en cada grupo, que nunca habían jugado juntos en un torneo, salvo Olaizola II y Merino II, que juntaron sus fuerzas en el Bizkaia del cinco y medio y acabaron ganando. Es la primera feria importante en la que se introduce esta novedad, aunque el experimento ya se puso en práctica en Labastida y Ezcaray.

El cartel también incluye el tradicional Desafío del Vino, en el que se ponen en juego 1.200 botellas de la bodega Domus Dei, y para el miércoles 21, San Mateo, día grande de las fiestas de la capital riojana, se anuncia el debut como profesional con Asegarce de Rubén Salaverri. El zaguero de Ezcaray, de 18 años, hijo del exmanista Javier Salaverri, actual presidente de la Federación Riojana de pelota, tendrá a Pablo Berasaluze como padrino de alternativa ante Gorka y Barriola. Será el último partido que el berriztarra dispute en el Adarraga antes de su adiós. Salaverri también está anunciado el domingo 25 en el telonero.

Presencia guipuzcoana

La representación guipuzcoana en el torneo de parejas corre a cargo de Irribarria, Altuna III -campeón el año pasado con Merino II-, Rezusta y Albisu. Pero también hay otros pelotaris que toman parte en la feria matea como Ugalde, Arteaga, Ander Imaz, Urruzola, Mendizabal III, Erostarbe, Tolosa, Jaka o Artola.