Balonmano

El Super Amara se despachó a gusto en Bidebieta

El Super Amara se despachó a gusto en Bidebieta

Dejó el partido sentenciado para el descanso tras doblar el marcador

XABIER GALARTZA San Sebastián

El Super Amara se anotó un triunfo de manera magistral en Bidebieta frente a un equipo que venía con el propósito de confirmar su excelente arranque liguero, a pesar de tratarse de su segundo año en la máxima categoría. Un cuarto duró la alegría a las asturianos, dado que a partir de ese momento solo un equipo sobre el parqué de Bidebieta. Concentración, seriedad, juego colectivo y efectividad fueras las armas que valieron para derrumbar a un voluntarioso e ilusionado Mavi Nuevas Tecnologías.

El Super Amara se marchó al descanso con el partido prácticamente decidido, al doblar en el marcador al Mavi Nuevas Tecnologías (16-8), que recaló en Bidebieta con el objeto de dar la campanada. Esta sensación se transmitió fielmente durante el partido, pero felizmente para los intereses de las guipuzcoanas la presión se prolongó únicamente durante el primer cuarto. En el segundo, a raíz del reajuste defensivo cambió el decorado por completo, hasta el punto que solo encajó un gol en los últimos quince minutos, obra de Aida Palacio bajo la sirena (16-8).

El inicio comenzó por ser un correcalles con continuas subidas de balón y bajadas por las dos partes con la recompensa de que a penas encontraban dificultad para ver portería. El ritmo vertiginoso que imprimieron ambos equipos era insostenible y no beneficiaba directamente a nadie. Al final, las donostiarras fueron las que sacaron más peces de este río revuelto. El público pudo disfrutar durante este intervalo del festival goleador con pinceladas de finalizaciones espectaculares.

El despegue en el marcador fue fulminante. El Super Amara se apoyó en los contragolpes de primera y segunda oleada, con espectaculares finalizaciones desde el exterior, lance en el que destacó Menéndez. El equipo sacó un alto rendimiento al ataque posicional, donde destacó la argentina Karsten con sus disparos en apoyo y suspensión, incluso en las situaciones de inferioridad numérica.

El Mavi se mantuvo dentro del partido mientras le funcionó, principalmente gracias al acierto de la lanzadora Téllez. La mejora del rendimiento defensivo unido al buen trabajo que desempeñó Castellanos bajo los palos contribuyó a que las asturianas entraran en una prolongada sequía goleadora.

El enfado público y manifiesto del entrenador del Mavi Nuevas Tecnologías fue creciendo de manera proporcional a las diferencias que iba reflejando el marcador paulatinamente. Los cambios introducidos por el preparador asturiano no surtieron el mínimo efecto, dado que el Bera Bera siguió mostrándose como un martillo pilón.

Guarieiro, un puñal

Otro recurso que funcionó fue el rendimiento del banquillo. Puche optó por oxigenar a sus jugadoras y el equipo no acusó los cambios. Encina contó ayer con más minutos de los habituales en este campeonato al entrar en pista ya mediada la primera mitad. En defensa las cosas funcionaron de la misma manera con Azurmendi y Guarieiro, aunque la aportación de esta última no se redujo a la zaga, ya que en ataque volvió a hacer gala de su destreza y habilidades para ver portería. El partido quedó sentenciado en el primer tiempo y en la segunda el equipo no tuvo necesidad de aumentar el desgaste para gestionar cómodamente las diferencias.

El equipo se mantiene a la cabeza a dos puntos del líder Rocasa, aunque se ha beneficiado del resbalón efectuado la víspera por el vigente campeón Guardés en su visita al Aula Valladolid. Se trata de su segundo patinazo, dado que las gallegas también cayeron en su visita al polideportivo de Bidebieta.

Fotos

Vídeos