Caballos

Sorpresas en el primer domingo de carreras

'Nemerina' le arrebata el triunfo a 'Quimera' en el Gran Premio Irizar, ayer en el hipódromo./SARA SANTOS
'Nemerina' le arrebata el triunfo a 'Quimera' en el Gran Premio Irizar, ayer en el hipódromo. / SARA SANTOS

La primera dominical del verano transcurrió con numeroso público y buen espectáculo en la pista con pocos favoritos en el podio

IMANOL ARRUTISAN SEBASTIÁN.

Aunque en el mes de junio se celebraron cuatro reuniones, se puede decir que ayer fue la gran inauguración de la temporada 2017 en el hipódromo. Así se sentía en el ambiente. Las gradas presentaron un aspecto acorde con las ganas que tenía el público de recuperar las añoradas tardes de domingo a la orilla del Oria. El programa del día no albergaba gran premio alguno, pero no importó. La gente disfrutó al reencontrarse en ese lugar donde siempre se acumulan los recuerdos. Un año más viejos, pero allí estuvieron, los nuevos y los de siempre.

En lo deportivo, cabe destacar que fue un día de bastantes sorpresas en el que no ganó ni un solo favorito. Hubo remates de locura, victorias con sabor a gloria y ganas de que la marcha no pare. La tarde comenzó con la prueba más interesante para el aficionado, en la que debutaban seis potros de dos años. Tres pertenecían a la cuadra de Ana Imaz y ellos fueron los tres primeros en meta. 'Valle Inclan' era el más espabilado del terceto, o al menos el que más había apretado en los entrenamientos, y eso se notó en la lucha final que mantuvo con su vecino de box 'Kiko'.

El grandullón de Martul dominó durante la recta y se tiró a ganar a falta de 300 metros, pero su inexperiencia le hizo bailar algo en el momento de la verdad. Por ese resquicio se coló Jose Luís Martínez con 'Valle Inclan', que había comandado la marcha y no se rindió al verse ligeramente sobrepasado. Es un potro con recursos que tiene muchas papeletas para seguir haciendo caja durante el verano. Un futuro con laurel espera a 'Kiko', segundo en meta pero victorioso en el campo de las sensaciones. 'Norwin', más atrasado que sus compañeros de entrenamientos, cerró el trío de forma decorosa.

Ana Imaz y sus tres potros fueron los más rápidos en la primera y más interesante prueba para el aficionado

'Quimera' y 'Nemerina' realizaron una de las grandes remontadas de la tarde en la cuarta carrera

El que consiguió levantar al público de sus asientos fue 'Urgull'. Lesionado cuando iba a disputar el Carudel del pasado curso, sus tres carreras del año habían sido un mera toma de contacto con el verde. Y visto su recorrido de ayer, nadie hubiese puesto un duro por su resurrección. Pero hete aquí una recta final asombrosa. Con Lucía Gelabert en la silla, el pupilo de Alberto Carrasco empezó una remontada inverosímil que culminó en el mismo poste de meta. Algunos soñaron con que el que estaba ante sus ojos era el mismísimo 'Partipral'. Llamándose 'Urgull', el hipódromo de Donostia debía ser inexorablemente el de su resurrección.

Rematazo de 'Urgull'

La suya no fue la única gran remontada que vivimos durante la jornada. 'Quimera' y 'Nemerina' entraron última y penúltima en la recta definitiva de la cuarta carrera. Un losa que suele resultar insalvable en este circuito. Pero emulando a 'Urgull', las dos yeguas se pusieron la capa voladora y empezaron a remontar posiciones por todo el exterior. 'Quimera' parecía tenerlo hecho, pero a ultimísima hora apareció Janacek con 'Nemerina' para arrebatarle el triunfo en el mismo espejo y por un bigote. Nunca antes estuvo en posición ganadora. Solo en el momento de la verdad, el de la foto.

No todos los triunfos se fraguaron con remontadas imposibles. De punta a punta lograron su triunfo 'Jannia' y 'Ricardo Sousa'. La pequeñaja de Helder Pereira venía de ser tercera con 61 kilos y la bajada de plomo no pudo sentarle mejor. Pegada a la cuerda, pegó un demarraje nada más salir de la curva que dejó la carrera sentenciada. Pilló fuera de juego a los favoritos 'London Calling' y 'Obanos', que tuvieron que conformarse con ser tercero y cuarto. La tarde se cerró con el emotivo triunfo de Ley de Leyes. La honradísima yegua de Enrique Puente encontró de nuevo premio en su pista favorita. Hacerlo a sus 9 años merece un sombrerazo, por mucho que se tratase de una segunda parte del hándicap.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos