Balonmano

Los 300 de Redondo contra el Anaita

Mikel Redondo, ayer en Artaleku. / F. DE LA HERA
Mikel Redondo, ayer en Artaleku. / F. DE LA HERA

El pivote irundarra cumplió trescientos partidos en la Asobal el sábado y hoy ampliará esa cifra en el choque del Bidasoa en Pamplona

BORJA OLAZABAL IRUN.

Como si de la Segunda Guerra Médica se tratara, el Bidasoa-Irun luchará esta tarde a partir de las seis y media en el angosto desfiladero de La Catedral de Pamplona contra un imponente adversario. Allí quiere ampliar su imperio Anaitasuna, que es el segundo clasificado de la Liga Asobal.

No será una batalla fácil, pero hasta la capital navarra se desplazarán los bidasotarras con Mikel Redondo y sus 300 partidos en la máxima categoría a las espaldas. El irundarra los alcanzó en el choque del sábado ante el Guadalajara, que acabó con triunfo amarillo, y quiere seguir escribiendo su particular historia en la Asobal con un triunfo más.

Mikel Redondo cuenta que «el equipo está bien, aunque cuando hemos tenido que demostrarlo no han salido bien las cosas. Pero el otro día luchamos contra un gran equipo como Guadalajara y conseguimos ganar. Ahora nos toca otro gran equipo como Anaitasuna, al que también intentaremos derrotar».

«Si jugamos con la misma garra que ante el Guadalajara, vamos a tener opciones»

Los de Irun cortaron el sábado una racha que les había llevado a acumular cuatro derrotas consecutivas, pero sumar los dos puntos contra el tercer clasificado les ha devuelto la moral. «Los partidos que hemos jugado contra Granollers o Guadalajara nos hacen ver que podemos plantar cara a cualquier equipo, aunque también nos ha pasado ir a casa del colista y perder».

El Bidasoa llega a esta decimotercera jornada de liga con ocho puntos. Tiene tres de renta sobre el descenso, pero está lejos de lo que se esperaba cuando comenzó el campeonato. El jugador irundarra no niega que «tenemos que equipo para estar más arriba. Y esto no es algo que digamos solo nosotros, también nos lo dicen los rivales, que no es normal que estemos tan abajo. Pero esto son solo palabras».

Las palabras se las lleva el viento, pero no los hechos. El Bidasoa ha sido capaz de hacer frente a equipos mejor colocados en la tabla y, si saca su mejor versión, también tendrá opciones de sumar ante un Anaitasuna que es segundo con diecisiete puntos.

Redondo explica que «va a ser complicado porque en casa todos los equipos quieren sacar sus puntos, pero nosotros llegamos motivados y, si jugamos con la misma garra que el sábado, tenemos posibilidades».

Catorce equipos

El de esta tarde será otro de esos partidos especiales para Mikel Redondo, ya que Anaitasuna es uno de sus catorce ex equipos. Tiene 38 años y jugará su encuentro 301, algo que no hubiera pensado cuando empezó a jugar. «Es una cifra bonita a la que no es fácil llegar. Llevo diecinueve años de profesional y he estado por casi toda España, en Alemania y en Italia. En cadetes me preguntaron si quería jugar a balonmano, me pasé por el frontón Uranzu, me metieron de pivote y desde entonces aquí estoy. Estaba en las categorías inferiores del Bidasoa y con dieciocho años empecé a entrenar con el primer equipo, pero me cedieron al Hondarribia. Ese verano fuimos a jugar un amistoso a Canarias, el partido lo vio Jordi Ribera y me fichó para el Galdar, que fue mi primer equipo en Asobal. El actual seleccionador fue mi descubridor, aunque con quien había trabajado mucho antes fue con Ivan Sopalovic».

Cuenta que ha tenido grandes experiencias en cada lugar en el que ha vivido, pero también reconoce que «tenía ganas de volver y estoy muy contento con el equipo y el grupo. También en lo personal, porque vuelvo a estar en Euskadi, en casa, con las montañas y la playa».

Hoy le toca otra dura batalla, como todas, contra un Anaitasuna en el que juegan los guipuzcoanos Mikel Agirrezabalaga, Ander Ugarte y Erik Balenciaga.

Prelista de los Hispanos

El seleccionador Jordi Ribera dio ayer la primera lista para el Europeo de Croacia, que se disputará en enero. En ella aparecen veintiocho jugadores, tres de ellos guipuzcoanos. Los irundarras Julen Aginagalde (Kielce de Polonia) e Iñaki Peciña (País d'Aix de Francia) y el zumaiarra Kauldi Odriozola (Bidasoa-Irun).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos