Halterofilia

El «caos» con el himno de España, que tardó en sonar

Lydia Valentín celebra el título con su 'típico' corazón. /Efe
Lydia Valentín celebra el título con su 'típico' corazón. / Efe

Con Lydia Valentín en lo más alto del podio, durante el izado de las banderas en su lugar se escuchó en principio el oficial del campeonato

A. GÓMEZ

Con Lydia Valentín en lo más alto del podio, el himno de España tardó en sonar por megafonía y provocó sorpresa y desconcierto en la leonesa y en el resto de la expedición del equipo nacional presente en el pabellón de Anaheim. Durante el izado de las banderas debía sonar el himno del país de la campeona, pero en su lugar se escuchó el oficial de la competición, mientras Lydia Valentín, con la enseña de España en sus hombros y una muñeca ‘Minnie’ en las manos -compitió al lado del primer parque de Disneyland-, aguantaba las lágrimas. «¡Ese no es el himno!», gritaban desde la grada, momentos antes de que se escuchasen por fin los acordes del himno español y Lydia Valentín advirtiese a sus acompañantes de que se girasen de nuevo para escucharlo.

Más información

«Fue un poco caos. En vez del himno sonó el hilo musical del campeonato, que duró un tiempo. Yo estaba todo emocionada y me quedé en shock, pero no podía decir nada. Entonces sí pusieron el himno y a quienes estaban en el podio les dije: ‘Ahora ya suena el himno de mi país’. Estaba superemocionada, porque quería sentir el himno. Estaba deseándolo y pensé: ‘¡No puede ser verdad!’. En el mejor momento, ¿dónde está el himno?», se preguntó Lydia Valentín, para quien «sentir el himno y sentirse campeona del mundo es muy grande».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos