Balonmano

La batalla será a orillas del Adriático

Aginagalde lanza a puerta ante la mirada del argentino Carou , en el Memorial Domingo Bárcenas en Pontevedra./SALVADOR SAS/EFE
Aginagalde lanza a puerta ante la mirada del argentino Carou , en el Memorial Domingo Bárcenas en Pontevedra. / SALVADOR SAS/EFE

El Europeo de balonmano comienza mañana en Croacia con los de siempre como favoritos. La selección de Jordi Ribera, con el irundarra Julen Aginagalde, debutará el sábado ante la República Checa

BORJA OLAZABAL

Zagreb, Split, Porec y Barazdin son las cuatro ciudades de Croacia que albergarán desde mañana la decimotercera edición del Campeonato de Europa de balonmano que organiza la EHF. Allí se darán cita las dieciséis mejores selecciones del viejo continente, entre las que aparecen como favoritas las de siempre. Francia, Noruega, Dinamarca, Alemania, España o la anfitriona Croacia, que tendrá de su lado a su siempre bulliciosa hinchada.

Y es que el territorio Adriático, que tiene en el waterpolo uno de sus deportes estrellas, también es uno de los clásicos feudos balonmanísticos. Ahora como Croacia y en su día como miembro de Yugoslavia, ha sido siempre uno de los rivales a batir.

Europeo de Croacia

Grupo AGrupo BGrupo CGrupo D
CroaciaFranciaAlemaniaEspaña
SueciaBielorrusiaMacedoniaDinamarca
Serbia NoruegaMontenegroRep. Checa
IslandiaAustriaEsloveniaHungría

El calendario de España

13/01 España- Rep. Checa
18. 15 horas
15/01 España - Hungría
18.15 horas
17/01 España - Dinamarca
20.30 horas
*Segunda fase (del 18 al 24 de enero)
Tres selecciondes de cada grupo accederán a la segunda fase, para la que se contabilizan las victorias y derrotas de la primera fase. Las selecciones del Grupo A se cruzarán con las del Grupo B mientras que el Grupo C y Grupo D se verán las caras tras la fase previa.
*Semifinales (26 de enero)
De esta segunda fase en la que se confeccionarán dos grupos de seis selecciones, tan solo las dos primeras conseguirán el acceso a las semifinales.
*Final:
28 de enero

El calor de la afición local se notará desde mañana, cuando la temperatura puede alcanzar cotas inimaginables. El Europeo comenzará con los enfrentamientos entre Austria y Bielorrusia y Suecia e Islandia, pero la segunda ronda de partidos del día dará mucho que hablar.

Apunta a grande el duelo entre los vigentes campeones y subcampeones del mundo, Francia y Noruega. Y qué decir del encuentro que se jugará mañana a partir de las 20.30 horas en Split.

En el sur del país se verán las caras Croacia y Serbia. Los croatas son los claros favoritos, pero la rivalidad entre estos dos países provoca que el duelo sea un imperdible para cualquier aficionado al deporte. Y no solo será un enfrentamiento pasional. En las filas de Croacia juega Luka Cindric, mejor jugador de Europa para la EHF en 2017. El jugador del Vardar, para los croatas el sustituto natural del gran Ivano Balic, promete momentos de gran balonmano. En Serbia, y a título de curiosidad, el seleccionador es el ex del Bidasoa Jovica Cvetkovic y el secretario técnico, otro examarillo como Caslav Grubic, ambos ganadores de la primera liga irundarra.

La selección de Croacia, además de ser favorita para ganar este primer partido, también está en la terna de candidatos a llevarse el oro. Al igual que Francia, intratable en los últimos años. Los galos han ganado tres de los seis últimos europeos, cuatro de los cinco últimos mundiales y dos de los tres últimos Juegos Olímpicos. Ahí es nada.

Y hablando de un campeonato de Europa, no puede pasar por alto a la vigente campeona, Alemania. El cuadro germano, que en el Mundial del año pasado fue apeado por Catar en octavos, se llevó el título en el Europeo de Polonia. Sin una de sus estrellas, el extremo del PSG Uwe Gensheimer, pero con el portero del Kiel Andreas Wolff parándolo todo, se impuso a España en la final.

Cuarta, tercera, segunda...

Jordi Ribera estará al cargo de la selección de España en el Europeo de Croacia. Tras el Mundial de Francia, donde acabó en quinta posición, afrontará su segunda gran competición al frente de los Hispanos. El objetivo es estar en la lucha por las medallas, aunque tras acabar los últimos europeos en cuarta, tercera y segunda posición, solo falta el oro para cuadrar la tabla.

España debutará el sábado en Varazdin contra la República Checa, se enfrentará el lunes a Hungría y, a priori, se disputará el liderato del grupo D con Dinamarca el miércoles 17. Los daneses no están ofreciendo su mejor nivel en los últimos años, pero a un equipo que cuenta con Mikkel Hansen en la dirección y Niklas Landin bajo palos siempre hay que tenerlo en cuenta.

Los tres primeros de cada grupo seguirán adelante y se dividirán en dos grupos para luchar por una plaza en las semifinales. En los partidos en los que todos los jugadores quieren estar.

Julen, con los Hispanos

El balonmano guipuzcoano volverá a estar representando en la selección gracias a la figura de Julen Aginagalde. El pivote irundarra, que actualmente milita en el Kielce polaco, es un fijo con los Hispanos y volverá a estar en la cita balonmanística más importante del año en lo que a selecciones se refiere.

A sus 35 años, podría estar ante una de sus últimas competiciones internacionales. En enero de 2019, cuando acaba su contrato con el Kielce, se disputará el Mundial en Alemania y Dinamarca, y para algo más lejos, para 2020, quedarían otro Europeo y los Juegos de Tokio.

Teniendo en cuenta lo incierto que se presenta el futuro para un jugador veterano como Julen Aginagalde, él mismo ha reconocido que no sabe si será su última aparición con la selección. La de Croacia es una cita a la que le tiene especiales ganas y en la que espera engordar su palmarés.

El irundarra, que ha estado presente en casi todos los grandes torneos desde que en 2006 fuera convocado por primera vez por la selección, fue campeón del mundo en el año 2013 y subcampeón de Europa en 2016. Además, es campeón de la Champions con el Kielce, tiene dos medallas de bronce correspondientes a otro Europeo y Mundial y ha participado en los Juegos Olímpicos de Londres.

Un oro en Croacia cerraría a la perfección este palmarés, al que se le pondría la guinda con otra distinción personal como mejor pivote de la competición, algo que ya consiguió en los dos anteriores campeonatos de Europa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos