Vela

Los barcos de la Volvo llegarán a Melbourne en Nochebuena

Los barcos de la Volvo llegarán a Melbourne en Nochebuena
EFE

EKAIN LEKUONA

Después de haber estado por debajo del 47º Sur, los barcos de la Volvo Ocean Race empiezan a subir hacia el Norte. Atrás quedan las jornadas en las que navegaron lo más al Sur posible para tener buenos vientos y recorrer menos distancia, siempre teniendo en mente el límite establecido por la organización por el peligro de icebergs.

'Dongfeng' y 'Mapfre' siguen al frente de la flota, con diez millas de renta para el barco chino en el último parte de ayer. Tercero y cuarto, 'Vestas' y 'Brunel', están a 100 y 130 millas del líder, por lo que parece que el triunfo de etapa estará entre los dos que van en cabeza. Según las previsiones, llegarán a Melbourne en Nochebuena o Navidad, arañando un día al primer pronóstico.

Ayer el patrón del 'Dongfeng', Charles Caudrelier, aseguró que «tras de nueve días de regata y más de 3000 millas, empiezo a 'odiar' el rojo, el barco de nuestros amigos españoles. Escuché que Xabi fue ciclista» -compitió tres años en el campo aficionado- «y, como decimos en Francia sobre el ciclismo, 'Mapfre' está chupando nuestra rueda, siguiendo todos nuestros movimientos y esperando la oportunidad de atacar».

El patrón guipuzcoano recordó lo vivido días atrás como una experiencia «dura y estresante, a la vez que divertida por estar peleando tan de cerca con otro barco. Hicimos más de treinta trasluchadas en unas 24 horas, por lo que no hubo mucho tiempo para dormir. Además de eso, teníamos que trasluchar cerca del límite de la zona de exclusión de hielo, por lo que no podíamos cometer ningún error en esas trasluchadas para evitar entrar en la zona prohibida».

Fernández apunta que «nos quedan 2.300 millas por recorrer y mucha acción, así que seguimos con la moral alta porque creemos que estamos haciendo una muy buena etapa. Seguimos estirando sobre los barcos de detrás y eso también es bueno».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos