Golf

Adrián Otaegui: «Mi objetivo al final de año es meterme entre los cien mejores del mundo»

Adrián Otaegui observa la bola antes de golpear con el putt durante un torneo./DOMINIQUE FAGOT
Adrián Otaegui observa la bola antes de golpear con el putt durante un torneo. / DOMINIQUE FAGOT
Adrián Otaegui (Golfista)

El donostiarra conquistó el domingo su primer torneo del Circuito Europeo y se sitúa en el Top-150 del mundo

IMANOL TROYANOSAN SEBASTIÁN.

Han tenido que pasar más de diez años para volver a ver a un guipuzcoano conquistar un torneo del Circuito Europeo de golf. Desde que José María Olazabal se hiciera con el Mallorca Classic en 2005, ningún jugador del territorio había conseguido proclamarse vencedor en un campeonato profesional de este deporte. Hasta el domingo pasado. Adrián Otaegui (San Sebastián, 1992) acabó con la sequía en Múnich después de levantar el torneo Saltire Energy Paul Lawrie, disputado en la modalidad Match Play (eliminatorias individuales).

- ¿Se ha quitado un peso de encima al conseguir su primer título?

- No tenía presión por ganar, venía de jugar bien en los últimos meses. Estaba con confianza y tenía buenas sensaciones. Mi único objetivo era mantener opciones para ganar un torneo y al final ha caído esta semana, pero podía haberlo hecho en otra. Este era un campeonato distinto, en la modalidad de Match Play, no era Medal (la habitual) y lo he disfrutado mucho. He jugado muy bien toda la semana y el partido más difícil fue el de la final. Arranqué tres hoyos por debajo en la primera vuelta, pero pude remediar la situación.

«No tenía presión por ganar el torneo, venía de jugar bien en los últimos meses»

«En la entrega de premios me dijeron: '¿Ya sabes que tenemos hoyo 18?'»

- ¿Qué ha cambiado en este torneo que le faltó en los anteriores?

- No cambió nada, solo fueron pequeños detalles que esta vez se decantaron a mi favor. Al jugar uno contra uno, pude ser más agresivo y eso me vino bien.

- ¿Prefiere competir en la modalidad Match Play?

- No, en realidad me gusta cualquier modalidad. Match Play jugamos muy pocos torneos. Este es el único que voy a jugar en todo el año. Me gusta la modalidad porque es un poco distinta a lo que estamos acostumbrados, pero lo más frecuente es el Medal. Me encanta poder jugar contra todos a la vez. Eso es el golf.

- ¿Recuerda el golpe que le dio la victoria?

- Fue en el hoyo 17. Un putt de nueve metros, con ligera caída de derecha a izquierda. Lo tiré firme y en cuanto salió la bola vi que iba bien. A medida que se acercaba al hoyo sabía que se metía.

- Tuvo que sudar mucho para batir al alemán Marcel Siem en la final. Comenzó por detrás y tenía a la afición en contra.

- Sabía que iba a ser duro, que todo el público iba a estar a su favor y estaba mentalizado para ello. Siem empezó jugando muy bien. Tirando buenos putts y a bandera. Yo anduve un poco flojo al principio. Se me escaparon un par de putts, pero luché hasta el final.

- Reaccionó de manera brillante en los últimos ocho hoyos.

- Hice cinco birdies. Jugué muy bien y acabé con tres birdies, en el 15, 16 y 17. Él jugó muy bien la primera vuelta y no me dejó coger ventaja, pero en la segunda yo hice lo mismo y pude remontar. No le dejé mucha opción de que me ganara hoyos.

- No le hizo falta pisar el hoyo 18 en todo el campeonato.

- No he jugado ningún día en él (ríe). En la entrega de premios me dijeron: '¿Ya sabes que tenemos hoyo 18?'. Lo vi el miércoles de lejos, pero no me apetecía mucho jugarlo (ríe).

- ¿Ya ha podido hablar con José María Olazabal? ¿Le ha felicitado por su victoria?

- No, el domingo recibí muchísimos mensajes y llamadas, pero tuve que irme a Stuttgart y estaba muy cansado. Volé de vuelta a casa el lunes por la mañana y todavía no he podido hablar con él.

- Sergio García le ha felicitado por las redes sociales y le ha recordado que lo que ha logrado no es nada fácil.

- No he visto esa felicitación en particular, pero sí otras muchas. Cuando te felicitan jugadores que son rivales y ves que se alegran de verdad, te emociona. Será que estoy haciendo las cosas bien, no solo como jugador de golf sino también como persona. En el golf es difícil ganar. En general, no juegas uno contra uno, sino contra ti mismo.

- Esta victoria le permite colarse en el Top-150 del mundo.

- Supone un poco más de energía para seguir trabajando. Mi objetivo de aquí a final de año será intentar meterme entre los cien primeros.

- ¿En qué torneos participará próximamente?

- Ahora voy a descansar dos semanas, porque luego tendré mucha tralla. Participaré en muchos torneos importantes seguidos. Empezando por uno en Suiza. Luego tengo siete seguidos. Si veo que estoy cansado, pararé. Terminaré el año en octubre en el Valderrama Masters de Andalucía.

- Su triunfo certifica el gran año para el golf vasco.

- Desde José Mari no había aparecido una figura emergente, pero en los últimos años hemos empezado a coger protagonismo. Con las victorias de Jon Rahm en Estados Unidos y ahora la mía en Alemania, intentaremos seguir haciendo ruido.

- Usted es de noviembre y apenas cuenta con 24 años. ¿A qué edad cogió su primer hierro?

- Llevo toda la vida jugando al golf. Empecé a los tres años. Con cinco competí por primera vez y llevo jugando en el campo de Goiburu (Andoain) desde los diez.Mi aita fue la primera persona que me llevó a un campo de golf. Veía a la gente jugar y pegaba de vez en cuando alguna bola. Hasta ahora.

Fotos

Vídeos