Alpinismo

Iñurrategi, Vallejo y Zabalza renuncian a los Gasherbrum por el mal tiempo

Imagen realizada durante la expedición WOPeak 2017. /
Imagen realizada durante la expedición WOPeak 2017.

«Nos encontrábamos en un lugar en el que no deberíamos estar», aseguran ante la amenaza de la nieve y el viento

DV

El equipo formado por Alberto Iñurrategi, Juan Vallejo y Mikel Zabalza ha dado por concluida, debido al mal tiempo, la expedición WOPeak 2017, en la que pretendían enlazar las cimas del G-I (8.068 metros) y el G-II (8.035 metros) en estilo alpino y sin recurrir a las rutas habituales.

Según ha informado su equipo de apoyo, los montañeros vascos han tomado la decisión después de descender con «dificultades» hasta el Campo Base tras un segundo intento que, como el primero, quedó frustrado por las «fuertes ventiscas» y la «gran cantidad de nieve acumulada en las rutas elegidas».

Tras completar el periodo de aclimatación durante el mes de junio, Iñurrategi, Vallejo y Zabalza salieron el 8 de julio con la intención de cumplir su idea inicial de enlazar las cumbres del G-I y el G-II de forma continuada por el collado que las une y sin descender al Campo Base.

Condiciones de seguridad

El viento y la nieve les hicieron retroceder al percibir la sensación, según confesaron más tarde, de encontrarse «en un lugar en el que no deberíamos estar» y «escalando en condiciones que se sitúan en lo no aconsejable en cuanto a seguridad».

El pasado miércoles comenzaron un segundo intento, aunque variaron su plan inicial para intentar ascender exclusivamente a la cima del G-II por la vía Kukuczka-Kurticka. De nuevo el fuerte viento en una ruta muy expuesta les hizo regresar primero al Campo 2 y, tras descender al Campo Base de nuevo y evaluar los riesgos, dar por finalizada la aventura debido a esas malas condiciones que «han sido de nuevo claves para no poder completar la travesía».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos